Portada :: Chile
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 27-04-2017

El sistema en busca de salidas

Ricardo Candia Cares
Punto Final


Los grandes empresarios estarn de duelo. La posibilidad de asegurar el control que mantienen durante casi medio siglo tuvo un pequeo traspi cuando se conocieron los resultados de las elecciones del comit central del Partido Socialista, que design al periodista Alejandro Guillier como su candidato presidencial.

Acostumbrados a tomar decisiones estratgicas, los poderosos del pas estarn elucubrando escenarios, calculando precios y haciendo ejercicios tericos para ver cmo van a usar su poder en el nuevo escenario. Y organizando una cena de gala para desagraviar a su candidato derrotado. Es que sin duda lo ms daado en la eleccin del Partido Socialista es el ego de Ricardo Lagos.

Y el golpe sufrido por el ex presidente lo har reaccionar con un encono que costar maquillar de actitud democrtica que respeta las decisiones y se somete a ellas. En algn momento pasar la cuenta sobre todo a aquellos que en pblico y en privado le aseguraban su apoyo, pero que en el secreto de la urna pudieron dar rienda suelta a su verdadera decisin. Es cierto que es un golpe duro a lo ms rancio de la Concertacin, pero con estos sujetos nunca se sabe si mueren o se quedan en estado de hibernacin a la espera de una mejor posicin.

Con todo, el sector derrotado sabe que Lagos sigue siendo el poltico favorito de los empresarios, como no lo es Piera al que desprecian, ya que ms bien estimula las glndulas salivales del sujeto aspiracional que ha criado esta posdictadura, bueno para ganar dinero fcil sin reparar en cuestiones de orden moral a la hora de calcular el rdito.

Que las cosas se estn moviendo mucho ms rpido de lo esperado lo demuestra la incmoda situacin de la Democracia Cristiana, partido que deber tomar una decisin relacionada con su carta propia, la senadora Carolina Goic, considerando, sobre todo, que la emergente periodista Beatriz Snchez que el Frente Amplio levanta, la triplica en las encuestas. La bravata del camino propio se desbarata ante la posibilidad de perder de manera apabullante.

El sistema parece que entra en un derrotero que exige un reseteo.

La fuerte irrupcin de las cartas de parte de la Izquierda, con todo y sus debilidades y falta de un perfil ms preciso en trminos de propuestas y principios, agrupada en el Frente Amplio, es un dato que no se puede dejar pasar.

En este escenario, la casi histrica decepcin de los sectores de base de la Nueva Mayora, corre el riesgo de generar un corrimiento al rojo y algunos pensarn que la figura de Alejandro Guillier es el mejor dique para contrarrestar la irrupcin de una Izquierda que pone sus fichas en las siguientes elecciones. Sobre todo cuando se termina un fracasado gobierno de Michelle Bachelet, la que corre el riesgo de pasar por el histrico e indito bochorno de entregar el mando de la nacin de nuevo a Sebastin Piera, que no podr evitar una risa sardnica al momento de imaginarse en ese escenario.

Se hace necesario entonces, correr los riesgos asociados a momentos de gran incertidumbre. Y para este momento la suerte le ha puesto en el camino a un periodista que puede llegar a ser la red de seguridad que salve la cada. El hecho que haya ganado en el comit central socialista solo porque en las encuestas es el ms competitivo enfrentando a Piera, habla de su rol como salida de emergencia que no requiere de principios, de propuestas ni de anuncios reformistas.

Lo que se ve es la ingeniera necesaria para salvar este escollo.

De programas que atiendan el clamor de la poblacin y de las infinitas deudas histricas que an esperan por soluciones, ni hablar. De lo que se trata es de evitar el colapso de todo el sistema mediante la operacin de elevar a la condicin de candidato a una persona que por su trayectoria no se ve como un ntido continuador del statu quo , y que por sus declaraciones, tampoco es un rupturista que va a acabar con todo.

Estamos en presencia de una operacin que se va configurando de a poco y que busca frenar la cada sin grandes traumas. Y que va a proponer en breve una serie de ofertas que intentarn, por una parte, dejar tranquilo a los grandes empresarios y por otra, anestesiar al pueblo que por la va de grandes demostraciones hace saber su rabia y decepcin, pero que an no es capaz de encauzar debidamente esa fuerza hacia donde de verdad le duele al sistema.

Por ahora, los poderosos sobrellevan los momentos difciles por la va de bajar la presin con propuestas electorales que resultan un respiradero necesario para evitar un reventn mayor.

 

Publicado en Punto Final, edicin N 874, 14 de abril 2017.

[email protected]

www.puntofinal.cl



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter