Por ejemplo: tan pronto sea nombrado el nuevo relator de la Operacin Lavado Rpido en el Supremo Tribunal Federal, le tocar a Michel Temer indicar el nombre que ocupar el silln de Teori Zavascki, fallecido en un accidente areo el pasado da 19, en la instancia mxima de la Justicia en mi pas. Temer fue suficientemente sensible cosa rarsima en alguien de tan escasa estatura tica y moral para esperar que primero se decida, en el mbito del STF, quin ser el nuevo relator de la causa que involucra a polticos de todos los calibres en las investigaciones de la Operacin Lavado Rpido para slo entonces indicar el sustituto de Zavascki en la corte.

Y aqu surge otra vez el rostro inslito de nuestra realidad actual, una pura irona de los tortuosos caminos vividos: el sustituto del austero Zavascki ser indicado por Michel Temer y luego confirmado por el Senado. Es decir: el hombre que participar de la decisin de los denunciados por corrupcin ser indicado por un sujeto que en solamente una una de las delaciones premiadas de 77 altos y medianos ejecutivos de la constructora Odebrecht es mencionado nada menos que 43 veces. Ya se sabe que aparece en otras tres. Y por si fuera poco, el nuevo integrante de la Corte ser confirmado por los 81 senadores de la Repblica, de los cuales 12 estn bajo investigacin formal y otros 9 fueron mencionados y podrn ser imputados e investigados.

A tiempo: uno de los candidatos a un silln entre los magistrados de la instancia mxima de la Justicia en mi pas, guardiana de la Constitucin y de nuestros derechos, Ives Gandra Martins Filho, es fervoroso miembro del Opus Dei. Hizo voto de castidad, de pobreza y todo lo dems, uso de un cinturn de cilicio inclusive. Tiene opiniones propias: dice que la unin homo-afectiva es comparable a la de la mujer que se casa con su caballo o del hombre que se casa con su perra. De aborto, investigaciones cientficas con clulas embrionarias, legalizacin de drogas y otros temas, mejor ni hablar. No sin razn es el favorito personal de Michel Temer.

Pero tambin en otro mbito de la Justicia la situacin de Temer es especialmente delicada: l est bajo investigacin del Tribunal Superior Electoral, que incluir en su juicio las denuncias que constan de lo que contaron los ejecutivos de la Odebrecht. Por lo que ya se sabe, son denuncias concretas y espeluznantes. Hay declaraciones indicando fecha, local y horas en que Temer, acompaado por bandoleros notorios y notables (muchos de ellos, sus actuales ministros), con destaque para Eduardo Cunha, figura clave para el xito del golpe que destituy Dilma Rousseff cuando presida la Cmara de Diputados y ahora figura reluciente en una crcel. En todos los menes de las cenas ofrecidas, el plato principal siempre fue la cantidad de dinero pedida por Temer y sus aclitos.

En el mapa de las cosas inslitas de este inslito pas hay ms, mucho ms, surgidas de la Polica Federal, que por la Constitucin sera la polica judicial del Estado pero acta como partido poltico.

El comisario-jefe encargado de la Operacin Lavado Rpido admite cndidamente a la revista Veja, cuya parcialidad sera vergonzosa si sus responsables supiesen el sentido de la palabra vergenza, que se perdi el timing propicio para detener Lula da Silva.

A los pocos das fue desmentido por otro comisario de la Polica Federal, Igor Romario, quien afirm que tal timing no se haba perdido y que Lula podra ir preso en 30 o 60 das. Detalle nmero uno: en un abuso increble, y con el evidente intento de alcanzar a Lula en un momento absolutamente delicado, lo afirm cuando el ex presidente estaba en un Centro de Terapia Intensiva, acompaando a su esposa, Marisa Leticia, que sufri un grave accidente cerebrovascular y est en coma. Detalle nmero dos: ese mismo sujeto fue ardoroso defensor de la candidatura de Acio Neves en las presidenciales de 2014.

Esa nueva demostracin de parcialidad astronmica, de abuso de autoridad al fin y al cabo, desde cundo es legalmente aceptable anunciar anticipadamente, con todo y fecha, la prisin de quien siquiera fue juzgado? de politizacin extrema de la Justicia, ocurre sin que ninguna clase de medida punitiva sea adoptada por sus superiores.

Lo inslito reaparece en todas partes. Por ejemplo: el ex millonario Eike Batista sale rumbo a Nueva York. Migraciones sella su pasaporte alemn, gracias a su doble ciudadana. Los trmites migratorios, en Brasil, estn a cargo de la Polica Federal.

Dos das despus, la misma Polica realiza una aparatosa accin, bautizada Operacin Eficiencia, para detenerlo en su mansin, a pocas cuadras de mi casa. Despert a las seis de la maana con el ruido de un helicptero.

Claro que, a aquellas alturas, Batista estaba lejos, protegido. Claro que l supo, con dos das de antelacin, que sera detenido bajo denuncias de corrupcin. Vaya eficiencia, la de quien sella el pasaporte de un viajero que sale del pas y lo va a detener dos das ms tarde.

Fuente: https://www.pagina12.com.ar/16849-brasil-un-pais-cada-vez-mas-insolito