Portada :: Opinin
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 05-05-2017

De capuchas y pasamontaas

Claudio Ral Cruz Nez
Rebelin


Desde la caperuza, del cuento de la Caperucita Roja, el pasamontaas del mtico Comandante Marcos, de los zapatistas en Mxico, hasta fuerzas especiales de la polica llevan alguna prenda que les cubra su identidad. Tampoco podemos olvidar al famoso Zorro del cine, ni al exgobernador Pedro Rossell que sali vestido de Pedro Navaja para esquivar la prensa.

Despus de la marcha del primero de mayo, las capuchas tomaron una relevancia inusitada en Puerto Rico. Los manifestantes encapuchados son bienvenidos en Venezuela, si estn en contra de Nicols Maduro Moros. Son bien vistos en diferentes partes de USA si son negros, que estn indignados con las muertes continuas que produce la polica. Es alarmante la cantidad de negros ultimados, por la fuerzas del orden, en los ltimos aos en los Estados Unidos. La capucha es un significante mltiple y oneroso para el orden.

Sin entrar en cinismos de moda, me atrevo a preguntar el por qu del escndalo por una cristalera desmerecida. No es ms violento u opresivo llevar un pueblo a la indigencia y al hambre por imposicin colonial. Nos es ms indignante no saber de los encapuchados que estn detrs de la deuda ilegal. Esos que provocaron la quiebra. Por qu no auditamos, para empezar a quitar los antifaces de muchos seores y seoras de renombre. Busquemos el rostro verdadero de esta crisis financiera y social que vive nuestra patria. Ahora tenemos a un nuevo personaje de nombre Ttulo III (quiebra total). Hay que preguntarle al gobernador de Puerto Rico; por quin dar la pelea en este novel escenario. El pueblo griego fue sacrificado por los poderes financieros y el apetito de los bancos. Su gobierno capitul y traicion a su gente. La mafia transnacional del capital se cubre con la caperuza, de la buena gobernanza y el reajuste econmico, para no ensearnos la dentadura del saqueo y la explotacin.

Y como coda sin capucha, exhortamos al Sr. Richard L. Carrin Rexach (presidente de un emporio bancario puertorriqueo) a que se d una vuelta; por los sectores marginales de nuestro pas, para que vea los destrozos ms graves y costosos que ha provocado el sistema colonial. Son 119 aos de colonialismo norteamericano sobre los boricuas caribeos. Ah es donde nos duele la patria.

Claudio Ral Cruz Nez. Poeta y ensayista puertorriqueo.

Rebelin ha publicado este artculo con el permiso del autor mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter