Portada :: Brasil
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 29-05-2017

Estados Unidos y Brasil: lo que oculta el Lava Jato

Silvina M. Romano
CELAG


Brasil transita hoy por una de las crisis institucionales y polticas ms contundentes de las ltimas dcadas. Lo que transmiten los medios hegemnicos es que la corrupcin constituye el meollo de esta crisis. Sin embargo, considerando la dimensin que est adquiriendo el Lava Jato, parecera ser que la judicializacin de la poltica tiene un claro propsito (no siempre evidente a la opinin pblica): condenar la ineficiencia de lo pblico, la incapacidad del Estado y la corrupcin (inevitable) de los polticos, para as justificar el retorno a la senda neoliberal, retorno que ya se est experimentando y a gran velocidad.

Algunas suspicacias sobre el modo en que se presenta el Lava Jato obedecen a la opinin de los expertos de la prensa y think tanks de Estados Unidos, que abundan en anlisis sustentados en una suerte de moral liberal. Sostienen, por ejemplo, que el caso Lava Jato est ayudando a cambiar la cultura de la impunidad que caracteriz a Brasil. Segn ellos la presin popular es muy fuerte en Brasil y la gente ya no puede soportar la corrupcin. Lo sospechoso es que no se le da el mismo peso a la presin de la gente en las calles en contra de las medidas de ajuste neoliberal que viene implementando del gobierno de Temer. Estas medidas anti populares, son nada menos que necesarias y gracias a la baja popularidad de la que goza Temer, es el nico capaz de llevar a cabo estas reformas fundamentales para que funcione la economa brasilea [1].

A su vez, lo que desde una perspectiva ceida estrictamente a los atributos de estatidad sera considerado como injerencia, es retrucado desde un discurso en el que Estados Unidos aparece como salvador o como parte de la salvacin de Brasil, porque todo el proceso de Lava Jato se hace en coordinacin con (y asesora previa de) el Departamento de Justicia de este pas situacin que debe enmarcarse en el proceso de reformas judiciales en toda Amrica Latina financiadas e impulsadas en plena era neoliberal por BID, USAID y el Banco Mundial [2]-. Un dato reciente es que uno de los testigos, el que insisti en la ligazn de Lula con el caso, tuvo que declarar directamente y sin motivo especfico ante el Departamento de Justicia estadounidense, dando clara cuenta del control que ejerce el gobierno estadounidense sobre los procesos en Brasil [3].

Pero la judicializacin de la poltica tiene objetivos materiales claros. Sin necesidad de escudriar demasiado, puede verse que el rbol de la corrupcin, parecera estar tapando un bosque: el desguace de la estructura econmica brasilea. Tal como lo apuntan algunos especialistas, los sectores clave de esta disputa (que estn siendo vulnerados) como el petrleo, construccin y produccin de carne, son la columna vertebral de la economa nacional [4]. Un hecho que lo demuestra es que, en el momento de pico de la crisis institucional, a inicios de 2016, la oposicin al PT present proyectos de ley para retirar el monopolio operativo de Petrobras sobre reservas de hidrocarburos de gran envergadura [5] (objetivo que lograron luego del golpe a Rousseff), vinculando de modo directo e indirecto al Lava Jato con intereses de negocios y geopolticos del sector privado y el gobierno de Estados Unidos.


Estados Unidos y el rumbo de Brasil [6]

En el 2013, Edward Snowden public documentos filtrados de la Agencia de Seguridad Nacional de Estados Unidos (NSA) que muestran la vigilancia permanente al gobierno brasileo [7]. Brasil aparece en estos documentos como una suerte de enemigo no solo de EEUU sino a los ojos de la OTAN (debido, entre otras cosas, a la cercana con China). A partir de lo enunciado en los documentos, parece claro que una de las motivaciones del espionaje fue Petrobrs y el rol de Brasil en el mercado mundial de hidrocarburos. Esto no es un secreto, pues en 2012, la Agencia de Informacin sobre Energa de EEUU destacaba el crucial descubrimiento de reservas de petrleo en Brasil, los depsitos en plataforma submarina Presal, que podan transformar a ese pas en uno de los mayores productores de petrleo a nivel mundial [8].

En efecto, cuando el gobierno brasileo se enter del operativo de espionaje, adujo que estaban seguros de que el motivo era comercial debido particularmente al descubrimiento de Presal. Lo interesante es que, adems de las mencionadas agencias del gobierno de EEUU, tambin particip en estos operativos el Departamento de Estado (dejando rastro a travs de los cables con sus diplomticos en Brasil). En uno de estos cables de 2009, Jos Serra, del Partido de la Social Democracia Brasilea (en ese tiempo candidato a elecciones y luego del golpe canciller de Michel Temer) aseguraba que de llegar a la presidencia cambiara las leyes que regulaban el sector petrolero.

En los documentos tambin se percibe el lobby ejercido por las petroleras estadounidenses, que en sus comunicados al Departamento de Estado advertan sobre el difcil clima para la inversin y los negocios en Brasil: Mientras hacer negocios en Brasil es ms fcil que operar en Bolivia, nos han comentado, que en muchos aspectos las condiciones para invertir son peores que en Venezuela detallaba un cable de 2006.

Retomando nombres concretos, se lee la disconformidad de Chevron, empresa que a pesar de estar operando como partner de Petrobras, consideraba que la estatal abusaba de sus privilegios en el sector. En otro cable se da cuenta de la reunin entre el entonces embajador de Estados Unidos en Brasil, Clifford Sobel (2006-2009), y CEOs de las principales transnacionales de hidrocarburos, incluidas Chevron, Exxon Mobil, Devon Energy, Anadarko, etc. dando cuenta del involucramiento del gobierno estadounidense en la cuestin del petrleo brasileo. En los cables sobre la situacin en Brasil se puede leer: La estrategia ahora es reclutar nuevos compaeros para trabajar en el Senado, para aprobar enmiendas esenciales a la ley.

La profeca auto cumplida: el cambio de rumbo de Petrobras

Petrobras es la empresa brasilea de mayores dimensiones, responsable por la investigacin, explotacin, transformacin y distribucin de un recurso estratgico por excelencia, el petrleo. Adems, gestiona la mayora de las patentes brasileas registradas, y tiene un rol protagnico en la construccin naval y en desarrollo y fabricacin de maquinaria pesada. Por lo tanto, se trata de un instrumento estratgico para la economa y el desarrollo brasileo. En el ao 2010, en el denominado Presal ubicado en aguas profundas del Atlntico, descubrieron reservas de petrleo y gas [10] que para 2013 se estimaron en 40 mil millones de barriles (aprox.) y de probables reservas por 176 mil millones no descubiertas. Adems, segn lo calculado, su costo de extraccin estara muy por debajo del costo medio de la produccin mundial [11]. Luego del descubrimiento, el monopolio de Petrobras comenz a ser cada vez ms molesto para las transnacionales petroleras.

En un reporte sobre negocios de hidrocarburos de septiembre 2016, se advierte que Petrobras, la empresa estatal ms endeudada del mundo, est reorientando sus energas a explotar el rea del Presal, a pesar de haber recortado el mbito de accin a un mnimo de exploracin. El problema para las grandes petroleras es que tales limitaciones no pueden ser superadas, pues Petrobras tiene el monopolio de estos espacios, al actuar como operador, situacin que advertan con alivio sera revertida en el Senado, para quitar esta restriccin de accin a otros operadores y quitar tanta presin a la estatal brasilea [12]. Lo cierto es que Petrobras nunca entr en quiebra y an con dificultades, sigui explotando los yacimientos de Presal.

Con el Golpe Parlamentario a Dilma Rousseff (proceso en el que el gobierno de Estados Unidos mostr un sospechoso perfil bajo) [13], las compaas lograron acelerar la disputa por las tan preciadas reservas de hidrocarburos. Pasados dos meses del golpe, la Cmara de Diputados aprob una reforma a ley que exonera a Petrobras de la obligacin de mantener una participacin mnima del 30% en la explotacin del Presal [14], permitiendo acceso directo a las transnacionales de hidrocarburos para explotar las reservas de petrleo de Brasil [15]. Uno de sus impulsores fue nada menos que Jos Serra, siguiendo con un compromiso previamente adquirido, tal como se percibe en los Wikileaks mencionados anteriormente.

As, Petrobras ya no detenta el monopolio sobre los hidrocarburos brasileos. El primer negocio de apertura se dio con la empresa francesa TotalSA para vender activos por 2.2 mil millones de dlares. Incluye participacin en campos petroleros y en dos estaciones de energa trmica. A cambio, Petrobras recibi en un primer momento 1.6 mil millones de dlares, adems de poder optar participar en la produccin campos de petrleo del Golfo de Mxico, actualmente bajo la propiedad de Total y ExxonMobil [16]. Precisamente, un dato a destacar es que el cambio en la legislacin ha generado expectativas en Exxon Mobil, la nica transnacional estadounidense que no tena presencia en Brasil, y que ya est planeando sus prximos pasos para acceder a las reservas off-shore de ese pas. Otra de las empresas que primero se benefici fue la estatal de petrleo noruega, adquiriendo Carcar por 2.5 mil millones de dlares [17].

Desde el mundo de los negocios (lase, los sectores interesados en la apertura del mercado de los hidrocarburos), como resultado del Lava Jato, Petrobras perdi inversiones en 2015 y ser difcil salir de esa situacin. Aseguran que con la nueva ley Petrobras comenzar a repuntar, aunque auguran tiempos delicados debido a posibles cambios de rumbo en la decisin de la OPEP de recortar la produccin de crudo sospecha infundada porque Arabia Saudita (lder de la OPEP) parece acordar no solo en mantener sino en ampliar los recortes a la produccin de crudo en los prximos meses [18]. Pero lo que ms preocupa a los empresarios brasileos son las elecciones del prximo ao: esperemos que Lula no gane [19], exclaman.

Desde la perspectiva de los trabajadores vinculados al sector de hidrocarburos, se aclara que la modificacin de la ley (junto con el Lava Jato) es una estrategia muy bien elaborada con el objetivo de privatizar (cosa que ya se ha hecho) el sector para que las multinacionales accedan a reservas de petrleo de Brasil en un momento de rapia por recursos estratgicos a nivel mundial. Para legitimar esta venta (de hidrocarburos y soberana) es fundamental mostrar la ineficiencia e incapacidad de Petrobras, como empresa estatal, para asumir la explotacin de los recursos [20].

De los negocios a la geopoltica

En el 2015, a pesar de las crticas al gobierno de Dilma Rousseff, el Departamento de Comercio de EEUU aseguraba que Brasil continua siendo muy atractivo para las empresas estadounidenses. Se aclaraba que Brasil era el principal socio comercial de Estados Unidos, siendo que en 2014 el intercambio entre ambos pases alcanz los 37 mil millones de dlares, adems de ser la sptima economa del mundo y que por eso (a pesar de la crisis) sigue siendo un mercado fantstico. En el mismo documento se enuncia que ambos gobiernos firmaron en 2010 un Acuerdo de Cooperacin en Defensa, que Rousseff envi al Congreso para su ratificacin. Esto es sugerente, pues en el mismo texto se aclara a los empresarios que uno de los mbitos preferentes para hacer negocioso es el de la defensa [24].

Con la asuncin de Temer, se estrecharon los lazos con las FFAA de Estados Unidos en virtud de este rol privilegiado del sector defensa (como nicho de mercado y por supuesto, en trminos geopolticos). En marzo 2017, el Ejrcito de los EEUU inaugur un centro de tecnologa en So Paulo para asociarse con Brasil en proyectos de investigacin enfocados en la innovacin similar a las bases militares que EEUU plantea instalar en Argentina para investigacin cientfica [23] y el Ministerio de Defensa de Brasil y el Departamento de Defensa de los EEUU firmaron el Convenio para Intercambio de Informaciones en Investigacin y Desarrollo, el MIEA (Master Information Exchange Agreement).

Ante lo dicho y considerando la importancia geoestratgica y geopoltica de Brasil, preocupa una informacin que trascendi sobre invitacin de las Fuerzas Armadas brasileas a tropas de los EEUU para participar de un ejercicio militar indito en la triple frontera entre Brasil, Per y Colombia. El ejercicio se denomina Operacin Amrica Unida, inspirado en una actividad similar que fue realizada por la OTAN en Hungra, en 2015 (ocasin en la que Brasil particip como observador). Luego de ese ejercicio, la OTAN abri una base en Hungra. Adems, vale recordar que en 2013, Colombia firm un acuerdo de cooperacin con la OTAN [24]. Esto no debe pasar desapercibido en las actuales circunstancias de escalada del conflicto en Venezuela (cuyo principal e inocultable motivo son las reservas de petrleo), que se inserta en un esquema de provocacin y/o mantencin de situaciones blicas por parte de EEUU en un escenario de rapia por la apropiacin de recursos estratgicos.


Notas

1https://www.ft.com/content/8edf5b2c-c868-11e6-9043-7e34c07b46ef

2 http://www.celag.org/lawfare-la-judicializacion-de-la-politica-en-america-latina/

3https://www.brasil247.com/pt/247/poder/297111/Delc%C3%ADdio-diz-que-foi-interrogado-pelo-Departamento-de-Justia-dos-EUA.htm

4 http://www.celag.org/el-impacto-del-lava-jato-en-el-capitalismo-brasileno/

5 https://mundo.sputniknews.com/americalatina/201602171056856274-brasil-petrobras-reserva/

6 Esta seccin est realizada en base a informacin tomada de https://wikileaks.org/Nos-bastidores-o-lobby-pelo-pre.html ; http://www.brasilwire.com/snowden-wikileaks-brasil/

7 Estos documentos dan cuenta del entrenamiento de agentes para acceder y espiar las redes internas de empresas, gobiernos e instituciones financieras, entrometerse en redes diseadas para proteger informacin de esas instituciones.

8 Hasta 1997 Petrobras tena el monopolio de la produccin de petrleo, ao en el que el gobierno decidi abrir el sector a la competencia, siendo Shell, la primera transnacional en producir petrleo crudo en el pas. Se sumaron luego Chevron, Repsol, BP, Anadarko, El Paso, Galp Energia, Statoil, BG Group, Sinopec, ONGC and TNK-BO.

9 http://www.as-coa.org/speakers/ambassador-clifford-sobel

10 http://www.elmundo.es/america/2010/10/29/brasil/1288378788.html

11 http://www.resumenlatinoamericano.org/2016/03/12/petrobras-y-el-presal-brasileno-el-centro-de-la-disputa/

12 http://www.offshore-mag.com/articles/print/volume-76/issue-9/deepwater-update/deepwater-development-in-golden-triangle-down-but-not-out.html

13 http://www.celag.org/estados-unidos-y-el-perfil-bajo-sobre-brasil-por-silvina-m-romano/

14 http://www.telesurtv.net/news/Congreso-brasileno-aprobo-reforma-sobre-explotacion-del-presal-20161110-0014.html

15 http://www.brasilwire.com/snowden-wikileaks-brasil/

16 http://www.nasdaq.com/article/oil-gas-stock-roundup-chevrons-asset-sale-petrobras-total-deal-and-more-cm726369

17 http://www.brasilwire.com/snowden-wikileaks-brasil/

18 http://www.preciopetroleo.net/opep-reunion-mayo-2017.html

19 https://www.forbes.com/sites/kenrapoza/2017/05/16/these-guys-are-bullish-on-beleaguered-brazil-oil-firm-petrobras/#2ae280854f33

20 http://www.mdzol.com/opinion/672089-brasil-es-el-petroleo-la-verdadera-razon-de-la-lucha-por-el-poder/

21 https://www.washingtonpost.com/news/energy-environment/wp/2016/12/13/trump-taps-former-texas-gov-rick-perry-to-head-energy-department-he-once-vowed-to-abolish/?utm_term=.afcc6358fb01

22 https://www.commerce.gov/news/blog/2015/06/brazil-continues-be-attractive-us-companies-says-andrews

23 http://tn.com.ar/tnylagente/denuncias/macri-abre-las-puertas-eeuu-para-instalar-bases-militares_689656

24 http://www.telesurtv.net/analisis/Cuatro-anos-del-acuerdo-entre-la-OTAN-y-Colombia-20150305-0034.html


Fuente: http://www.celag.org/estados-unidos-y-brasil-lo-que-oculta-el-lava-jato/


Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter