Portada :: Chile
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 15-09-2017

Los empresarios imponen su historia sobre Salvador Allende

Rmulo Pardo Silva
Rebelin


Hace 44 aos del asesinato directo o indirecto del Presidente.

El crimen fue obra de los oligarcas occidentales internos e internacionales. Los ejecutores, militares que haban actuado as contra el pueblo muchas veces en la historia chilena.

Por qu esa medida radical contra el primer mandatario?

Porque la Unidad Popular que lideraba:

tena un proyecto socialista del poder para el pueblo;

expropi los negocios estratgicos del empresariado;

Allende y su base poltica popular no se rindi nunca al sabotaje patronal;

era honrado.

Salvador Allende era un dirigente valiente de honor. Estaba dispuesto a tomar las armas de ser necesario, de dar su vida. Lo hizo en el palacio de gobierno.

La oligarqua no puede tolerar una poltica con que pierde riqueza y poder.

Qu queda hoy de su discurso y sus objetivos de cambio?

Nada que sea lucha de ideas.

En el pensamiento mayoritario se admira su herosmo y consecuencia. Se rechaza la represin brutal de la dictadura.

Pero poco y vago se sabe sobre su modelo de pas, el socialismo planificador, asentado en la lucha de clases. La causa real de las miles de muertes.

El argumento de los errores propios durante el proceso ha sido una propaganda exitosa que oculta las operaciones de Estados Unidos y los grandes propietarios con agentes, dinero, armas, para asesinarlo o dar un golpe antes de haber asumido y de haber ejecutado ninguna medida del programa.

Los medios difunden la batalla del palacio de gobierno. Eludiendo que los soldados bombardeaban el socialismo.

El olvido parcial calculado de la gesta y la matanza ha sido instalado por analistas, periodistas, historiadores, escritores, al servicio de la cpula gobernante.

La consecuencia poltica de esa manipulacin se expresa en que en un pas de 17 millones de habitantes en un acto recordatorio en la tumba del Presidente haba unas 50 personas; en que no se ha visto alguna manifestacin de cientos de miles en apoyo a su causa de ayer y su continuidad de hoy y maana.

El ncleo de la riqueza maneja los medios, el ejrcito, la presidencia, los tribunales, el parlamento. Cuenta con excompaeros del Presidente que optaron por ingresos y consumos de segundo nivel.

Acusar a los vencedores de falsear la epopeya de 1970-1973 en adelante es un error.

La responsabilidad es de los socialistas que no han creado y levantado una propuesta de dos pilares, el legado de Salvador Allende y la Unidad popular y las nuevas condiciones que hacen insostenible el capitalismo.

La entrega de todos los asesinados, desparecidos, torturados, solo ser historia objetiva cuando el pueblo luche de nuevo por un socialismo sostenible, solidario para la siguiente civilizacin.

Lo correcto es exigir a los socialistas que definan un programa como lo hizo el Presidente Allende y la UP.

Rebelin ha publicado este artculo con el permiso del autor mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter