Portada :: EE.UU.
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 19-06-2017

Primeros resultados del discurso de Trump en Miami

Iroel Snchez
La pupila insomne


El 30 de julio es duelo nacional en Cuba. En esa fecha, cada ao, las calles de Santiago de Cuba se llenan en una peregrinacin espontnea en la que caen desde los balcones ptalos de rosas y el pblico camina en silencio hacia el cementerio. Se recuerda as la reaccin popular con que la ciudad, casi en pleno, respondi en 1957 al asesinato de los jvenes Frank Pas y Ral Pujol por la polica de Fulgencio Batista, pero tambin a todos los muchos que como ellos fueron vctimas de acciones similares.

Al hijo de uno de los asesinos de Frank y Josu escogi el presidente estadounidense Donald Trump para el storytelling del dicurso que realiz en Miami este 17 de junio. Un violn desafin en manos del vstago las notas del himno nacional estadounidense, y -en un teatro que lleva el nombre de uno de los invasores que a rdenes de la CIA sufri la aun muy recordada derrota en Playa Girn- un poltico entre cuyos adjetivos ms socorridos est la palabra perdedores prometi lo mismo que ya el mundo entero -y hasta su antecesor en el cargo- reconocen est condenado al fracaso.

El pblico -en su mayora ancianos miamenses que hace dcadas no ponen un pie en Cuba- gritaba USA, USA, mientras el Presidente anunciaba que los ciudadanos del pas de las libertades seguirn teniendo prohibido hacer turismo en Cuba y si aun as viajan a la Isla debern hacerlo en grupo y con una bitcora detallada y auditable, de modo que el Gran Hermano pueda controlar adecuadamente si cumplen con la misin que su gobierno les encarga: derrocar al rgimen que se ha ocupado de que jams vuelvan a ocurrir en la Isla crmenes como los del 30 de diciembre de 1957.

El mismo Presidente que hace menos de un mes firm un contrato por cien mil millones dlares en venta de armas a la monarqua de Arabia Saudita, firmaba otro ante personas que practicaron el terrorismo, el objetivo?: evitar que llegue un solo centavo estadounidense a las Fuerzas Armadas de la Repblica de Cuba. Inslitamente, para ello ha prometido que impedir un comercio e inversiones que hoy no existen.

Con el debe ms abultado que el haber en sus promesas de campaa, y amenazado por una investigacin congresional a partir de sus presiones sobre el ex director del FBI, James Comey, el Seor Trump parece ha encontrado entre la ultraderecha cubanoamericana de Miami la manera de aparentar que cumple su palabra y es aplaudido. Pero la retrica no puede encubrir una realidad: 73% de los estadounidenses y 80% de los cubanoamericanos apoyan el fin del bloqueo a Cuba, y sus anuncios de este viernes no harn sino aumentar ese rechazo. Vivir para ver, ya en la vspera, Trump logr poner de acuerdo a los analistas del Nuevo Herald de Miami con los de The New York Times.

Del lado Sur del estrecho de la Florida no ha habido que esperar mucho. Los primeros resultados del show de Trump en Miami ya estn a la vista en Cuba: Se habla ms de poltica y en las redes sociales muchos jvenes que no suelen aludir a esos temas manifiestan su indignacin con el discurso miamense del Presidente norteamericano. Desde los tiempos del secuestro del nio Elin Gonzlez los cubanos no haban recibido una imagen tan clara del Jurassic Park que mandara en Cuba si no hubiera Revolucin.

Fuente: http://lapupilainsomne.wordpress.com/2017/06/17/primeros-resultados-del-discurso-trump-en-miami-por-iroel-sanchez/



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter