Portada :: Cultura :: Leer
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 20-03-2017

Resea de "Los aos dorados", de Antonio Lzaro
La evocacin de una revolucin pendiente

Tomas F. Ruiz
Rebelin


Las libreras de todo el Estado espaol se han visto estos das enriquecidas con la aparicin de un nuevo libro, Los aos dorados de Antonio Lzaro. Ducho en novelas histricas y, de alguna forma, investigador de leyendas y mitos, Antonio Lzaro aborda ahora un tema muy controvertido: los aos de la transicin, esa farsa poltica que posibilit la continuidad, hasta prcticamente nuestros das, del rgimen fascista del general Franco.

Los medios de comunicacin oficiales (especialmente la goebeliana TVE) han intentado dar una imagen maniquea y asptica de esta novela, ofrecindola como una apologa de esos aos de miedo e incertidumbre en los que se tramaron todas las grandes mentiras que marcaran la falsa democracia en que vivimos ahora. La imposicin de una monarqua ilegtima fue la ms aberrante de todas.

Los aos dorados es una novela sobre unos aos controvertidos, la segunda mitad de los setenta, una poca histrica de grandes expectativas polticas que no llegaron a nada. Es cierto que esos aos dorados existieron, especialmente tras la muerte del dictador, cuando una espontanea movilizacin popular -con una fuerza tan insospechada que asust a los padres de la patria-, lanz masivamente al pueblo espaol a las calles.

Efectivamente, fueron aos dorados porque trajeron consigo expectativas de un cambio real y profundo, un cambio que devolviera a los espaoles la confianza y el protagonismo en el futuro. Aunque todo su sentido se desvirtu cuando la farsa de la transicin se consolid con la coronacin del ilegtimo rey Juan Carlos, coronacin que fue refrendada por toda Europa y que se nos impuso a golpe de mazo. Tal y como se impondra la transicin de la indigna corona a su parsito hijo Felipe, cuarenta aos mas tarde.

Sin embargo, ninguna lucha es estril, todas dejan plantada la semilla de una revolucin que, tarde o temprano, fructifica. En el caso de la novela Los aos dorados, la semilla fructificar en una regeneracin personal del protagonista de la historia, el ejecutivo Mateo, que ver renacer unos valores y esperanzas largo tiempo olvidados y dispuestos a emerger, incontenibles como lava, desde lo ms profundo de su evocador pasado.

Un pasado irrepetible

Desde este punto de vista, Los aos dorados puede interpretarse como una novela psicolgica en la que el leit movil es una revista potica clandestina, una publicacin revulsiva y contestataria que exaspera al poder y a la oposicin al mismo tiempo por ser polticamente incorrecta. Este leit movil se repite inevitablemente a lo largo de toda la historia y acaba resultando ser el impulso vital, la fuerza motriz, la clave secreta que movi a los protagonistas en los aos setenta y que vuelve a moverlos en el 2.016. Esta publicacin clandestina, que convulsion al poder en los aos dorados, cohesiona de nuevo al grupo potico en la actualidad y le da la fuerza necesaria para salvar la vida a uno de sus miembros.

Las circunstancias que concurrieron en la desaparicin de la revista potica La Trama son el enigma que abruma al narrador hasta la obsesin (Los aos dorados est escrito en primera persona) y que lo persigue tenazmente durante toda la historia. El entorno poltico de una dictadura que se resiste a agonizar y se transmuta en bestia democrtica, los saltos con que los poetas bloqueaban el trfico en el centro de Madrid, el implacable presente, las mafias de estupefacientes, los sicarios descontrolados, el antiguo torturador de la brigada poltico-social trasmutado en ciudadano ejemplar, los condicionantes econmicos y sociales de cada personaje, la claudicacin de ideologas ante la implacable sociedad de consumo, la degeneracin de valores, ese amor aparcado en un pasado irrepetible que se llama Charo... Todo esto es Los aos dorados. La revista potica clandestina, as como las misteriosas circunstancias que la hicieron desparecer, son la columna vertebral sobre la que se articula toda la historia.

Mateo es directivo de una prestigiosa editorial que vive su confortable y montona vida con resignacin. Siempre ha querido ser escritor pero nunca lo ha logrado. De repente un da, mientras se dirige al trabajo, se cruza con una sombra en la autopista. Como En busca del tiempo perdido, la magdalena de Proust se deshace en su boca y le evoca irremediablemente todo su pasado. Este pasado, treinta y tantos aos atrs, se le acaba imponiendo sobre el presente y le trasporta a un tiempo en el que la solidaridad, la lucha por la justicia, el coraje y el amor aun tenan su razn de ser y marcaban su vida. Movido por este irresistible impulso, Mateo se plantea cambiar radicalmente su vida y recuperar, aunque solo sea en su imaginacin, su juventud en el Madrid de los aos setenta, su amor perdido, sus aos dorados...

Una historia de amor

Los aos dorados es tambin una historia de amor. Una historia en la que el amor se nos ofrece adulterado, pasado por el triturador del tiempo, convertido en un sueo imposible... A pesar de los esfuerzos de Mateo por vivir el amor como lo haca en su juventud, en sus aos dorados, ni l ni su novia Charo, la musa incuestionable que cohesion a todos los escritores de la revista, son los mismos que eran 35 aos atrs. En el siglo XXI, la contestataria Charo de los setenta se ha convertido en una jonky y el inquieto escritor que fue Mateo en un ejecutivo de alto standing.

Antonio Lzaro explica su novela desde la perspectiva que ofrece la memoria histrica de una generacin que so y luch por las libertades en un momento en que era realmente arriesgado hacerlo. Tambin rescata del injusto olvido unos barrios madrileos que, como Malasaa o Maravillas, sirvieron de genial escenario para una revolucin social que nunca gener su correspondiente revolucin poltica. En realidad Antonio Lzaro se ha quedado corto en la interpretacin de su propia novela. Esa generacin de revoluciones imaginadas, de sueos y esperanzas traicionados, es la misma que se acaba integrando en el sistema y convirtindose en aquello de lo que tanto haba renegado: Mario Lalanda, el agitador revolucionario de los setenta, el que diriga la revista potica La Trama y organizaba los saltos en el centro de Madrid para promocionarla, acaba ocupando puestos directivos en la polica del nuevo rgimen; Raimundo, el Nervi, la determinacin y la fuerza fsica del colectivo literario, est pasando una crisis matrimonial que lo llevar al divorcio; Charo, la musa idealista e incontaminable que sirvi de elemento de cohesin e inspiracin al grupo editor de la revista, termina convertida en pattica heroinmana...

Aos revolucionarios

Ms all de las pginas de esta novela, como inevitable deduccin de todo aquello que Antonio Lzaro expone en Los aos dorados, est la situacin poltica contempornea, de la que inevitablemente hay tambin que hablar cuando se hable de esta novela. Porque bajo esta enmascarada dictadura que vive la Espaa del 2.017 (protagonizada por la gran derecha PP-Psoe), se est gestando una nueva generacin de jvenes que, bajo condiciones de represin muy similares a las de aquellos aos del postfranquismo, se tiene que enfrentar a los mismos apaleamientos brutales de los antidisturbios que sufra la generacin de Los aos dorados, a la misma prisin incondicional que imponan entonces los jueces franquistas y que hoy imponen los jueces democrticos, a las mismas torturas que se practicaban en las comisaras de la Espaa de los setenta, el mismo veto a la cultura, la misma negacin del derecho a la formacin universitaria para todos aquellos que no dispongan de medios econmicos...

Los que conocemos personalmente al escritor Antonio Lzaro, los que sabemos de su trayectoria poltica y luchamos junto a l en sus aos dorados, hombro con hombro, desde las poticas barricadas libertarias, le animamos ahora a que hunda su pluma en el tintero y escriba tambin sobre la generacin contempornea, la que ahora se debate entre el sometimiento al poder o la insumisin contra un sistema inhumano, la que se ve obligada a trabajar bajo condiciones esclavistas, la que ha sido convertida en carne de can en una Espaa sometida y secuestrada.

Conociendo a Antonio Lzaro, esa prxima obra sera una novela tan sugerente y trepidante como sta, una novela preada de futuro, destinada a evocar la revolucin pendiente, una novela narrada con la clarividencia que le da su pluma de escritor visionario, una novela que podra salir a las libreras bajo el prometedor y comercial ttulo de Los aos revolucionarios.

Rebelin ha publicado este artculo con el permiso del autor mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter