Portada :: Europa
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 07-01-2017

Blgica, la subjetivacin del derecho penal

Jean-Claude Paye
Rebelin

Traducido del francs para Rebelin por Beatriz Morales Bastos


El ao 2016 ha registrado una verdadera inflacin legislativa en materia penal. Dos leyes significativas, una, que data del mes de agosto y redefine la incitacin directa al terrorismo y otra, adoptada en diciembre y que castiga la participacin en una organizacin terrorista y la preparacin de actos terroristas, constituyen un paso importante adelante en el proceso de subjetivacin del derecho penal que comenz hace una quincena de aos. Esta tendencia, comn al conjunto de los pases miembros de la Unin Europea (UE), precede a los atentados del 11 de septiembre de 2001 .

Un proceso que precede a la lucha contra el terrorismo

En Blgica la tendencia empieza con la ley relativa a las organizaciones criminales del 10 de enero de 1999. Se trata de una verdadera prefiguracin de las legislaciones antiterroristas que castiga la pertenencia as como la participacin en actividades lcitas de la organizacin llamada criminal. Esta ley construye ya una responsabilidad colectiva. El simple hecho de formar parte de una organizacin perseguida, sin cometer un delito material ni haber tenido la intencin de cometerlo, basta para ser castigado. La segunda etapa corresponde al periodo que sigue a los atentados del 11 de septiembre. La inclusin en el cdigo penal belga en diciembre de 2001 de la Decisin Marco de la UE relativa al terrorismo establece una nueva incriminacin especificando el acto y la organizacin terroristas. La infraccin comprende un doble elemento: uno objetivo, es decir, un acto violento, un atentado, la destruccin de un edificio...y otro subjetivo, la intencin con la que se comete el acto. Lo que es determinante es este elemento subjetivo. Una accin se considera terrorista cuando tiene por objetivo atentar gravemente contra las estructuras polticas, econmicas o sociales de un pas, o cuando tienen por objetivo desestabilizarlo. Esta ley desarrolla tambin un delito de pertenencia. Una persona puede ser perseguida no porque haya cometido un acto determinado sino simplemente porque es miembro de una organizacin etiquetada de terroristas o se considera que est vinculada a ella.

La incitacin al terrorismo como delito de opinin

Tras los ltimos atentados en Francia y Blgica la maquinaria legislativa se embala. La ley del 8 de agosto de 2016 relativa a disposiciones diversas en materia de lucha contra el terrorismo modifica el delito de incitacin al terrorismo, ya contenido en la ley del 18 de febrero de 2013. Esta transposicin al derecho belga de la Decisin Marco 2008/919/JAI del Consejo de la UE persegua el hecho de difundir o poner a disposicin del pblico un mensaje con la intencin de incitar directa o indirectamente a la comisin de una infraccin terrorista. Se trataba ya de una nocin muy difusa, que violaba el principio de legalidad. En caso de incitacin indirecta el magistrado debe especular tanto sobre las intenciones del autor como sobre lo sentido por aquellas personas que reciben o podran recibir el mensaje. En el marco de la ley de 2013 el juez tambin deba determinar, en ausencia del paso al acto, si la difusin del mensaje crea el riesgo de que se hubiera podido cometer una infraccin terrorista. Por consiguiente, se trata de un elemento puramente subjetivo que no tiene que ser confrontado a ninguna objetivacin. Sin embargo, lo que suprime la ley de 2016 es esta evaluacin. La nocin de riesgo ya no es necesaria para caracterizar una palabra o un escrito de incitacin directa al terrorismo, lo que refuerza as la posibilidad de crear un puro delito de opinin.

Castigar un conocimiento supuesto y no confirmado

A continuacin, la ltima ley que modifica el cdigo penal en lo que concierne a la represin del terrorismo, de diciembre de 2016, modifica la nocin de participacin en una organizacin terrorista. Esta incriminacin, introducida por la ley del 19 de diciembre de 2003, castiga a toda persona que participa en una actividad de un grupo terrorista [] sabiendo que esta participacin contribuye a cometer un crimen o un delito del grupo terrorista. La ley de 2016 sustituye la palabra sabiendo por habiendo sabido o habiendo debido saber y el verbo contribuir por podra contribuir. La incriminacin se amplia de forma considerable. Crea una nocin de conocimiento presupuesto que sustituye a un saber real. Recordemos que en la antes mencionada ley de 1999 relativa a las organizaciones criminales las palabras o deber saber se suprimieron tras el temor expresado durante las discusiones parlamentarias de que as se invertira la carga de la prueba y el juez se vera llevado a deducir la culpabilidad de un sospechoso in abstrato.

La incriminacin contenida en esta ley del 2016 se opone a la seguridad jurdica que requiere que para que un acto sea punible es preciso que el autor sea capaz de saber en el momento en el que acta que este acto constituye una infraccin.

La intencin: verdadera materialidad del acto preparatorio

As, la ley prev perseguir unos actos preparatorios de una infraccin terrorista que consisten en facilitar y hacer posible la ejecucin de la accin, pero no constituyen unos actos materiales de dicha infraccin. As, esta incriminacin puede referirse a unos actos que no tienen nada de ilegal, pero que se vuelven ilegales porque van unidos a una intencin de cometer un acto terrorista. Contrariamente al intento que se refiere a unos actos materiales, lo esencial de la nocin de preparacin de una infraccin terrorista se basa en un elemento subjetivo, la intencin atribuida al acusado.

El gobierno [belga] se ha inspirado en la legislacin francesa. Pero esta prev una lista de comportamientos que deben ser considerados actos preparatorios. Hay que sealar que tambin requiere la combinacin de un acto preparatorio (el hecho de tener, buscar, procurarse o fabricar unos objetos o sustancias que puedan crear un peligro para otra persona) con otro (por ejemplo, recoger informacin sobre el lugar que es objetivo de una accin). En Blgica no se ha conservado esta solucin porque era consideraba demasiado restrictiva.

Es el elemento subjetivo, la intencin criminal atribuida al autor, lo que permitir determinar si la accin planteada es ilegal, sin ningn intento, al contrario que en Francia, de objetivar un tanto la incriminacin de los actos preparatorios.

Jean-Claude Paye es un socilogo belga y autor de El final del estado de derecho, Hondarribia, Hiru, 2008. Su ltima obra es Lemprise de limage. De Guantanamo Tarnac. Editions Yves Michel.

Este artculo es una versin del autor de su artculo http://www.mondialisation.ca/belgique-etat-dexception-sans-etat-durgence/5565464

Esta traduccin se puede reproducir libremente a condicin de respetar su integridad y mencionar al autor, a la traductora y Rebelin como fuente de la traduccin.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter