Portada :: Espaa :: Rebelin en los cuarteles
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 07-04-2017

Comunicado del colectivo de militares demcratas
La obediencia debida no existe, la disciplina militar no est por encima de los derechos humanos

Rebelin

Comunicado n 33 del Colectivo Anemoi, 7 de abril de 2017


Compaeras y compaeros:

Mientras la corrupcin del rgimen monrquico alcanza a todas las instituciones, incluida la familia real, mientras la justicia no es igual para los pobres que para los ricos, mientras el rey se sube el sueldo y se aumentan criminalmente los gastos blicos prolongando as la participacin del Estado espaol en aventuras imperialistas, mientras se reducen las partidas en enseanza, sanidad, cultura y memoria democrtica, mientras se condena a prisin a nuestros jvenes por ridiculizar a jerarcas sanguinarios de la dictadura, mientras se aplica con saa la ley mordaza, que es una ley de seguridad para la defensa de un rgimen indigno, barrera contra la libertad de expresin de toda la ciudadana, mientras cientos de miles de jvenes se ven condenados a la emigracin sin esperanzas de retorno, mientras el paro, la miseria y una vida precaria amenaza a amplias capas de la poblacin, mientras que la palabra patria ya no es ms que una burla sinsentido, una siniestra mscara que impide la libre expresin de la soberana de los pueblos, mientras nuestro compaero el Teniente Segura es expulsado del ejrcito y amenazado por denunciar la corrupcin interna, mientras ocurre todo esto y mucho ms, que se traduce finalmente en ms miseria para el pueblo, un general de la cpula del ejrcito un general en activo! se atreve a decir que la disciplina militar est por encima de los derechos humanos.

Los militares demcratas no obedeceremos jams rdenes contrarias a los derechos humanos. Es lamentable que, transcurridos 40 aos desde las elecciones de 1977 que dieron lugar a la autodisolucin de la Unin Militar Democrtica (UMD), haya individuos que an no hayan asimilado los valores que tan valerosamente defendi aquella organizacin clandestina.

La obediencia debida no existe. Aquellos militares que tomen como pretexto dicha superchera, ordenando o ejecutando actos criminales, se vern ms pronto que tarde ante la Justicia.

Por todo ello, compaeras y compaeros, hoy ms que nunca, alcemos nuestra voz y gritemos con todas nuestras fuerzas Viva la Repblica!!!

Rebelin ha publicado este artculo con el permiso de los autores mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter