Portada :: Espaa
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 15-05-2017

Haciendo el ridculo?

Gregorio Morn
La Vanguardia


Un malentendido convirti el titular de mi anterior artculo en algo tan ambiguo que alcanzaba lo incomprensible. Fbula de banquero y neofascista. De donde cabra concluir que se trataba de la misma persona, lo que estaba lejos de mis intenciones, que se reducan a la Fbula del banquero (Macron) y la neofascista (Le Pen).

Los titulares de Opinin tienen algo de voluta esttica y para evitar romper el maravilloso diseo y facilitar a los lectores lo que el autor, que soy yo, quiero decir, me limitar a partir de ahora a tratar de ser ms breve que un telegrama, y cuando no lo logre, como en este artculo que tienen ustedes en las manos, pondr la frase completa, que no hace ms que introducir el texto. Les pido disculpas por estas pejigueras de cocina periodstica.

No creen que estamos haciendo el ridculo? Aqu, en Catalunya. La historia de monseor Pujol y la madre superiora de la congregacin, sor Ferrusola, constituye un hallazgo que coloca a este pas en la cima del esperpento y el despendole. Como atento seguidor de los servicios de informacin, antiguos y modernos, y de los procedimientos del espionaje sofisticado, estudi con rigor las grandes figuras: Kim Philby, Richard Sorge el ms audaz y menos conocido, y por supuesto, Leopold Trepper Pero nunca llegu a imaginar, ni ellos mismos, de seguro, que la esposa de un presidente constitucional, votado arrolladoramente por una masa lacayuna, beata, ansiosa de verle aparecer en el balcn de la Generalitat con tanto fervor como Mussolini cuando se asomaba a la Piazza y las madres ponan en alza a sus hijos para que vieran al asombro de Catalunya. Brillante. Es verdad que no tena el don de la oratoria y que todos los idiomas, desde el cataln al alemn de su adolescencia, pasando por el castellano, los hablara igual de mal. Pero qu importaba ante aquel ancestral vigor de un hombre de honor que haba conseguido que toda Catalunya, o casi, le imaginara levantndose en el Palau de la Msica lugar hoy nefandoy entonara ante el asombro de una burguesa complaciente, que se forraba gracias a su victoria sobre los rojos y su adhesin al mayor negocio que existi en Catalunya, el franquismo. Siento decepcionarles. Ni Pujol enton la Santa Espina, o lo que fuera, porque no estaba en el Palau. Le detuvieron luego por la denuncia de uno de los suyos.

Pero, y la madre superiora de la congregacin! Con su cataln escrito que no pasara el nivel C que se exige a la poblacin que aspira a un cargo, carguito o empleo de menor cuanta, escribe a unos banqueros andorranos nuestro futuro, sera convertirnos en Andorra y dedicarnos al comercio, que se nos da muy bien; turismo y puros habanos. Reverendo mosn, soy la madre superiora de la congregacin, deseara que traspasases dos misales de mi biblioteca a la biblioteca del capelln de la parroquia, l ya le dir dnde se han de colocar. Muy agradecida. Marta. Es verdad que la traduccin al castellano pierde mucho de ese aire religioso que enmascara una verdad que no dudo indiscutible. Llamar misales a los millones, y denominar capelln de la parroquia a un eventual comisionista financiero es algo que ni los anarquistas de los aos dorados hubieran sido capaces de imaginar. Ni siquiera Umberto Eco.

Quiz forma parte de ese informe aceptado por jueces y fiscales, segn el cual la familia Pujol-Ferrusola aix s una dona, gritaban las masas, emulando a Evita Pern constituye una organizacin criminal. De donde se deduce, sin demasiados zarandajas jurdicas, que Catalunya ha sido dirigida durante 23 aos por una organizacin criminal. Como Tot Riina en Sicilia.

El billete de Marta Ferrusolaque as se deca de las notas cortas y privadas, hace siglos tiene un rasgo curioso que empalma con la tradicin catlica, apostlica y romana. Cuando le que el abad de Montserrat afirmaba con desparpajo y autoridad real absolutamente limitada a la parroquia militante que el Vaticano reconocera una Catalunya independiente, volv al carlismo. Qu bonito! El sueo de Torras y Bages. La repblica vaticano-catalana, y el que no quiera que se vaya. Bendito sea el nombre del Seor: o ser catlica o no ser! Un profeta.

Dudo mucho que la equvoca trayectoria del jurista cataln, con ms cargos y ms cambios que un militante de Esquerra Republicana, Alfons Lpez Tena, que se ha paseado por instituciones de fuste y partidos de papel mach, acaba de declarar en una revista modesta, local, asturiana, Atlntica XXII, n. 50, verdades de a puo. Ay, pero tan lejos! Ttulo general: En Catalua (con ) la situacin es de omert. No hace falta ser siciliano para entender la expresin. La corrupcin catalana ha sido acumulativa y no sustitutoria como la espaola. De ah la omert y de ah el oasis. Nadie habla porque todos tienen el techo de cristal. Y aade: Ni un solo caso de corrupcin en Catalua ha sido levantado por la prensa catalana. Ni uno. Todos han sido levantados por la prensa espaola Catalua no es un pas de leyes, sino un pas de personas. Lo importante es conocer a la persona adecuada. Lo mismo se podra decir de Sicilia.

El periodista, magnfico, que hace la entrevista se atreve a un comentario, porque l es italiano, Steven Forti: En Italia cuando estall lo de Tangentpolis, al lder socialista Bettino Craxi la gente le tir monedas. En Catalua nadie ha ido a manifestarse bajo la sede de Convergncia. Al contrario, millares de personas han acompaado a Mas. Y como colofn valga un ejemplo que desarrolla el jurista Lpez Tena: Jordi Pujol, siendo presidente de la Generalitat, no pag los impuestos de sucesiones sobre su casa de Vilassar. Y se trataba de un impuesto que se pagaba a la misma Generalitat, no a Espaa. l no lo pag, nadie lo inspeccion y tras diez aos prescribi. Carezco de espacio para mayores citas e historias chuscas de la organizacin criminal. Puede leerlas en el ltimo nmero de Atlntica XXII, n. 50, que se edita en Asturias.

Grupos de neonazis independentistas estn asaltando las sedes de los partidos adversarios Cs, PP y socialistas al grito de fascistas. Silencio meditico, quiz una nota. Una singularidad en la que no parecen tener ningn inters las autoridades de la Generalitat, preadas de miembros de la CUP, que representan algo similar a lo que fueron los inefables hermanos Bada durante la Repblica; aquellos valientes que se escaparon por las alcantarillas.

Este pas est haciendo el ridculo ante el silencio de abades y parroquianos. No hay creo ni un solo conocedor de la realidad que no tenga claro que ni habr referndum ni separacin unilateral y que en un tiempo rcord hasta el Bara entender que la vaca est ya esquilmada de tanto ordearla. Ahora bien, hay tanta gente para quienes el referndum, la independencia, la separacin sin contemplaciones, les da de comer, y bien. Si se cortan las subvenciones hay la posibilidad de que se produzcan dos hechos dignos de la madre superiora; la organizacin criminal desenmascarada y los idiotas que no saben que sus padres acabarn el calle: cuando al fin empiece el proceso contra Artur Mas, por causas de mayor cuanta, y la izquierda real, si es que ha quedado algo despus de tanta desvergenza, se dedique a otra cosa que a derribar estatuas.

Ninguna ciudad del mundo podra soportar la guillotina de sus emblemas, porque nacimos de la explotacin, crecimos en la explotacin y ahora decimos que nos era ajena. Dejen las cosas como estn y preocpense de la gente a quien no le quedar otro beneficio que recoger los cascotes. Los reaccionarios de anteayer se han vuelto jacobinos, sin tener ni puta idea que sern pasados por la ruina a la menor ocasin, algo as como la guillotina. Les quitarn la subvencin.

Fuente: http://www.lavanguardia.com/opinion/20170513/422532864829/haciendo-el-ridiculo.html



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter