Portada :: Ecuador
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 26-04-2017

900 aos de honradez y dignidad

Napolen Saltos Galarza
Rebelin



A quin queris que os suelte: a Barrabs o a Jess, llamado el Cristo? (Mateo, 27:17)

El Contralor Carlos Plit pidi contra los miembros de la Comisin Nacional Anticorrupcin la pena mxima de 2 aos de prisin y 900 mil dlares de indemnizacin por dao moral.

Los miembros de la Comisin son Julio Csar Trujillo (85 aos); Isabel Robalino (99), Mara Arboleda, Byron Celi, Simn Espinosa (88), Germn Rodas, Ramiro Romn, Juan Fernando Vega (71) y Jorge Rodrguez (70).

La maquinaria de la impunidad

En febrero de 2016 la Comisin Anticorrupcin solicit a la Fiscala investigar sobre un presunto delito de cohecho y de sobreprecio en la compra del terreno para la Refinera del Pacfico. Y seal la responsabilidad del Contralor por no actuar ante esta situacin.

El Fiscal archiv el proceso argumentando que no hay pruebas, a pesar de la documentacin presentada por la Comisin. La Corte Nacional de Justicia declar la acusacin de maliciosa y temeraria. El Contralor reclam inmediatamente la crcel para los Comisionados y la indemnizacin por dao moral. La Jueza Karen Matamoros conden a los comisionados a un ao de crcel, a pedir disculpas pblicas al Contralor y a pagarle el equivalente de un mes de sueldo, a pesar de que la causa ya haba prescrito y de que la propia Contralora haba aceptado la irregularidad en el caso denunciado. El argumento fue que la Corte Nacional de Justicia haba declarado la denuncia maliciosa y temeraria. El sistema funciona en forma circular.

La maquinaria de la propaganda

Se haba cumplido el primer objetivo. Mostrar que el sistema no poda permitir la disidencia, el funcionamiento del Estado de seguridad por encima del Estado de derecho, el temor ante el poder del nuevo Leviatn.
Empez a operar el segundo objetivo: mostrar la magnanimidad del poder, perdonar la vida al acusado en el ltimo minuto, antes de que finalice el espectculo, el recurso del mtodo de las pelculas de suspenso de Hollywood. El personaje principal entr desde el fondo, para solicitar al Contralor que revea el juicio. A quin queris que os suelte: a Barrabs o a Jess, llamado el Cristo? El viejo recurso de quien dice, pero no se involucra, aconseja, se lava las manos. Ya poda el nuevo Presidente mostrar el cambio, la mano extendida.

El Contralor envi la carta del perdn. La jueza Mata-moros, mata-malos, mta-los, actu inmediatamente, tena la orden. La causa quedaba extinta. En un solo acto se haba dado la vuelta al orden jurdico, el poder crea la norma, como predicaba Karl Schmitt, el terico decisionista del totalitarismo.

Y con ello el poder quedaba al desnudo. La justicia acta a la carta, por orden del poder. No ser el ltimo mensaje: recomendar la libertad de algunos perseguidos sociales-polticos, la revisin de algunas sentencias en contra de algunos medios. Y podr decir que no es una orden, la autonoma de los poderes, sino una recomendacin; el nuevo grado de licuefaccin del poder.

La paradoja: el Contralor no saba que con ello el que perda era l; la magnanimidad no era ms que la expresin a su propio miedo ante la opinin pblica, la conciencia pblica; l saba quines eran los justos. La demanda fue por dao moral, y l se asest el golpe decisivo, un dao moral no slo a l, sino a la funcin de la Contralora.

900 aos de dignidad

No saban que hay otro poder: la honra viene de la dignidad. Donde hay poder hay contrapoder, desde abajo, desde el otro lado. La figura de los viejos se agigant. La silla de ruedas de Isabel Robalino derrib la silla de ruedas del nuevo Presidente. Las lgrimas del viejo Doctor Trujillo, mostraron la angustia, el dolor ante el imperio de la injusticia, el grito solitario he arado en el mar. La irona de Simn Espinoza mostr la sodomizacin a la sociedad. Ante el perdn del poder, ellos confirmaron que seguirn en la misin de la justicia.

Y desde afuera del poder controlador, miles de ciudadanos sentimos que todava haba esperanza, que todava haba alternativa. 900 aos de dignidad vencieron a la oferta de 900 mil dlares para entregar a los justos.

Rebelin ha publicado este artculo con el permiso del autor mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter