Portada :: Economa
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 10-04-2017

Entrevista a Ann Pettifor, economista, autora de La produccin del dinero. Cmo acabar con el poder de los bancos
Aunque la salida de Espaa sera dramtica, el euro no es un sistema viable

Andrs villena
CTXT


La economa dominante no perdona a los disidentes. Pese a que han sido muchos los economistas que, con gran acierto, previeron la crisis financiera, pocos han contado con la oportunidad de explicarla a una audiencia masiva. La consecuencia principal es que no hemos aprendido las principales lecciones. Una de stas reside en la verdadera naturaleza del dinero. Ann Pettifor (Sudfrica, 1947), directora del Policy Research in Macroeconomics(PRIME) y profesora honoraria de la City University de Londres, ha publicado La produccin del dinero. Cmo acabar con el poder de los bancos(Los libros del lince, 2017), un brillante y accesible ensayo que desvela qu es el dinero y por qu no lo hemos sabido hasta ahora. Segn Pettifor, tenemos mucho ms poder del que pudiramos imaginar, de modo que el s se puede podra incluso adquirir categora cientfica.

Ann Pettifor durante la entrevista. MANOLO FINISH

Si tuviera solo unos minutos para transmitir a la gente un mensaje sobre lo que el dinero es en realidad, qu mitos dainos tratara de derribar?

Creo que el ms daino es la concepcin del dinero como una mercanca, como el oro, la plata o el propio bitcoin. El dinero, en realidad es, esencialmente, una promesa para pagar. Lo que ha pasado es que el oro o la plata, en algunas ocasiones, han representado esa promesa. Es muy importante, para las mujeres en particular, una correcta comprensin del dinero, porque no es algo complicado. Cuando llevas tu tarjeta de crdito a una tienda, no la intercambias por una cmara de fotos, sino que la muestras y, al hacerlo, demuestras que se puede confiar en ti porque tienes un acuerdo con un banco. Esta confianza es lo que te otorga poder adquisitivo para comprar y lo que permite que el vendedor venda. Y tiene algo de magia, porque cuando utilizas la tarjeta, creas dinero de la nada, lo cual es maravilloso y, por ello, ha de ser correctamente regulado. Es importante que las mujeres sepan que nuestro sistema monetario ha sido capturado por una pequea lite mayoritariamente compuesta por hombres.

Y, cmo explicara en trminos sencillos esta captura del sistema monetario?

Imagina un pueblo de la antigedad por entonces ya exista el crdito. Imagina a una peluquera y a un hombre que se dedica a reparar los tejados. El hombre va a que la peluquera le corte el pelo y, a cambio, le promete pagarle reparndole el tejado. En el pueblo hay alguien en quien todo el mundo confa, pongamos, un sacerdote. Este le dice al hombre: Tienes que cumplir tu promesa; si no lo haces, voy a ir a por ti. Y entonces el hombre le repara el tejado a la peluquera. Pero la peluquera empieza a acumular diversas promesas de pago porque le ha cortado el pelo a mucha gente y su hijo, que est apostando en la plaza del pueblo con sus amigos, le pide la caja que contiene las promesas y le promete que va a apostar con ellas y que le va a devolver una cantidad an mayor. Y ella le cree. l se lo juega todo, lo pierde y vuelve a casa sin nada. Eso es nuestro sistema financiero: dnde estaba el sacerdote para vigilar lo que estaba pasando? Nuestros economistas nos dijeron que no nos preocupramos y determinadas personas se han apostado todas nuestras pensiones y ahorros y, adems, los han perdido.

Es un ejemplo claro. Dice que siempre ha existido el crdito. Pero, y el trueque? Est en todos los libros de texto de economa

Los arquelogos corroboran que hemos tenido sistemas crediticios desde hace ms de cinco mil aos; el trueque ha sido una excepcin y se practicaba solamente con alguien a quien no conocieras, alguien en el que no confiaras. Lo normal ha sido siempre el crdito. El dinero es crdito. El problema es que si te crees que el dinero es como el oro, la consecuencia inmediata es que creers que existe nicamente una determinada cantidad de dinero.

Lo que lleva automticamente a esa idea de escasez tan propia de los economistas clsicos

Exacto. Ten en cuenta que el dinero es un conjunto de promesas que yo realizo, y como ser humano puedo realizar muchas actividades para satisfacer una promesa. Si nuestra actividad econmica queda limitada por la cantidad de oro existente, entonces aquellos encargados de gestionar el dinero nos dirn que no hay dinero para financiar un hospital, otra escuela, etc. Los hombres que controlan el sistema financiero actual quieren que pensemos que hay una cantidad finita de dinero, cuando en realidad no es finita, en absoluto. Si podemos fsicamente construir un hospital porque tenemos los recursos fsicos y humanos, eso quiere decir que podemos hacerlo y el dinero es el sistema social que nos permite llevarlo a cabo. Ahora bien, dado que es una herramienta poderosa y mgica en cierto sentido, es imprescindible que est bien regulado: somos humanos e imperfectos, incumplimos promesas, engaamos... Hace falta un jefe de la tribu, un sacerdote o lo que sea para garantizar que las promesas se cumplan. La Iglesia, las leyes y los tribunales han controlado estas relaciones durante siglos, haciendo posible un sistema monetario que no habra podido existir de otra manera.

Podemos hacer lo que queramos Pero si imprimimos dinero de manera poco prudente, provocaremos inflacin

Eso est muy marcado en la poblacin. Si volvemos al pueblo antiguo del principio, imaginemos que la peluquera promete cortarle el pelo a todo el mundo en un da, algo que es imposible porque no tiene la capacidad fsica para realizarlo. Entonces se llega a la situacin en la que dicha peluquera recibe demasiado dinero, pues ha hecho demasiadas promesas para los servicios que poda prestar. Entonces se produce inflacin; del mismo modo, si dice que ya no puede cortar ms el pelo a la gente, la cantidad de dinero se reducir enormemente. Si haces ms promesas de la cuenta o menos, incrementas o reduces la oferta monetaria, causando inflacin o deflacin, respectivamente.

Adems, es importante no decir eso de imprimir dinero, porque el dinero no se imprime apenas. El 97% de las promesas de pago toman la forma de una tarjeta de crdito o de dbito. Se trata de dinero bancario, intangible. El sistema debe estar bien gestionado. En Espaa, por ejemplo, no se invierte, no se crea empleo, no se innova no se hacen muchas de las cosas que se tendran que estar haciendo para luchar contra el cambio climtico. Y nos dicen que es porque no hay dinero. Eso es ridculo. La idea de la escasez nos obliga a pensar que existe una determinada cantidad de dinero gestionada por alguien, un grupo de hombres que no nos da dinero porque hemos sido traviesos, como si furamos nios: eso es economa primitiva. Los bancos centrales no imprimen nada ms que una mnima proporcin del dinero que se utiliza. Desde que el Banco de Inglaterra fuera creado en 1694, sabemos que el sistema monetario funciona de otra manera completamente distinta, pero siempre ha habido un grupo de economistas que ha argumentado que el dinero resida en la cantidad de oro o de plata existente y que, por tanto, era finito.

Entonces la idea de la creacin del dinero no es tan intuitiva Hay que saber explicarla bien

Esa idea monetarista de que es el banco central el que imprime el dinero es una mentira terrible. Sabes quin imprime dinero? T y yo. Cada vez que pedimos un prstamo, ayudamos a crear dinero. El banco tiene poder sobre m, por supuesto: puede evaluarme y no concederme un prstamo, pero yo tambin puedo renunciar a pedirlo y el dinero no se crear. Todos somos creadores de dinero. Por eso, si la economa est mal y no tenemos confianza en ella, si no invertimos, entonces la oferta de dinero se contrae; por el contrario, cuando nos sentimos seguros sobre la economa o sobre nuestros polticos, como en 2007, entonces pedimos mucho dinero prestado y la oferta monetaria crece. Y esto es algo que muchos economistas no quieren entender. Pero hay ms: el gobierno es tambin un prestatario que, al pedir dinero prestado, aumenta la oferta monetaria. De hecho, la tragedia de la austeridad es que ahora nos falta confianza, no pedimos prestado ni invertimos, muchos no trabajan, la oferta de dinero se contrae y, encima, el gobierno intenta deprimir an ms la economa. La combinacin de la desconfianza y la austeridad gubernamental es la que provoca la devastacin que supone la tasa de desempleo juvenil en Espaa. Es una tragedia que, adems, nos ha sido impuesta por los gobiernos, por el Banco Central Europeo y por la lite europea. Por qu pasa esto? Porque las mujeres no entienden el problema y les dejan hacer.

Y lo que hacen, lo hacen por ignorancia o lo hacen por ideologa?

Se trata de una ideologa, entendiendo esta como un conjunto de ideas que satisfacen a los intereses establecidos. Es posible que a alguien que no sea economista le cueste mucho entender lo que voy a decir a continuacin: por lo general, los economistas no entienden ni explican el dinero, ni la deuda ni los bancos. Es algo que no aparece ni siquiera en los libros de texto. Incluso Paul Krugman, que es un buen economista en muchos sentidos, explica el dinero a partir del hecho de que el ahorrador deposita dinero en un banco y despus llega otra persona y lo pide prestado. Es una idea medieval! Eso no pasa desde 1694! Cmo es posible que alguien tan inteligente que sabe de economa no entienda eso?

Pero entonces hace mucho ms dao Krugman difundiendo estos mitos sobre el dinero que cualquier economista ultraliberal

Exactamente! Hemos tenido discusiones con Krugman y llega un punto en el que no quiere escuchar. Incluso he llegado a or a un experto del Fondo Monetario Internacional afirmar que el dinero es un asunto de tercer orden. La profesin est en crisis: es como si los fsicos no comprendieran la ley de la gravedad! John Maynard Keynes, que era un capitalista anticuado que quera salvar al capitalismo de s mismo, s entendi la naturaleza del dinero, y le costaba mucho explicrselo a los dems. Es algo que nos provoca mucha emocionalidad, al estar tan relacionado con nuestra supervivencia.

El presidente del Banco Central Europeo, Mario Draghi, ha sido expuesto por los medios como el salvador del euro. Sin embargo, usted asegura que las polticas del BCE solo favorecen a los ricos. Por qu?

En primer lugar, hemos de dar cierto crdito a Draghi, porque proporcion confianza al tiempo que los planes de austeridad estaban daando enormemente las economas nacionales. Pero es que l no puede hacer ms, no tiene ms herramientas y lo nico que ha hecho ha sido rescatar a los banqueros. El QE (la expansin cuantitativa) ha permitido a los ricos pedir ms dinero prestado para comprar activos como terrenos, pisos en Londres, obras de arte, etc. Solo los ricos pueden pagar estas cosas. Compran un picasso por 300.000 euros, lo ponen en una galera acorazada en Dubai y se compran otro por 600.000, manteniendo el primero como colateral. Entretanto, hay mucha gente parada debido a la austeridad y esto explica el enorme incremento de las desigualdades.

Entonces no hay efecto trickle down (goteo de riqueza hacia las clases populares), para variar

En absoluto. Mario Draghi ha ayudado a los bancos a incrementar sus prstamos y sus activos, pero no ha hecho que estos bancos presten en la economa nacional. Por ejemplo, los bancos espaoles no estn prestando en Espaa sino en el resto del mundo. No prestan a la economa real porque no ven rentabilidad y, adems, no tienen confianza debido a las polticas de austeridad. Yo tampoco prestara en una economa tan dbil: como banquera, estara asustada. Y adems, los bancos no estn limpios del todo: mantienen muchas deudas. Para colmo y, a pesar de que son los contribuyentes los que los rescataron, los bancos estn apostando como los jvenes del pueblo del ejemplo y especulando con el dinero. Y esto no lo ha podido arreglar el Banco Central Europeo: aqu tiene que entrar la poltica fiscal.

Hablando de la eurozona, la pregunta del milln para Espaa, que an no nos atrevemos a hacer en voz alta, es si nos ira mejor fuera del euro. Qu opina sobre este tab?

Hay un fuerte sentimiento en Europa de unin y de paz, principalmente por el sufrimiento padecido durante las dos guerras. Nadie quiere que eso se repita. Pero ahora Alemania domina la Unin Europea. Existe una separacin entre el poder monetario y el fiscal que no sucede en el Reino Unido, donde el Banco de Inglaterra apoya al gobierno, manteniendo los tipos de inters al mnimo.

Pero es que encima, dirigentes como el presidente del Eurogrupo, Jeroen Dijsselbloem, demuestran con sus afirmaciones xenfobas que la arquitectura institucional de la zona euro no va a cambiar en absoluto

Aqu se ve la ideologa dominante en toda su plenitud: es obsceno considerar que naciones enteras estn formadas por perdedores y por mujeriegos. Soy una gran seguidora de la obra del economista John Law. Este, en 1704, se quejaba de que a los escoceses se les considerara perezosos y bebedores; Law replicaba afirmando que esto se deba en realidad al mal funcionamiento del sistema monetario. Law, antes que Adam Smith, entendi el sistema monetario y descubri que era este el que haca menos productivos a los escoceses. Desgraciadamente, trescientos aos despus esta ideologa sigue viva.

Cree, entonces, que Espaa podra organizarse mejor con una moneda propia?

Yo no abogo por una salida del euro, porque esto podra ser enormemente destructivo para Espaa, ya que acumulara mucha deuda en una moneda fuerte He estado muy activa en la Campaa por el Jubileo de la Deuda, defendiendo que hay una serie de pases que no pueden pagar sus deudas y sobre los cuales la deuda permanece, limitando extraordinariamente su capacidad para desarrollarse. La Ley de Bancarrota impide que los responsables de las empresas que entran en esta situacin vayan a la crcel; la ley les protege, pero esto no pasa en modo alguno con los pases. Debera haber un marco para resolver estas situaciones y, si Espaa dejara el euro y se produjera una crisis de deuda, se debera poder arbitrar un mecanismo para resolver cmo se originaron determinadas deudas y quin es el responsable de cada una. Por otra parte, aunque la salida del euro por parte de Espaa sera dramtica, tampoco creo que el euro sea viable: demasiados intereses divergentes, tensiones sociales, desempleo, malestar y, adems, el auge del fascismo.

Nuevos fascismos. La victoria de Donald Trump o la amenaza de Marine Le Pen responden, en el fondo, a deudas que no pueden pagarse?

S. Yo no soy muy crtica con los votantes de Donald Trump, ya que respondieron a alguien que prometi protegerlos, algo que Clinton no hizo. Su victoria es el resultado de una financiarizacin descontrolada de la economa, de la que se beneficia una pequea lite que lo controla todo, igual que en 1929.

Aboga por un control pblico de las finanzas, pero incluso determinadas posiciones de la izquierda afirman que el Estado es mal empresario y peor banquero. Y luego estn las fugas de capital

Lo que pasa es que el Estado ha sido corrompido por el sistema financiero, que ha corrompido la vida social al completo, fjate incluso en el deporte. Y respecto a la fuga de capitales, si bien es cierto que hemos permitido que los jovencitos que jugaban en la plaza con el dinero de la peluquera se lo llevaran a todas partes, tambin es cierto que deberamos traer ese capital de vuelta. Nos van a decir que no se puede porque estos capitalistas tienen mucho poder, pero nosotros tenemos mucho poder tambin. Fjate que los ricos van a Londres a realizar los contratos porque, como hemos visto, son el sistema legal y el judicial los que protegen los contratos de promesas de pago. Esa ley no te protege igual en pases como Rusia, Filipinas o India. Entonces los ricos de estos pases se vienen a Londres, que es precisamente donde con el dinero de los contribuyentes se han creado sistemas legales que protegen sus contratos financieros. A estos ricos hay que decirles que si utilizan nuestra infraestructura para que la ley les proteja, entonces tienen que traer el capital aqu y pagar los impuestos correspondientes. Y si no, no les permitiremos utilizar esta cobertura legal.

Los contribuyentes lo financiamos todo: la polica, el sistema legal, el judicial los ricos utilizan lo que nosotros hemos construido y no pagan nada a cambio. Es el momento de que nos demos cuenta de nuestro poder y de que podemos impedirles utilizar de esa forma instituciones financiadas y construidas con nuestro dinero. Si quieren dinero fcil del Banco Central Europeo, entonces tienen que traer de vuelta sus capitales. Toda poltica requiere de lmites y fronteras: si vives en EEUU, no puedes recibir una pensin inglesa. Las fronteras son importantes, pero la gran finanza odia estas fronteras, estos lmites. Y tenemos que marcrselos.

Una ltima pregunta: cree que Bankia podra ser nuestro primer banco pblico en un proceso de recuperacin de las instituciones financieras si nos lo propusiramos?

Por supuesto. De hecho, si no fuera por el BCE, todos los bancos estaran en bancarrota. En realidad, es como si todos los bancos estuvieran nacionalizados: el problema es que no ejercemos ningn poder sobre estos. Se comportan como si los contribuyentes no los hubieran salvado, y esto es culpa nuestra. Es una nacionalizacin legal que tenemos que convertir en real. No soy contraria a los rescates, pero s creo que hay que ponerles trminos y condiciones. Al no pedirles nada a cambio, no se pueden creer la suerte que han tenido y, como un nio mimado, estn haciendo lo que les da la gana, y encima no se les castiga, por lo que perdern el control. El sistema financiero lo ha corrompido todo.

Fuente: http://ctxt.es/es/20170405/Politica/11960/politica-economia-ann-pettifor-andres-villena-poder-bancos.htm



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter