Portada :: Ecologa social
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 23-11-2005

El despilfarro de la energa y materias primas, anuncian el final de la revolucin insdustrial y agrcola
El ocaso de la revolucin industrial y agrcola

Miguel ngel Llana
Rebelin


El conocimiento de la ciencia y de la tecnologa junto con la utilizacin de enormes cantidades de materias primas y de energa, abrieron una nueva era social y econmica para unos pocos pases. Los recursos de las colonias, el crecimiento de las ciudades -de sus suburbios- y una abundante y barata mano de obra fueron el complemento necesario. Los aspectos sociales de la explotacin laboral, que sobrepas lo imaginable, es ms conocido, en cambio, las materias primas y los productos energticos, no se han relacionado suficientemente con el proceso.

La mquina de vapor, el motor de explosin y el motor elctrico, aportan la fuerza -la energa - para realizar las transformaciones y trabajos necesarios; transporte de las materias primas, de las mercancas producidas y de los propios trabajadores. La cuestin es que todo ello se basa principalmente -y cada vez ms- en la importacin de esas materias primas y de la energa necesaria. Los llamados pases industriales ya hace tiempo que agotaron sus recursos y llevan aos dependiendo de proveedores, que son precisamente los pases del tercer mundo, los llamados subdesarrollados, que lo son -y han de seguir sindolo- para mantener "nuestro" desarrollo.

La energa es el componente ms sensible sobre el que est montado el sistema productivo, incluido el agrcola. No se concibe nada sin que su participacin sea absolutamente imprescindible, e incluso la energa fsil, es tambin utilizada como materia prima para la obtencin de gran cantidad de productos derivados del petrleo y gas. La revolucin agrcola que se origina con la mecanizacin de los cultivos; siembra, cosecha y almacenamiento, utiliza petrleo y gas para la obtencin de abonos y pesticidas, sin los que la agricultura no podra subsistir. Esta "revolucin", dependiente del petrleo y gas, est abocada a un inminente declive vinculado a la escasez y al agotamiento de los yacimientos, que han sido el ahorro generado, durante millones de aos, por la fotosntesis. Ni el biodiesel ni la biomasa podrn ser sustitutos energticos pues, la fotosntesis que los origina es limitada, y habr de utilizarse, prioritariamente, como sustitutos de los actuales fertilizantes y de la actual mecanizacin agrcola.

El incremento del consumo energtico -ineficiencia energtica- es mayor que el crecimiento econmico y peor an en lo agrcola, pues los cultivos intensivos reducen los acuferos, agotan los nutrientes, aumentan las plagas, lo que se traduce en un mayor consumo de fertilizantes y pesticidas, para un rendimiento por hectrea decreciente. En la agricultura intensiva, para obtener una calora es necesario consumir algo ms, y en algunos vegetales, transportados miles de kilmetros, bastante ms. Si hablamos de protena animal, por cada calora obtenida, necesitamos de cinco a diez caloras; segn qu animales, crecimiento y engorde. Dicho de otro modo, hemos de gastar de cinco a diez unidades de petrleo o gas, para obtener slo una.

El objetivo razonable e inmediato debera ser la reduccin drstica del consumo energtico. Las fuentes alternativas slo pueden sustituir una pequea parte del actual consumo. Los transportes de cientos o de miles de kilmetros de cualquier mercanca, es un disparate energtico, y lo mismo que los restantes usos masivos de energa, que habra que limitar y optimizar. La gran revolucin que se avecina ser la de comenzar a escatimar su uso y a darle el valor que tiene y es, un bien muy escaso. Se habla del inicio de la crisis energtica para esta misma dcada, o como mucho, en unos pocos aos ms. As se acabarn, al menos, las polticas de huida hacia delante y de crecimiento cuantitativo insostenible. Puede que as no vivamos mejor, pero seguro que ms tranquilos s. Ser el final de sangre por petrleo y del choque de civilizaciones o del choque Norte-Sur.


Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter