Portada :: Cuba
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 08-09-2017

El Observatorio de la mentira contra Cuba
La clase es la clase

Ramn Pedregal Casanova
Rebelin


... porque la verdad adelgaza y no quiebra, y siempre anda sobre la mentira, como el aceite sobre el agua
Miguel de Cervantes Saavedra en Don Quijote de La Mancha. 2 Parte.   Captulo X.

 

La mentira es la primera de las armas empleadas en una agresin. La mentira es el arma con que ataca a Cuba la organizacin que se autodenomina Observatorio de Derechos Humanos de Cuba. Conocido por ser financiada por la NED, aparato de la CIA para tareas de guerra que no requieren de la obscuridad de alcantarilla. La ODHC se dedica, y es probado, a falsificar e inventar noticias y hacerlas pblicas. La ltima con la que han agredido habla de detenciones arbitrarias en Cuba y daba la cifra de 410 detenciones en el mes de Junio. Ha aprendido del franquismo, que daba la cantidad de votantes en un referendum sobrepasando en 1 milln y medio a los censados y obligados a votar, o por venir a las elecciones contemporneas, se encuentran en los listados de votacin personas fallecidas, nombres inventados, conteos que no han sido probados, urnas desaparecidas, centros de votacin que dan por perdidos los votos que han recibido y a todo esto hace odos sordos el Tribunal Electoral o Tribunal encargado de dar los resultados. El ODHC tiene escuela de clase burguesa, los de la clase que lo forman o lo alimentan tienen en el pasado ms oscuro de Espaa su referencia. Lo mismo ocurre con la ltima mentira que el Observatorio, ha tirado contra Cuba como noticia: nmero y nombres de detenidos que no existen, otros nombres de personas que nunca han sido detenidas, nombres de gentes que no viven en Cuba, nombres con datos personales falsos y con ese material disparan contra la Revolucin Cubana.

Ahora nos vamos a detener en quin articula semejante grupo de mentirosos.

El ODHC se instala en Espaa, concretamente en Madrid, y como representante aparece Elena Larrinaga de Luis, nacida en Cuba y cuya familia, propietaria de empresas textiles, se va de la isla en 1960 porque tendran que trabajar y la clase alta concibe el trabajo como una forma de rebaja; la aristocracia espaola mantiene que el trabajo es de gente baja, vulgar, la chusma que tambin dicen. De modo que la familia acaba instalndose en Espaa en 1966, pero con quin tienen relaciones y ms adelante se emparentan? Su amistad conocida desde el principio es Esperanza Aguirre y Gil de Biedma, condesa consorte de Bornos y de Murillo, y titulada como Grande de Espaa, y otros apellidos de campanillas relacionados con el mundo de la construccin inmobiliaria y dems burbujas financieras; expresidenta del Partido Popular, y por tal partido expresidenta del Senado, exministra de educacin y cultura, ex presidenta del grupo municipal del Ayuntamiento de Madrid, que abandon debido a su relacin con los casos de corrupcin ms escandalosos de Espaa, como por ejemplo el caso Gurtel, de extensin y profundidad que an no se ha podido determinar. La vida pblica-poltica de la duquesa le ha servido para aparentar desapego de los millones que circulaban ante ella mientras ocupaba los puestos, entre tanto funcionaban los negocios familiares apoyados desde las instituciones en las que se encontraba, con empresas que intervenan e intervienen apropindose de lo pblico, como por ejemplo las conocidas como empresas buitre dedicadas a extorsionar a la poblacin que habita en viviendas de pertenencia estatal y que los organismos oficiales se las entregan a precio de ganga. Tambin en su da apareci detrs del pucherazo para arrebatar la alcalda de Madrid y dar paso a la construccin de las cuatro torres que ocupan lo que eran terrenos del Real Madrid, terrenos sobre los que no se poda hacer tal cosa, pero que lo hizo tras comprar a dos concejales del PSOE para tener mayora y quedarse con la Alcalda. Y apareci en la creacin y financiacin ilegal desde el ayuntamiento de la fundacin de Vargas Llosa y el grupo de presin, o grupo de corrupcin, que hizo su trabajo hasta que le dieron el Premio Novel de literatura al significado derechista; el montn millonario empleado para tal fn qued sin investigar, y cuntas cosas ms?. La clase es la clase, y por eso su amiga Elena Larrinaga de Luis mantiene la familia en los crculos de ultras del pp que, entrada la dcada de 1990, la emplea como parte de la organizacin financiada por el fascismo estadounidense para sumarla a la guerra contra Cuba.

Sobrevive en el chiringuito construido y financiado por la CIA, la Comunidad Autnoma de Madrid y la FAES del ultraderechista Aznar, del entorno de ste no queda nadie sin ser denunciado, juzgado, investigado o muerto, incluyendo a Rato, Blesa, Barcenas o Berlusconi, Bush, Blair... Elena Larrinaga de Luis ha sido aprobada en los exmenes y requisitos de ultraderechista, y por ello el gran capital la tiene a su servicio. La clase es la clase, ah estn sus amistades.

Emparentada con el cajero del PP lvaro Lapuerta, puesto por Aznar, acusado, como todos los cajeros de dicho partido de financiacin ilegal, tras negarse a declarar su causa fue archivada por los jueces por demencia senil. Triquiuela muy parecida a la empleada por el dictador Pinochet para no ser deportado a Espaa y ser juzgado por crmenes de Lesa humanidad, qu casualidad. Habr quien diga que la vida es cruel con los pobres ultraderechistas, pobres capitalistas. Sobre el caso puede leer algo jugoso en www.elplural.com/2015/10/29cuatro-funerales-y-una-caida-los-muertos-ocasi-de-la-gurtel, y sobre los antecedentes del caso del cajero lea www.20minutos.es/minuteca/alvaro/lapuerta/. Alvaro Lapuerta fue presidente de la Comunidad Autnoma de La Rioja, en cuya Universidad ha dado conferencias su pariente Elena Larrinaga de Luis, tambin es casualidad.

Elena Larrinaga de Luis tambin tiene relaciones establecidas con Silva Muoz, ministro de obras pblicas en la dictadura franquista y fundador de lo que fue Alianza Popular, que es como llamaron al principio al PP, y con Fernndez de la Mora, otro ministro de obras pblicas de la dictadura -cunto les gusta a todas sus amistades el ladrillo-, adems Fernndez de la Mora era conocido como racista defensor de las teoras supremacistas, lea http://www.eldiario.es/papeles-castellana/Fernandez-Mora-inmovilista-Mariano-Rajoy_0_526698061.html.

Todos ellos son ejemplo de esa democracia que representa Elena, la misma democracia que aqu y al otro lado del Atlntico se opone a los Derechos de los Pueblos, a su unidad, su independencia y su soberana. No hay ms que ver sus postulados contra la revolucin cubana: bloqueo, no relaciones del rgimen estadounidense con Cuba y en la UE mantenimiento de la Posicin Comn para ahogar al pueblo cubano. La clase es la clase. Familiares y amigos aristcratas y capitalistas integrantes del franquismo fundamentan su estar en el mundo con el primer arma para agredir, la mentira, mentir hasta imponer lo dicho, los repetidores se encargarn de mantener tal cosa.

La mayor inversin del capitalismo junto con la fabricacin de armamento es destinada a la propaganda, empresas-fbricas de informacin tergiversada para difundir entre la clase trabajadora. Cuanto ms aten en corto la cabeza de la gente, ms trabajar para ellos y ms les durar el negocio del sistema que han creado. La mentira es la primera de las armas empleadas en una agresin, por eso se entiende perfectamente que la dictadura imperial y su rgimen en Espaa financien a gente como la tal Elena.

Del mismo plato al que llaman OCDH comen Alejandro Gonzlez Raga y Raul Rivero, dos contrarrevolucionarios con historiales proclives a la accin de los anteriormente citados, que integrados en los ambientes mercenarios se emplean bajo dichas siglas para hacer lo contrario de lo que dicen los papeles con los que presentan a su organizacin, por tal motivo emplean los terminos Derechos Humanos, y en la proclama de tal cuartel de propaganda antirevolucionaria se aade que lo hacen sin nimo de lucro. Gentes de poca f, s, pero cmo creer tales infundios expuestos a la luz de las pruebas? Son pobres ermitaos, como los aristcratas y capitalistas entre los que viven. En tan slo una ocasin se ha les ha escapado un documento en el que se reflejaba una aportacin de la CIA, la cantidad era de 64.434 dlares, tras saberse esto han cerrado la ventana que se les qued abierta, cunto llevan puesto los restantes desde la dcada 1990?

A la aristocracia, al gran capital, al fascismo, al imperialismo, les llena de satisfaccin las sanciones, el bloqueo, las invasiones los golpes de Estado, la guerra para derrocar al pueblo triunfante, a la clase trabajadora que se sabe igual y con un proyecto de futuro en el que -como deca el poeta, escritor y ensayista Eduardo Galeano-, ni por defuncin ni por fortuna se convertir el canalla en virtuoso caballero.

Ante el ataque con el arma de la mentira, la respuesta con la verdad: ninguno de stos siervos del imperio puede afirmar que, no slo Cuba, sino ningn pueblo latinoamericano ha agredido a EEUU, nunca han ido ejrcitos a invadir ese pas, nunca le han bloqueado ni han realizado injerencias en su sistema, y s est a la vista de todo el mundo que Cuba, pilar fundamental de la CELAC (Cumbre de Estados Latinoamericanos y Caribeos), junto con los gobiernos de su regin ha firmado en el 2 Encuentro la Proclama de Amrica Latina y el Caribe como zona de Paz. Adems Cuba viene siendo elegida permanentemente como miembro del Consejo de los Derechos Humanos de la ONU. En la ltima sesin, el 28 de octubre de 2016, 160 pases votaron por Cuba para que continuase hasta 2019 como uno de los ocho representantes de Amrica Latina y el Caribe. Mientras que Cuba tiene firmados y cumplidos 47 Tratados Internacionales sobre Derechos Humanos, EEUU slo ha firmado 16. Retengan los siguientes ejemplos que la tal Elena Larrinaga de Luis y sus enlazados en familia, negocios y finanzas ocultan en el Observatorio de la mentira:

En los momentos actuales en que el mundo entero corre tantos peligros a causa de la guerra del imperio capitalista para apropiarse de las riquezas del planeta, el papel que asigna su maquinaria de guerra a semejante Observatorio es el de disparar con la mentira. Por tanto, pngase atencin a sus financiadores y sus componentes, veremos mejor sus fines; y como es tan grande la necesidad de sealarlos, de aprender tica, de escapar al dominio de sus ideas, si lo hacemos habremos dado el primer paso para que fracase Elena Larrinaga de Luis, su aristocracia y su capitalismo, evitaremos que nos colonicen. Por ese mismo motivo resiste Cuba al imperio.

Ramn Pedregal Casanova, libros: Gaza 51 das y Palestina. Crnicas de vida y Resistencia, Dietario de Crisis, Belver Yin en la perspectiva de gnero y Jess Ferrero, y Siete Novelas de la Memoria Histrica. Posfacios. Presidente de la Asociacin Europea de Cooperacin Internacional y Estudios Sociales AMANE. Miembro de la Comisin Europea de Apoyo a los Prisioneros Palestinos.

Rebelin ha publicado este artculo con el permiso del autor mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter