Portada :: Palestina y Oriente Prximo :: Kurdistn, un pueblo sin derechos
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 04-04-2017

Los presos polticos kurdos se niegan a desaparecer

Leandro Albani
Resumen de Medio Oriente


La cacera desatada por el gobierno del presidente turco Recep Tayyip Erdogan no slo golpea en las calles, sino que tambin lacera en las crceles del pas, donde cientos de presos polticos kurdos sufren diariamente vejmenes y violaciones a los derechos humanos ms bsicos.

Desde febrero, al menos cien prisioneras y prisioneros kurdos en las crceles de Izmir, Edirne, Sincan, Sirnak, Urfa y Van encabezan una huelga de hambre, a la que el viernes se sum Selahattin Demirtaş, co-presidente del Partido Democrtico de los Pueblos (HDP), detenido en noviembre de 2016 junto a otros diez diputados de su organizacin.

La medida de fuerza, que ya lleva ms de 40 das, es para que el Ministerio turco de Justicia resuelva estos graves problemas que son de su propio mbito de responsabilidad, indic el diputado electo.

Los prisioneros demandan levantar el estado de emergencia decretado por Erdogan luego del intento de golpe de Estado a mediados del ao pasado, y que le permiti al gobierno intervenir alcaldas, encarcelar a opositores y reforzar la presencia del Ejrcito en los pueblos y ciudades kurdas.

A su vez, reclaman la reanudacin del proceso de paz entre el Estado y el Movimiento Kurdo de Liberacin, el fin de las redadas masivas y la represin dentro de las crceles, que se permita la comunicacin entre los calabozos, las actividades sociales y se elimine la restriccin para leer libro.

Los presos tambin demandan que cese el hostigamiento de los guardias durante las visitas familiares, que se apliquen de manera urgente los tratamientos mdicos para los detenidos enfermos, que se detengan los ataques a los poblados kurdos y que finalice el aislamiento del lder kurdo Abdullah calan, encarcelado desde hace 18 aos en la isla-prisin de Imrali, ubica en el mar de Marmara.

Situacin crtica

El alerta ms preocupante de esta situacin la brind el Congreso Nacional del Kurdistn (KNK, por sus siglas originales), con sede en Bruselas, que difundi un extenso informe sobre la situacin que atraviesas los presos polticos kurdos.

En Informe urgente sobre los prisioneros polticos en huelga de hambre, presentado el mircoles pasado, se pueden ver los hechos de extrema gravedad por la que pasan las presas y los presos polticos. Aunque no hay cifras oficiales, se calcula que en la actualidad hay 17 mil detenidos kurdos por razones polticas en Turqua.

Por su parte, la Comisin de Prisiones de la Asociacin de Derechos Humanos (IHD) alert sobre el aumento de las violaciones de derechos humanos en las crceles turcas luego del intento de golpe de Estado, por lo cual una delegacin de 50 personas har exmenes en 72 prisiones en todo el pas y, a partir de las conclusiones, se denunciarn las violaciones de los derechos a la que son sometidos los reclusos.

Con la huelga de hambre en marcha, los presos polticos del Partido de los Trabajadores del Kurdistn (PKK) y la prisioneras del Partido de la Liberacin de las Mujeres del Kurdistn (PAJK) advirtieron que el AKP, partido gobernante en Turqua, est tratando de intimidar a la oposicin a travs de sus decretos de emergencia, arrestos, detenciones y normalizacin de la tortura, arrestos de alcaldes, alcaldesas, acadmicos y periodistas, incendios de aldeas, destruccin de casas y desplazamiento y masacre de personas. A lo que agregaron: Las personas encarceladas no tienen garantas de vida. Todos los das, nuestros compaeros que son trasladados de una prisin a otra son encontrados desnudos y torturados.

Relatos del horror

Su salud se est deteriorando. Todava no hay mejoras en las condiciones carcelarias. Todo est empeorando, dice Nusvet zrek, ta Zana Yaktın, una de las huelguistas. Ese lugar no es una prisin, es un campo de tortura. Quieren que no haya visitantes. La ltima vez que los visitamos, Zana haba perdido mucho peso, relata zrek, y su desgarro cruza, inevitablemente, todas las fronteras.

Las palabras de Hazal Yaşar, la madre del preso poltico zkan Yaşar, no difieren de las de zrek: Cuando lo visit, no pude reconocerlo. Haba perdido tanto peso. l habl con nosotros, trat de rer. Reconoc sus dientes cuando sonri. Slo eran sus dientes. Mi hijo se ha consumido. Dos de sus amigos lo ayudaron a entrar en la cabina de visita. Ni siquiera poda caminar. No pude acercarme a mi hijo cuando fui a verlo. Su condicin es muy mala. Estn decididos a resistir. As que debemos apoyarlos.

Ante este panorama, la presidenta de la Iniciativa Solidaridad con las prisiones de Izmir, Selma Altan, confirm que los presos ya pasaron la fase crtica y han comenzado a sufrir daos irreversibles. Altan asever en el caso de la prisin de Şakran, las condiciones son como en un campos de tortura.

En el informe presentado por el KNK tambin se denunci que en el pabelln de nios de Şakran, seis menores fueron severamente torturados en enero. El pretexto era que hablaban en kurdo entre ellos. Slo uno de los nios no sabe turco.

Este ltimo hecho revela, sin contradicciones, la profundidad represiva del gobierno del presidente Erdogan. Mientras tanto, las presas y los presos polticos kurdos confirman con la huelga de hambre que no estn dispuestos a aceptar la aniquilacin de un pueblo que desde hace siglos se niega a desaparecer.

Para leer el informe completo: http://kurdistanamericalatina.org/difunden-informe-sobre-situacion-critica-de-presos-politicos-kurdos-en-huelga-de-hambre-en-turquia/


Fuente original: http://www.resumenmediooriente.org/2017/04/01/los-presos-politicos-kurdos-se-niegan-a-desaparecer/


Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter