Portada :: Mxico
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 20-07-2017

Mxico ante el TLCAN y la renegociacin que viene

Fidel Aroche
Alainet


En los ltimos tiempos, cada da leemos en la prensa declaraciones del Presidente de la Repblica Mexicana, Enrique Pea y de diversos miembros del Gabinete que dejan ver que para decirlo en pocas palabras- no saben cmo enfrentar el momento por el que atraviesa el pas que deberan gobernar. Dos ejemplos, el Canciller de la Repblica, Luis Videgaray no reacciona ante el embate del Gobierno de los EEUU, el principal socio comercial y aliado en todos los frentes. Se han escrito ros de tinta sobre el particular. El segundo ejemplo, el 12 de julio de 2017 aparece que el Secretario de Educacin, Aurelio Nuo, promete que en dos dcadas la poblacin mexicana hablar ingls, sin explicar las ventajas de tal estrategia. Sobre el hecho de que la reforma educativa del presente gobierno no es educativa, sino laboral, tambin se han escrito ros de tinta. Lo que aparece en las ideas de ambos funcionarios es su conviccin de que Mxico debe subordinarse a los EEUU.

El presidente de los EEUU ha manifestado unilateralmente su decisin de renegociar el TLCAN, el Tratado de Libre Comercio de Amrica del norte, porque est en desacuerdo con la participacin de Mxico y encuentra que ha afectado negativamente a su pas tras dos dcadas de vigencia. Siendo un Tratado tripartito, el Canad no aparece en la discusin. Por su parte, el Gobierno de Mxico no ha manifestado su posicin sobre los resultados del Tratado y guarda silencio respecto de si es conveniente tal renegociacin, los porqus de tal conveniencia, los trminos en los que debera ocurrir. El acuerdo original, firmado en 1993, refleja los intereses de las grandes empresas de EEUU; en buena medida porque las grandes empresas de Mxico (como las del Canad) son escasas, se encuentran ubicadas en sectores econmicos muy especficos y no tienen una gran presencia en los tres pases norteamericanos. Tambin habra que revisar, para el caso de Mxico, la actitud de los funcionarios que negociaron en 1993 Conocan el inters nacional? La respuesta ms probable es NO y de all los resultados para este pas (los estudios acadmicos no encuentran resultados positivos). Quiz habra que indagar en los intereses privados de los funcionarios para conseguir un TLCAN a todo costo o es pura ideologa?

Enseguida, la Cancillera se niega a reconocer que el gobierno de los EEUU es hostil a Mxico. El Titular ha declarado que la principal amenaza, la construccin de una muralla (que no muro) y su financiacin, no son asunto de la relacin bilateral entre ese pas y Mxico En dnde se clasifica esa cuestin, entonces? Parece que EEUU preferira llevar una relacin ms distanciada, frente al Gabinete que busca la subordinacin.

Coinciden con la opinin del Gobierno mexicano diversos grupos de la lite nacional, aquellos que tienen casas en Nueva York y Miami, que prefieren que la publicidad en Mxico sea en lengua extranjera y que las tiendas sean idnticas en ambos pases, que no haya produccin nacional. Curiosamente, adems de que los mexicanos ricos mantienen sus activos financieros e inmuebles en EEUU, no muestran intereses econmicos definidos en la relacin con ese pas. Qu empresas, qu sectores econmicos son de mexicanos all, qu exportan las empresas mexicanas? Es decir, no es evidente por qu interesa mantener esta relacin econmica en estos trminos y a todo costo, desde un punto de vista nacional (en el sentido de colectivo).

Enseguida aparece el tema de la educacin bilinge, en ingls, claro, porque ninguna otra lengua merece la pena (en opinin del mismo Gobierno y los mismos grupos). En trminos econmicos, tal como estn las cosas, la poblacin necesita hablar ingls para emigrar al norte, porque el modelo econmico que deriva de la integracin con EEUU (no con Amrica del norte) supone que en Mxico no hay ni habr empleo de calidad y aquel que quizs exista, ser ofrecido por empresas extranjeras y en todo caso, el idioma del trabajo (no de los negocios) es el ingls. Relegan el castellano a un papel subordinado, junto con toda la cultura y a la nacin entera.

Asimismo, el planteamiento de bilingismo no reconoce que en el pas existen segmentos de la poblacin que en el mejor de los casos alcanzan ese carcter, pero desde las lenguas indgenas, con el espaol como lengua franca. Se trata del Secretario de Educacin, pero tambin el encargado del organismo electoral (INE) Lorenzo Crdova, quien nos brind un caso de ignorancia y racismo hace algunos aos, cuando hizo de burla pblica de algn ciudadano, visitante a su oficina y que no hablaba espaol correctamente.

Curiosamente, el llamado Gabinete Econmico ha jugado un papel ms bien limitado en la esperada renegociacin del TLCAN, de donde se deduce que el Gobierno no considera este problema de naturaleza econmica, lo cual, es por lo menos extrao. Tampoco la llamada Sociedad Civil ha manifestado gran preocupacin por el particular. Al parecer, Mxico cree que la asociacin subordinada a los EEUU es inevitable y queda que la poblacin crezca (la familia es el valor fundamental) y emigre u ofrezca fuerza de trabajo barata, pero bilinge, a quien quiera montar plantas de ensamblaje en el territorio nacional. Interesante visin del desarrollo econmico.

Fidel Aroche es profesor titular de la Facultad de Economia, UNAM. Miembro fundador del Obela. www.obela.org

Fuente: http://www.alainet.org/es/articulo/186926



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter