Portada :: Palestina y Oriente Prximo :: Siria
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 26-12-2016

Rquiem por Siria

OrientXXI

Traducido para Rebelin por Francisco Fernndez Caparrs y Rosa Carazo.


El mircoles 7 de noviembre el ejrcito sirio tom el control de toda la vieja ciudad de Alepo, situada a los pies de su clebre ciudadela cuyos habitantes resistieron o fueron derrotados durante los pasados siglos. La cada de Alepo marca un giro en la guerra de Siria porque nadie puede negar el importante avance del rgimen. El mismo rgimen que ha visto la derrota de sus adversarios que han controlado la capital econmica y segunda ciudad del pas, partida en dos desde 2012. Si bien es verdad que no sabemos lo que ocurrir maana, lo cierto es que podemos hacer la triste constatacin de que se trata de una victoria de la realpolitik: una victoria de los bombardeos sobre el Derecho humanitario a la vez que una derrota de las diplomacias occidentales. Ser tambin la victoria de Rusia que se impone sin escrpulos como una firme aliada del rgimen sirio, un actor primordial en el Prximo Oriente y el Mediterrneo, desafiando a las potencias occidentales.

La esperanza de un levantamiento pacfico contra la dictadura, parecido al que sacudi a otros pases del mundo rabe desde el invierno de 2010, se ha roto frente a la extrema brutalidad del rgimen, las mltiples injerencias de las potencias regionales, desde Qatar hasta Irn pasando por Arabia Saud y a la inanidad de la comunidad internacional.

La ofensiva de Damasco y Mosc contra Alepo, que comenz el 15 de noviembre, ha durado menos de un mes. Los incesantes bombardeos areos llevados a cabo principalmente por los rusos y la lluvia de fuego diaria han sido la razn de la determinacin de los rebeldes de todas las tendencias, inferiores en nmero y equipamiento. Divididos y debilitados, el 7 de diciembre propusieron un alto el fuego inmediato de cinco das en Alepo y la evacuacin de los civiles, negndose a entregar las armas -lo que habra significado una capitulacin-. El mismo da, seis capitales occidentales, incluidas Washington, Pars y Londres, hicieron un llamamiento a la tregua ante la catstrofe humanitaria. Como caba esperar, Damasco respondi con un no rotundo mientras que los movimientos que siempre ha denunciado como organizaciones terroristas no hubieran evacuado la zona. El anuncio hecho por Rusia el 8 de diciembre sobre un alto el fuego unilateral no ha sido ms que una cortina de humo.

En el plano humano, el balance de Alepo es aterrador debido a la escasez, la hambruna, el sufrimiento, la penuria cotidiana, la muerte de civiles, la destruccin de hospitales, centros mdicos y escuelas que son una realidad desde hace ya cuatro aos. Al menos 80 000 personas han abandonado el este de Alepo desde el comienzo de la ofensiva. Se desconoce el paradero de los jvenes que han hudo y que han sido interceptados en las barreras de control del ejrcito. Las organizaciones humanitarias internacionales no estn presentes. Desde que comenz la ofensiva varios cientos de personas han sido asesinadas en el este de Alepo. La mayora eran civiles, de los cuales haba muchos nios as como un gran nmero de mdicos y de personal sanitario. Sin nimo de hacer comparaciones macabras, cabe recordar que el territorio controlado por el rgimen tampoco se ha librado de los ataques cotidianos de grupos rebeldes, causando un centenar de muertos.

La triste irona es que Alepo, con sus casi tres millones de habitantes -y una importante actividad comercial e industrial-, fue la ltima gran ciudad siria que se sublev, un ao despus del inicio de los primeros disturbios en la primavera de 2011. Despus, Alepo se sum al estallido de la revolucin que haba comenzado pacficamente en el sur de Damasco, en la ciudad de Deraa. Temiendo por su supervivencia, el rgimen denunci de inmediato un complot procedente del extranjero, fomentado tanto por las monarquas sunes del Golfo como por Turqua, que reprimi con dureza. De esta manera las reivindicaciones ciudadanas que hicieron salir a los sirios a la calle se transformaron en revueltas, despus en levantamientos, hasta terminar convirtindose en un caos en el que los grupos rebeldes se disputan el poder o se matan unos a otros mientras las potencias regionales alimentan el conflicto y la poblacin queda atrapada en la guerra.

En este contexto de guerra absoluta, el rgimen ha sido acusado de crimen contra la humanidad, un honor que comparte con la organizacin del Estado Islmico (OEI) cuyos combatientes fueron expulsados del este de Alepo por los rebeldes, a diferencia del Frente Al-Nusra (que ha cambiado de nombre por Fatah Al-Sham tras haber roto sus vnculos con Al-Qaeda).

En el plano poltico, Damasco no ha tardado en reaccionar ante su victoria en Alepo. Bachar Al-Assad se ha apresurado a declarar que se trata de una etapa importante hacia el final de la guerra y aada pero seamos realistas, ello no significa el final de la guerra. La cada de Alepo sera una inmensa derrota para la oposicin siria -militar y poltica-, pero no creo que ponga fin a la guerra civil indic por su parte Robert Ford, el ltimo embajador de Estados Unidos en Damasco, en una declaracin a Syria Direct el 6 de diciembre. Y por ms que Occidente intente dar lecciones no ha hecho ms que demostrar la amplitud de su impotencia, sus divisiones y los lmites de su diplomacia, sin haber comprendido que la dimensin humanitaria no puede sustituir a la poltica. Los gobiernos occidentales no pueden eximirse de su responsabilidad en este conflicto. Y en particular Francia que durante mucho tiempo ha negado que Irn tuviera una papel en las negociaciones de paz.

Aunque es demasiado pronto para saber qu consecuencias tendr para Siria la cada de Alepo, el presidente sirio espera haber ganado un nuevo aliado objetivo con la eleccin de Donald Trump para la presidencia de Estados Unidos. Un hombre que ve en Bachar Al-Assad o en el presidente egipcio Abdel Fattah Al-Sissi compaeros en la guerra mundial contra el terrorismo.


Texto original: http://orientxxi.info/magazine/requiem-pour-la-syrie,1621



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter