Portada :: Otro mundo es posible
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 28-02-2017

Tecnologa y socialismo

Alexnder Coop
Rebelin


Introduccin

Llegados al punto de desarrollo tecnolgico actual, somos capaces de crear infinidad de riqueza con muy pocos recursos, y sin mucho esfuerzo fsico humano.

Eso debe implicar necesariamente jornadas laborales ms cortas, y mejor pagadas. La sociedad debera estar brindando servicios pblicos de alta calidad.

Pero esa no es la situacin, ms bien todo lo contrario. Empleo en escasez, algo lgico por la menor necesidad de mano de obra humana. Pero jornadas ms largas y peor pagadas para quienes las ejercen.

Algo que slo puede llevar a la conclusin de que existe una gran acumulacin de la riqueza de la sociedad, en muy pocas manos.

Desde una perspectiva de ingeniero slo puedo pensar que existen unas necesidades de la sociedad fcilmente calculables en cuestin de luz, agua, sanidad, educacin, ayuda especial, e incluso alimento y vestido.

Tambin est demostrado que los recursos naturales con los que se construye todo, no son infinitos, y por tanto hay que emplearlos con eficiencia.

Economa

Para ilustrar esta idea se me ocurre como ejemplo la construccin de una casa en el bosque. Imaginemos que llegan 100 personas con la misin de construir una casa.

La tarea es simple, que se organicen como quieran, con la tarea de construir una casa de la mejor manera posible, y a ser posible en el menor tiempo.

Bajo los estndares neoliberales actuales, las personas iran anrquicamente cortando rboles, picando piedra, y levantando cimientos. Al final del da habra varios intentos de construcciones, a lo sumo una casa construida, y definitivamente gran cantidad de material desperdiciado.

En un modelo organizado por la sociedad, se hubiera decidido de antemano de una manera lgica y prctica, cunta cantidad de material sera necesario, y repartir las tareas de extraccin de material, y de construccin.

La casa se hubiera realizado en menor tiempo, de una forma planificada y ordenada, y utilizando nicamente los recursos necesarios, y ni uno ms.

Feminismo

ltimamente observo algo que me produce gran consternacin, y es ver el movimiento feminista criticado bajo falacias ad-hominem. Es decir, mostrando slo el mensaje de algunas radicales en sus momentos de mayor elocuencia, y aprovechando esto para criticar todo un movimiento de reivindicaciones justas.

No obstante, suena hipcrita criticar ningn patriarcado, o situacin de desigualdad por gnero, ignorando la cuestin de renta. Mujeres independientes econmicamente, padecen en menor medida todos los problemas asociados al machismo, o incluso la violencia de gnero. Todo esto no es ms que una extensin del modelo jerrquico de desigualdad social actual, como ocurre tambin con el racismo.

Nacionalismo

Otro problema actual que puede verse es con Trump en USA o en Inglaterra con el Brexit, etc. La solucin que se ofrece a la poblacin es que se unan en el concepto de nacin, despreciando todo lo que provenga de fuera, priorizando antes a sus explotadores nacionales, que a aquellos que son explotados igualmente, pero de distintas nacionalidades. Por ello la construccin de muros de contencin (de la pobreza), ser visto como inevitable.

Esto lleva a una falta de enfoque en el problema real, y como toda confusin en la sociedad slo agrava y complica el problema. Hay nacionalismos que dicen no compartir estos rasgos de prejuicios y odio, pero deben saber que la idea de nacin siempre lleva la confrontacin implcita. Si algo tuvo claro el socialismo original, era la necesidad de unirse bajo una sola organizacin (La Internacional), pues la idea de clase no poda someterse a unas fronteras creadas por coaccin y sangre, en algn momento del pasado. Es obvio ver a da de hoy cmo unos pocos acumulan todo la riqueza mundial, y cmo la mayora de pases del tercer mundo sirven de fbricas de esclavos, incluso con nios. Los responsables de ese drama, son ciudadanos de nuestras naciones occidentales. Cmo hablar con orgullo de nuestras naciones, con sus gobiernos y elites? Con todo el dao causado a familias de medio mundo, suena pattico presumir de nuestro modelo occidental, esclavizando por nuestro consumo egosta, incluso a nios, y tapndonos los ojos hipcritamente. Como si la ausencia de una solucin directa, y la lejana del lugar del crimen, nos hiciera ms inocentes a ttulo individual, aunque seamos conscientes de lo injusto del modelo existente.

La izquierda actual

Derrotada en todos sus trminos. Nunca son ms rancio hablar de lucha de clases. Porque todos sabemos que no hay una pequesima minora elitista controlando cada nacin, y su riqueza.

Todo motivo de lucha suena vaco y de poca esperanza. Un mundo ms justo? Todos hemos aceptado ya la injusticia. Llegados a este punto, asumimos el individualismo, y aunque nos gustara un mundo mejor, primero pensamos en nosotros mismos y los ms cercanos. Qu hueco queda entonces para una revolucin social, en una sociedad que ha perdido toda esperanza de cambio?

Slo queda concentrarse en la forma, y procurar olvidar la esencia, o al menos mantenerla fuera del debate. La obsesin con lo polticamente correcto del lenguaje me recuerda a lo que ocurren en Estados Unidos con los negros. Siempre emplean terminologa racial escrupulosamente cuidada: african-american. Dar por hecho que un ciudadano americano que lleva tantas generaciones en ese pas, es africano, me sigue pareciendo un tanto racista. No obstante, el problema fundamental me parece que los ciudadanos negros tengan condiciones de vida mucho peores, de media, que los ciudadanos blancos. La terminologa importa bastante poco cuando no gozas de sanidad, educacin ni muchos recursos, por los que tu condicin inferior se perpetuar en las siguientes generaciones. Lo mismo ocurre con las mujeres y el feminismo. Enfocad la lucha en los derechos, no en el lenguaje, eso va implcito en el empoderamiento social.

El cerebro necesita ver avances, as que a la hora de acometer una tarea, prefiere concentrarse en tareas no crticas pero factibles, que en implementar la verdadera solucin. Nuevamente como ingeniero, vuelvo a pensar que en mi trabajo ningn compaero ni superior, me permitira entregar una solucin a base de parches, que no solucionara de raz el problema de base. Por qu entonces aceptamos este tipo de soluciones como vlidas, constantemente? Esto es lo que ocurre con leyes absurdas que no cambian nada, ONGs y diferentes manifestaciones de caridad en general. Aunque su labor es admirable y constantemente cambian cosas, todo sigue igual y nada parece avanzar a mejor. Yo no llamo a no participar en estas acciones, sino a repensar la organizacin y el plan de accin.

Conclusin

Con esto es fcil llegar a la conclusin de que slo una economa socialista es capaz de asegurar la satisfaccin de necesidades de toda la ciudadana. Slo as se garantiza el esfuerzo colectivo, y a su vez el reparto para el disfrute, de la riqueza generada. No habr forma de que la sociedad avance hacia este punto a menos que las soluciones que presenten se centren en la esencia, y no en la forma. Algo que ocurrir cuando la situacin sea insostenible, de manera lgica y natural, aunque mucho me temo que no sin sangre, sudor y lgrimas.

Alexnder Coop, Ingeniero informtico

Rebelin ha publicado este artculo con el permiso del autor mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter