Portada :: Opinin
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 31-07-2017

El mito de la excepcionalidad estadounidense

Melvin Goodman
Counter Punch

Traducido del ingls para Rebelin por J. M.


Foto de August Kelm | CC BY 2.0

Al igual que muchas otras naciones, Estados Unidos piensa en s mismo como una nacin escogida y un pueblo elegido. Las declaraciones presidenciales inaugurales son tpicamente un ejercicio en la proclamacin del excepcionalidad estadounidense y esta mentalidad tiene demasiada influencia en los Estados Unidos. Es particularmente lamentable cuando quienes no tienen motivos exhiben el tipo de arrogancia y triunfalismo asociado a la excepcionalidad.

Un excelente ejemplo de nuestra excepcionalidad apareci en el Washington Post del domingo en forma de un editorial de Tom Malinowski, ex subsecretario de Estado para la democracia, los derechos humanos y el trabajo en la Administracin de Obama. Malinowski fustig al presidente ruso Vladimir Putin, por declarar que Estados Unidos frecuentemente se mete en la poltica y las elecciones de otros pases. Malinowski argument que Rusia es la que interfiere en las elecciones democrticas, como la presidencial de Estados Unidos en 2016, pero que Estados Unidos "promueve la democracia en otros pases".

Una de las razones por las que Estados Unidos tiene tan poca credibilidad para hacer un caso contra la injerencia de Rusia en las elecciones presidenciales es el registro srdido de la Casa Blanca y la Agencia Central de Inteligencia en el cambio de rgimen e incluso el asesinato poltico para influir en las condiciones polticas de todo el mundo. En 1953 Estados Unidos y Gran Bretaa conspiraron para derrocar al Gobierno democrticamente elegido de Mohammed Mossadegh en Irn; al ao siguiente, el gobierno de Eisenhower apoy un golpe en Guatemala que llev a la introduccin del rgimen ms brutal de la historia de Amrica Central. Del mismo modo la voluntad de Eisenhower de buscar el asesinato de Patrice Lumumba en el Congo llev a la instalacin del peor tirano de la historia de frica, Sese Seku Mobutu.

La Baha de Cochinos es el "estandarte" del fracaso operacional estadounidense y la Oficina del Inspector General de la CIA atribuy la culpa a lo que calific de "arrogancia, ignorancia e incompetencia" dentro de la CIA. Diez aos ms tarde, sin embargo, otra Administracin estadounidense y la CIA trataron de impedir la eleccin de Salvador Allende, un izquierdista, como presidente de Chile. Despus de la eleccin de Allende, la CIA se movi para subvertir su Gobierno. El director de la CIA, Richard Helms, fue condenado a dos aos de prisin condicional por mentir a la Comisin de Relaciones Exteriores del Senado por la operacin en Chile. Pero fue el asesor de seguridad nacional Henry Kissinger quien orden la operacin y explic que no poda "ver por qu Estados Unidos deba mantenerse al margen y dejar que Chile se volviera comunista slo por la estupidez de su propio pueblo".

La revelacin de los complots de asesinatos en Cuba, Congo, Repblica Dominicana y Vietnam finalmente llev a la prohibicin del asesinato poltico de la CIA a mediados de los aos setenta. Sin embargo, cuando el lder libio Muammar Gadafi fue asesinado, la secretaria de Estado Hillary Clinton se jact de que "vinimos, vimos, muri". En un increble cambio de acontecimiento, Estados Unidos invadi Irak para derrocar a Saddam Hussein y anteriormente patrocin el golpe contra el coronel Abdul Kassem que condujo al surgimiento de Saddam Hussein.

Vladimir Putin es ciertamente consciente de la intervencin de la CIA en nombre del movimiento Solidaridad en Polonia para desestabilizar al Gobierno comunista all a principios de los aos ochenta. Reforzar el rgimen del expresidente Eduard Shevardnadze en la Repblica de Georgia en los aos noventa y ms recientemente para socavar el rgimen del expresidente Viktor Yanukovych en Ucrania.

La intervencin de Putin en Siria en 2015 fue diseada en parte para asegurarse de que la historia de EE.UU. de cambio de rgimen no incluyera otro captulo en el Oriente Medio.

Antes de que exfuncionarios estadounidenses como Tom Malinowski decidieran criticar a Putin por el cinismo y la traicin, sera una buena idea familiarizarse con los crmenes y las calumnias de Estados Unidos. Hace cuarenta aos el exsenador Frank Church dijo que Estados Unidos "nunca debe adoptar la tctica del enemigo. Cada vez que lo hacemos, cada vez que los medios que usamos estn equivocados nuestra fuerza interior, la fuerza que nos hace libres, se reduce. "Malinowski debe reflexionar sobre la advertencia de William Faulkner sobre la tierra de su nacimiento: El pasado nunca est muerto. Ni siquiera es pasado".

Melvin A. Goodman es miembro del Centro de Poltica Internacional y profesor de la Universidad Johns Hopkins. Exanalista de la CIA, Goodman es el autor de Failure of Intelligence: The Decline and Fall de la CIA y  National Insecurity: The Cost of American Militarism. Su ltimo libro es  A Whistleblower at the CIA. (City Lights Publishers, 2017). Goodman es el columnista de seguridad nacional de counterpunch.org.

Fuente: https://www.counterpunch.org/2017/07/27/the-myth-of-american-exceptionalism/

Esta traduccin se puede reproducir libremente a condicin de respetar su integridad y mencionar al autor, a la traductora y Rebelin como fuente de la traduccin.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter