Portada :: Palestina y Oriente Prximo :: Israel
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 03-05-2017

Dignidad y libertad!
1.600 por 6.500 para 11 millones de palestinos

Abdo Tounsi
Rebelin


Huelga de hambre

Coincidiendo con el Da del preso Palestino, 17 de abril, 1.600 presos polticos palestinos en las mazmorras del ocupante sionista, declaran una huelga de hambre indefinida, hasta conseguir sus peticiones bsicas de trato humano, bajo el lema de Dignidad y libertad. Las peticiones se engloban en los artculos que regulan las leyes internacionales en materia del trato a los presos y en especial a los presos de una poblacin bajo ocupacin. Quieren mejorar condiciones como el rgimen de visitas familiares, permitiendo a los nios visitar a sus padres sin acoso, las negligencias mdicas, el cierre de hospitales, la liberacin de los presos enfermos, la poltica de traslado entre crceles y juzgados o el fin de la detencin administrativa o polticas de aislamiento. Tras haber pasado los ltimos 15 aos en una crcel de Israel, he sido testigo y vctima del sistema ilegal israel de arrestos arbitrarios masivos y maltrato de presos palestinos, denuncia Marwan Barghouti, que arrastra cinco cadenas perpetuas, Despus de agotar todas las opciones, decid que no hay otra alternativa que resistir a estos abusos haciendo una huelga de hambre, aade este lder junto a otros de esta huelga de hambre masiva.

Motivos

La penosa situacin de los presos palestinos es denunciada por ONG y por organismos de la misma ONU. Por ejemplo; Amnista Internacional pide al ocupante sionista el fin de poltica ilcita y cruel con presos palestinos. El Centro Palestino para los Derechos Humanos, PCHR est extremadamente preocupado por la vida de los miles de presos y presas palestinas, en huelga de hambre desde hace catorce das en las crceles israeles, para protestar por el deterioro de sus condiciones de vida y la privacin de sus derechos humanos ms bsicos. Segn el reglamento del Servicio Penitenciario se considera un delito que un recluso rechace su comida, y por tanto aquellos que participen de la huelga podran recibir sanciones disciplinarias. Estas medidas ya estn siendo practicadas a los huelguistas, algunos ya pasan sus das en los agujeros de aislamiento, o estn siendo privados de los servicios bsicos y tambin se practica el traslado de crceles para aminorar el efecto de la huelga. Todo ello en clara e infraganti violacin de los DDHH.

Ejemplos:

Mussaab Bashir expreso poltico en las crceles del ocupante sionista y consejero editorial de la Revista PALESTINA DIGITAL, habla de su experiencia personal: los presos palestinos tardan tres das para llegar a su destino de 60 km. (hospital, juzgado) con varias paradas de muchas horas. Nos montaban en un autobs con asientos metlicos posta y frenaban fuerte para que nos cayramos y nos hiciramos dao, estando esposados, lo que nos impeda agarrarnos (de hecho muchos se lastimaban). Fragmento de su testimonio de una charla en Madrid.

Acciones

En apoyo de los presos se est movilizando la poblacin palestina junto a los familiares de los presos, lo que est encadenando una serie de manifestaciones frente a las crceles, que son brutalmente reprimidas por las fuerzas de ocupacin, tambin se estn desarrollando huelgas generales en los territorios ocupados. Llama la atencin la inhumana y fascista accin de un grupo sionista, asando al carbn brochetas de pollo para quebrar la voluntad de los presos palestinos en huelga de hambre. La parrillada se realiz frente al principal centro penitenciario israel en Cisjordania, no es de extraar que los sionistas hagan estas manifestaciones, que se pueden considerar muy leves, frente a sus masacres cometidas contra los palestinos, en esta ocasin asaban pollos, pero sus acciones llegan a quemar vivos a jvenes palestinos, como el caso de Mohamed Ab Judeir. Este crimen consigue la simpata y el apoyo de ONG sionistas como Honenu, autoproclamada organizacin de asistencia, que proporcion fondos a Yosef Ben-David, uno de los asesinos del adolescente palestino. El palestino, de 16 aos, fue quemado vivo tras ser secuestrado en 2014.

Activismo

La solidaridad para con los presos en huelga de hambre, sucede en todas partes del mundo, el activismo pro los DDHH de los palestinos, no deja de crecer y consigue que instituciones del mbito poltico, social y acadmico se sumen a esta lucha desigual contra la violacin de los derechos bsicos de una poblacin bajo la ocupacin. Pero no puedo dejar pasar de largo de esta lucha, mi denuncia por la muy nefasta divisin del activismo en la ciudad de Madrid, donde los personalismos y la lucha subterrnea de facciones palestinas, hace su mella en esta. Me encuentro ante fragmentaciones de este activismo sin sentido, formados a veces por la venganza personal, donde los sables brillan y sus sonidos ya se escuchan alto y claro, marcando lneas de actuaciones de grupos minsculos muy diferenciados, como si de un combate a muerte se tratara. Vergonzosa actitud!

Ellos

Los presos polticos en huelga de hambre han dejado bien claro que su lucha numantina es por sus derechos que les otorgan las leyes internacionales, que estn siendo denegados y violados por la potencia ocupante. Ellos al da de hoy son 1.600 presos que empezaban la huelga tomando agua y sal, pero insisten en que dejarn de tomarlo si sus reclamaciones no son aceptadas. Ellos lo hacen con la asistencia de sus compaeros de celdas, los 6.500 presos, con el latido de los corazones de 11 millones de palestinos y el aliento de millones de personas defensoras de los DDHH activistas por la justicia.

Dignidad y libertad!

Abdo Tounsi. Editor de la Revista Palestina digital

Rebelin ha publicado este artculo con el permiso del autor mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter