Portada :: Cuba
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 08-04-2017

El Directorio Democrtico Cubano (DDC) ordena realizar sabotajes dentro de Cuba

Percy Francisco Alvarado Godoy
Rebelin


Una fuente creble ha informado que varios directivos del DDC, grupsculo contrarrevolucionario asentado en Miami, han enviado instrucciones secretas a varios de sus asalariados contrarrevolucionarios dentro de Cuba a saber ngel Moya Acosta, coordinador del llamado Movimiento Libertad democrtica de Cuba, y a Jorge Luis Garca (Antnez), cabecilla del llamado Frente de Resistencia Civil Orlando Zapata, entre otros con vistas a radicalizar sus llamadas acciones pacficas dentro de la Isla, bajo la consigna de los cubanos nunca hemos tenido miedo. Dentro de estas rdenes expresas estn las de propiciar la paralizacin del transporte pblico mediante actos de sabotaje tales como ponchar las gomas de mnibus dedicados a la transportacin pblica y colocar azcar o arena en estos vehculos y en otros medios de trasporte estatal para inutilizarlos.

Asimismo, tales medidas se complementan con otras acciones como colocacin de carteles y promover protestas tipo guarimbas en las calles y espacios pblicos. La idea esencial sera vender a los medios internacionales la falsa imagen de una apreciable desobediencia civil y crisis de gobernabilidad dentro de la Isla, as como manipular como antipopular cualquier medida gubernamental.

La promocin de estas acciones subversivas cada vez ms violentas est dirigida a tratar de incorporar a nuevos potenciales adeptos, a sembrar el caos y el descontento ciudadano y a propiciar una va de utpico protagonismo alternativo ante las venideras elecciones del 2018.

DDC cuenta con un amplio historial de provocaciones contra Cuba, tanto desde el exterior como usando a la contrarrevolucin interna. Estas acciones, por supuesto, estn tambin dirigidas a obtener fuentes de financiamiento por parte de la administracin Trump y otros enemigos tradicionales de la Revolucin, en detrimento del papel rector de la FNCA como receptor y canalizador del dinero USA para la subversin en Cuba.

 

La Fundacin Nacional Cubano Americana (FNCA) presiona a contrarrevolucionarios con un reajuste de fondos.

Fuentes crebles han dado a conocer que un directivo de la FNCA coment en das recientes a un grupo de personas que su organizacin realizar recortes en los fondos que envan a los grupsculos de la contrarrevolucin interna, enfrascados en sostener proyectos subversivos dentro de la Isla. La supuesta carencia de fondos disponibles tal vez una forma de controlar a estos mercenarios y redirigirlos hacia acciones que se apeguen a sus objetivos afectara a varias organizaciones como la Unin Patritica de Cuba (UNPACU), las Damas de Blanco y la Red Comunitaria de Comunicadores Sociales, devenidos en sus principales Caballos de Troya en sus planes de desestabilizacin y subversin contrarrevolucionaria en Cuba.

Este propio directivo, usando como argumento la falta de presupuesto suficiente y la inexistencia de resultados palpables en el trabajo de sus agitadores asalariados, incluiran recortes en las recargas a telfonos celulares, avituallamiento, entregas de dinero a sus activistas, as como reduccin de fondos para los proyectos que desarrollan. La depresin de los fondos con los que cuenta la FNCA usados fundamentalmente para financiar viajes de mercenarios viajeros y en provecho de los bolsillos de muchos liderzuelos tambin pone al desnudo que los resultados del dinero empleado no han dado los frutos esperados por ellos, al evaluar el poco impacto de sus acciones sobre la sociedad cubana. Lo cierto es que todos estos grupsculos no han justificado plenamente la inversin hecha en ellos. Para la FNCA, particularmente, resulta muy grave que tanto las Damas de Blanco se han resistido a cambiar el rumbo de sus acciones, as como los liderzuelos contrarrevolucionarios Berta Soler, ngel Moya y Antonio Rodiles, entre otros.

La FNCA, de manera particular, y las organizaciones contrarrevolucionarias, en general, se han lanzado a una desesperada carrera en bsqueda de fondos para sustentar su guerra meditica anticubana. Para ello han incursionado en diversos organismos internacionales arguyendo la distorsionada visin de un incremento represivo por parte del gobierno cubano contra disidentes y una constante violacin de DDHH. Todo queda en otras nuevas falacias. Y la FNCA usa los fondos para presionar a sus asalariados de forma descarada.

Blog del autor: https://percy-francisco.blogspot.com/

Rebelin ha publicado este artculo con el permiso del autor mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter