Portada :: Cuba
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 21-02-2017

Cuba e Irlanda: pasajes del pasado y de hoy

Wilkie Delgado Correa
Rebelin


Las Termpilas no fueron sino un esfuerzo pasajero de una hora; mientras que el herosmo de los cubanos ha sido constante y se ha desplegado en cien campos de batalla Toda la historia humana no puede suministrar un ejemplo ms elocuente de propsito heroico. James J. OKelly

En estos das se encuentra de visita oficial en Cuba el presidente de Irlanda, Michael D. Higgins, primera de un mandatario de ese pas en la historia, quien adems de los encuentros oficiales propios de su cargo, y en particular con el Presidente Ral Castro, ha incluido en su agenda una conferencia magistral en el Aula Magna del Colegio de San Gernimo de la Universidad de La Habana, la visita al Instituto de Medicina Tropical Pedro Kouri (IPK) y su presencia en la sede, en la fortaleza de La Cabaa, de la Feria Internacional del Libro de la Habana. Como una demostracin adicional de su contacto directo con el pueblo cubano y de su carisma popular, el jefe de estado irlands present en ese sitio el libro El crimen del Estrella del Mar, de su compatriota Joseph PConnor, a quien calific como uno de los grandes diplomticos irlandeses, por la calidad de su prosa y la agudeza de los temas que trata. Higgins recalc tambin que la obra es la primera de un autor irlands publicada en Cuba desde Ulyses, de James Joyce.

Sobre la Repblica de Irlanda, o simplemente Irlanda, debe precisarse que se trata de una isla ubicada al noroeste de Europa. Este estado tiene como capital Dubln y ocupa aproximadamente las cinco sextas partes del territorio, o sea, 70 280 km, que representa el 83 % de la isla. Por tanto, su superficie es 15,3 veces menor que la de Cuba. Obtuvo su independencia efectiva del Reino Unido en 1922, tras una guerra de independencia cuyos orgenes se remontaban al siglo XIX. El resto del territorio de la isla, Irlanda del Norte, pertenece al Reino Unido de Gran Bretaa. Y la aspiracin y lucha tradicionalmente presentes en sectores de la poblacin de esta regin, dividida entre nacionalistas y unionistas, por lograr una independencia total e integracin o mantener el actual estado ha sido sangrienta y es un captulo histrico pendiente.

Durante el siglo XIX sufri los embates de una hambruna colosal entre 1845 y 1849 que redujo, por muerte y emigracin hacia todas partes, la poblacin de entonces de 8 millones de personas a niveles de 4,5 millones. Con oscilaciones en distintos periodos, su poblacin actual es aproximadamente esta, con una gran concentracin en la capital.

De manera que si bien el pas se ha caracterizado por la impronta de la emigracin irlandesa y su asentamiento desde Australia hasta Estados Unidos, hay que enfatizar los aportes irlandeses, por ejemplo, a la literatura universal, ya que cuenta con cuatro Premios Nobel (George Bernard Shaw, Wiliam. B. Yeats, Samuel Beckett y Seamus Heaney) y otros muchos escritores con renombre mundial. Adems, goza de buen estandar de vida.

Son varias las referencias de Jos Mart sobre Irlanda y los irlandeses en los Estados Unidos, entre las que cito, por su relacin con los ideales independentistas, la siguiente, correspondiente a 1883: Apretados en amplio saln los irlandeses, proponen que todo irlands jure que no ha de llevar a la boca, ni tocar con su mano, ni poner sobre su cuerpo durante un ao objeto de comer, beber, trabajar, o vestir que haya salido del suelo o de los talleres de Inglaterra.

Durante el siglo XIX fueron muchos los personajes de origen irlands que formaron parte de la sociedad cubana de la poca, ya en altos cargos del gobierno espaol o como miembros de la clase adinerada. Sin embargo, el nexo ms trascendente y autntico se produjo en el periodo de 1872 a 1873, con la llegada a Cuba de James J. OKelly, corresponsal del peridico New York Herald, para informar sobre la guerra de independencia en Cuba y entrevistarse con Carlos Manuel de Cspedes, entonces presidente de la Repblica de Cuba en Armas. Sus peripecias, los hechos, descripciones, juicios y valoraciones del viaje y el contacto directo con los jefes y soldados mambises y con las autoridades espaolas, adems de ser publicados en la prensa, fueron recogidos brillantemente en el libro titulado La Tierra del Mamb.

En su campamento situado dentro de un bosque espeso ocurri el encuentro con Cspedes. As se inici aquella entrevista entre Cspedes y OKelly.

OKelly le relat los principales incidentes ocurridos durante su viaje a travs del territorio de la Isla, hasta que un agente del gobierno insurrecto le contact. Y se comenz el largo dilogo entre ambos personajes. En un momento posterior, OKelly aclar a Cspedes, le dije que era sbdito ingls, pero no soy ingls, sino irlands

Entonces, quizs nos entendamos mejor, no, seor OKelly? Ud podr comprender mejor la naturaleza de nuestra lucha. 

Sin duda, seor. S lo que es la aspiracin de libertad de un pueblo, tanto del suyo como del mo dijo OKelly con una franqueza absoluta ante aquella alma gemela que lo haba impresionado tan hondo que le estremeca sus sentimientos patriticos.

Finalmente, despus de varias semanas de caminatas y estancias en los campamentos mambises, y largas conversaciones, lleg el da de despedida de OKelly.

Entre las anotaciones de Cspedes referidas a OKelly, resalta la posible contribucin de ambos en los planes de independencia respectivos. Esta es la cita:

OKelly se presta a servir los intereses de Cuba. Ha formado una combinacin para explotar el elemento irlands. Si ayuda para alcanzar el reconocimiento de nuestra beligerancia por los Estados Unidos, la Repblica de Cuba le dar 20 000 rifles y un vapor, cuando est definitivamente establecida y reconocida por las naciones como tal. Ese individuo se compromete, de acuerdo con nuestro agente a ganar los dems elementos de los Estados Unidos incluso al Presidente. Si lo consigue, ser acreedor a una recompensa.

OKelly, a su vez, resumira en un pasaje de su libro La Tierra del Mamb, sus impresiones y valoraciones de su estancia junto a Carlos Manuel.

El modo de vivir de la compaa presidencial no tena nada de agradable. Los sufrimientos y penalidades deben haber probado hasta el extremo la devocin y el patriotismo de los cubanos que la componan... Aunque se vean obligados a desplegar una incesante actividad tanto fsica como moral, se sometan a ella con la mejor voluntad, de manera que, a pesar de todos sus sufrimientos y fatigas, siempre estaban alegres y contentos.

Como conclusin del encuentro de aquel patriota irlands con Cuba, quedan para las pginas de la historia todo lo contenido en su libro, aunque puedan sintetizarse en unas lneas breves, como stas:

La tierra del mamb es un pas completamente desconocido, pues lo han desfigurado en sus narraciones, as sus amigos como sus detractores. Y de cuanta constancia nos da pruebas este pueblo en su lucha por la libertad! Toda la historia humana no puede suministrar un ejemplo ms elocuente de propsito heroico.

Como dijo un amigo poltico irlands, OKelly estuvo siempre por la libertad: Constantemente, desde 1858, y hora tras hora, toda su vida so y labor por Irlanda. Y en Cuba podemos decir que los cubanos estamos en deuda con muchos que ayudaron a Cuba libre, como lo hizo OKelly, y que merecern siempre un homenaje y un gesto de gratitud

OKelly naci en Dubln, Irlanda en mayo de 1842, tena treinta aos cuando estuvo en Cuba, vivi en Irlanda dedicado a la poltica y muri el 22 de diciembre de 1916. Pudo conocer de la independencia de Cuba en 1902, pero no as el da de la independencia de su amada Irlanda.

Rebelin ha publicado este artculo con el permiso del autor mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter