Portada :: Venezuela
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 19-01-2017

Economa 2007

Crismar Lujano y Alfredo Serrano Mancilla
celag.org


Venezuela deja atrs un ao complejo en lo econmico. Las enormes dificultades, adversidades y fuertes restricciones (externa e interna) se hicieron presentes desde el primer minuto de 2016.

En el contexto externo, el pas continu haciendo frente al prolongado perodo de derrumbe -ms de 50% en solo dos aos- de los precios internacionales del crudo, una herida casi mortal para una economa que depende en 95% de la venta del hidrocarburo en su captacin de divisas. A las pruebas nos remitimos: durante los ltimos tres aos, la merma de los ingresos en divisas ha sido una constante. Entre 2014 y 2015 los ingresos por la renta petrolera pasaron de 39.716 millones de dlares a 13.236 millones; mientras que en 2016 batieron un nuevo record a la baja: 5.291 millones. Esta es sin lugar a dudas la peor cada de la ltima dcada.

A nivel externo, tampoco podemos olvidar la presin que han jugado los poderes financieros internacionales contra Venezuela. Cmo es que un pas que cada vez que paga sus compromisos a los acreedores, a tiempo y segn las condiciones de reembolso, le suben el riesgo pas? Lo cierto es que pese a los intentos de posicionar el relato de una Venezuela en default, el pas ha honrado con todas sus obligaciones financieras. Concretamente, solo en este 2016 el pas cancel -a tiempo- ms de 17.000 millones de dlares en forma de bonos (capital ms intereses). Otro dato, si cabe ms contundente: en los ltimos dos aos y medio, un perodo que va desde finales de 2014, todo 2015 y todo 2016, el pas ha pagado algo ms de 60 mil millones de dlares en compromisos internacionales. Venezuela paga mientras el mundo financiero afirma que hay mucho riesgo que no pague. Sin embargo, nada tiene que ver la confianza de los acreedores de la deuda venezolana con aquello que profetizan ciertas agencias de calificacin. Ms del 90% de los tenedores de la deuda jams la revendieron en ningn mercado secundario en los ltimos 4 aos. Es decir: la confianza en Venezuela existe mal que le pese a muchos.

En el contexto interno, por su parte, la guerra econmica de carcter no convencional impulsada por agentes antagnicos a la Revolucin Bolivariana se recrudeci. Los frentes polticos, econmicos y financieros hicieron uso de todo su arsenal para caotizar la ya sentida economa del pas. Larga lista de poderosos grupos promovieron diferentes estrategias para la afectacin sistemtica de las cadenas de produccin y distribucin de alimentos, el acaparamiento de productos bsicos, el ataque a la moneda nacional a travs de mafias fronterizas, la induccin de una inflacin especulativa. En su mayora, sectores que sin producir un solo rubro se lucraron de la crisis en mucho ms del 100%.

Nada de esto significa que la economa venezolana no tenga sus propios desequilibrios estructurales luego de ms de tres lustros de aceleradas transformaciones. La necesidad de incrementar la produccin nacional para garantizar una oferta estable acorde a la demanda es un asunto imperioso. La agenda productiva es verdaderamente el gran reto de la economa del pas. Se requiere generar riqueza puertas adentro para evitar tanta dependencia externa. Y ello ha de hacerse adems con eficiencia productiva y social. El modelo venezolano no es cualquiera; y de lo que se trata es de crecer distribuyendo para que la riqueza no se cree a costa del empobrecimiento de las mayoras. Los 15 motores productivos han de ser la columna vertebral de la nueva economa del 2017.

A contrapelo de la receta dominante en otros pases de la regin, en Venezuela, el Presidente Maduro en su pasada rendicin de cuentas (del ao 2016) dej claro que el camino a seguir no es el neoliberal. En su intervencin, demostr que la senda no es la poltica econmica austericida. Ni recorte sociales ni recortes de salario nominal. El ajuste bolivariano en su lugar ha estado enfocado en proteger el bolsillo de las mayoras y as los nmeros lo confirman. Algunas cifras:

1) En 2016 la inversin social fue de 73%, un incremento de un punto y medio respecto al gasto de 2015 (71,4%).

2) En materia salarial, hubo cinco aumentos del ingreso mnimo mensual durante el ao pasado e inicios de este ao, que juntos suman un acumulado anual del 536%.

3) En el sistema de Seguridad Social, hoy da 9 de cada 10 adultos mayores pertenecen al sistema previsional que en 2016 contabiliz ms de 3.200.000 pensionados, cerca del 89,9% de la personas en edad de recibir este beneficio en el pas.

4) En relacin a otros programas sociales, 335.000 viviendas rehabilitadas por el programa Barrio Nuevo, Barrio Tricolor, y 359.000 nuevos hogares construidos por la Gran Misin Vivienda Venezuela (GMVV), para un total de 1.350.000 viviendas a cinco aos de su lanzamiento.

5) En relacin a la cuestin alimentaria, nacieron los Comits Locales de Abastecimiento y Produccin (CLAP), una forma de organizacin popular que responde a la necesidad de fraguar, desde lo local, un nuevo sistema de produccin de rubros de primera necesidad y la distribucin de los mismos entre las comunidades. Desde el momento de su creacin y hasta finales de 2016, se entregaron 351.674 toneladas de alimentos a un 1.945.441 familias. Para el primer trimestre de 2017 la meta es llegar a seis millones de hogares. Adems de esto, en breve, se crearn las tiendas CLAPs que buscarn ampliar la oferta de productos complementarios a precios justos.

Pero adems de lo social, hay que destacar el gran golpe de timn en clave tributaria y cambiaria. En lo tributario, el gobierno bolivariano demostr que sabe navegar a contracorriente del canon neoliberal. El Presidente Maduro tom la decisin de proteger a 2.400.000 familias exonerndole de pagar el impuesto sobre la renta correspondiente con el ejercicio pasado. Esto significa que casi el 95% de los contribuyentes (personas fsicas) no pagarn este tributo. Pero a cambio de ello, plante la creacin de impuesto patrimonial para aquellas empresas con patrimonio superior a 2.000 millones de bolvares (casi 3 millones de dlares calculados a Dicom). Esto pone de manifiesto que la Revolucin Tributaria sigue en marcha en Venezuela protegiendo a los que menos tienen y centrando toda su atencin en aquellos que se han enriquecido y mucho en estos aos difciles.

En relacin a lo cambiario, se han abierto casas de cambio en territorio venezolano en zona fronteriza. El objetivo es ganar soberana cambiaria frente a la arremetida permanente desde Colombia que ha venido permitiendo legalmente que los intermediarios cambiarios pongan el tipo de cambio que deseen haciendo caso omiso a lo que diga su propio Banco Central. Este diferencial cambiario, amparado en la resolucin 8, es realmente nocivo para Venezuela pues atenta a una relacin econmica de competencia leal. La nueva decisin econmica de permitir la convertibilidad entre el bolvar y el peso colombiano en las casas de cambio venezolanas abre un nuevo pulso cambiario con mejores condiciones y herramientas para evitar la devaluacin practicada desde Colombia contra la moneda venezolana.

Se viene un ao econmico 2017 seguramente bien diferente al pasado. Los precios del petrleo comienzan con un valor de 45 dlares el barril cuando en enero del 2016 marcaban un mnimo histrico de 20. El arco minero ha comenzado a funcionar. Las relaciones con China siguen dando sus frutos. La restriccin externa amaina relativamente. Y a nivel interno, las condiciones de partida son infinitamente mejores que las del ao pasado para inaugurar hacia delante una nueva poca productiva. La casa econmica venezolana est mucho ms organizada para afrontar el nuevo ao.

@Clujan0 @alfreserramanci

Fuente: http://www.celag.org/venezuela-economia-2017/

Rebelin ha publicado este artculo con el permiso de los autores mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter