Portada :: Espaa
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 11-05-2017

Los fosfoyesos de Huelva: el polvorn del que todo el mundo est avisado

Santiago Sez
La Marea

Los expertos critican que el plan de Fertiberia no contempla la inestabilidad de los residuos antes situaciones probables como la subida del nivel del mar o la llegada un tsunami


La lucha por alejar de la ciudad de Huelva las balsas de fosfoyesos se aproxima a sus semanas cruciales. La ley dice que las marismas de Mendaa, en la margen derecha del Ro Tinto, deben ser restauradas. Sin embargo, el plan presentado por Fertiberia, la empresa responsable, no prev la retirada de los residuos de la marisma onubense. Lo que proyecta es cubrirlos con una capa de tierra y vegetacin. Grupos polticos, asociaciones ecologistas y cientficos presentan argumentos para que el plan sea rechazado.

La preocupacin proviene de la inestabilidad y la permeabilidad del terreno. Para salir adelante, el proyecto necesita la aprobacin del Ministerio de Medio Ambiente (que ya ha obtenido y se encuentra en fase de alegaciones hasta el 24 de mayo) y la Autorizacin Ambiental Unificada de la Junta de Andaluca. Para que el gobierno regional pueda emitir esta ltima, adems, el Ayuntamiento debe certificar que el vertedero industrial no es incompatible con su plan de ordenacin urbana. Fertiberia no ha respondido a las llamadas y correos electrnicos de La Marea. La empresa es miembro de Aiqbe, la Asociacin de Industrias Qumicas, Bsicas y Energticas, que paradjicamente patrocina el congreso sobre cambio climtico que organiza estos das en Huelva la Junta, la Diputacin y el Ayuntamiento, como ha publicado Infolibre.

Inestabilidad

Jos Borrego, gelogo y profesor de la Universidad de Huelva, preside el Comit de Expertos que asesora al consistorio onubense. Recientemente, su equipo ha analizado la estructura del suelo de la marisma que est bajo las balsas de fosfoyesos. La sobrepresin provocada por los residuos, segn el informe emitido, ha provocado que el fluido presente en las capas de la marisma escape hacia otras zonas, de la misma forma que el agua sale de una esponja al apretarla. No existe ningn otro lugar en el mundo en el que haya este tipo de estructuras originadas por este tipo de apilamientos, afirma Borrego.

El riesgo es que esa migracin de fluidos origine una prdida de presin, haciendo que colapse la estructura que sostiene el apilamiento, explica el profesor, lo que podra provocar un deslizamiento de parte de los fosfoyesos hacia el canal del Ro Tinto. La presa que se formara en el estuario supondra un serio riesgo de inundacin tanto para la ciudad como para las poblaciones que se encuentran ro arriba.

Una de las preocupaciones expresadas tanto en el informe del equipo de expertos como en el plan de la compaa es la situacin que originara un tsunami. Aunque esto pueda parecer una exageracin, es un escenario posible.

Tsunami

El 1 de noviembre de 1755, un temblor de una magnitud estimada de 8,5 en la escala de Richter sacudi el ocano a unos cientos de kilmetros al suroeste de Portugal. El terremoto destruy Lisboa y mat a decenas de miles de personas. Minutos despus, un tsunami alcanz la costa occidental de la pennsula, Afect no solo a Portugal, sino tambin al litoral atlntico andaluz, donde al menos 1.200 personas perdieron la vida. Segn las crnicas de la poca, Huelva qued reducida a ruinas.

El tsunami del Terremoto de Lisboa es el ltimo de una larga lista de maremotos que han golpeado las costas del Golfo de Cdiz, pero no el nico. En los ltimos ocho milenios, se han producido 14, y no hay datos que indiquen que la tendencia vaya a detenerse. Para Jos Borrego, es tan solo una cuestin de tiempo que las balsas de fosfoyesos tengan que enfrentarse a un maremoto: El problema no es que vaya a ocurrir, que eso es seguro. El problema es saber cundo.

Borrego critica que la empresa ha obviado el peor caso posible, ponindose ante un tsunami relativamente benigno: La empresa ha elegido la opcin menos conservadora. Han utilizado un modelo con una ola relativamente pequea, de dos metros, y solo han observado el problema del impacto de la ola, no el de las corrientes recurrentes que se producen al volver el agua hacia atrs. El cientfico explica que esto arrastrara el fango del extremo inferior, volviendo al mismo escenario de un colapso de la balsa, aunque esto podra producirse por muchos otros eventos, como un temporal sumado a una marea equinoccial.

Juan Antonio Morales, tambin gelogo y catedrtico de la Universidad de Huelva, afirma que los datos que se tienen del pasado no se pueden usar para predecir la llegada del prximo maremoto: Hay algunos tsunamis separados por 100 aos, y otros por 500, y ni siquiera sabemos si todos corresponden a terremotos localizados en la misma zona, explica el cientfico. Huelva no es tan propensa como Repblica Dominicana o Japn, pero sigue siendo una zona activa, concluye Morales.

Optimismo

Rafael Gaviln, abogado concejal en el Ayuntamiento de Huelva, es la cabeza visible de la Mesa de la Ra, una plataforma ciudadana transformada en partido poltico, cuya razn de ser es la rehabilitacin del estuario onubense. El edil afirma que es ms optimista que hace un ao, cuando el Ministerio an no se haba pronunciado: Esto es una lucha que empezamos solos, y ahora los que estn solos son los malos. Todo el mundo se ha venido a nuestro lado. La ciudadana ya estaba desde el principio, pero ahora estn todos los grupos polticos y las administraciones, menos el Ministerio. Cuando toda la sociedad quiere algo, cuesta trabajo decidir en su contra.

Fuente: http://www.lamarea.com/2017/05/10/los-fosfoyesos-huelva-polvorin-del-mundo-esta-avisado/



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter