Portada :: Mundo
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 21-09-2017

El ambiguo discurso de Aung San Suu Kyi sobre la crisis de los rohinys

Agencias


La dirigente birmana, Aung San Suu Kyi, trat de responder este martes a las crticas de la comunidad internacional sobre la crisis de los rohinys, sin ponerse en su contra al poderoso ejrcito birmano ni a una opinin pblica con un profundo sentimiento antimusulmn.

Al expresarse en Naypyidaw, unas horas antes de que comenzara la Asamblea General de la ONU, eligi el ingls para su gran discurso televisado, un mensaje dirigido al mundo que ni siquiera estaba subtitulado para sus conciudadanos.

Tampoco recurri a la retrica empleada por su Gobierno en ms de tres semanas de crisis, que comparaba a los rohinys con "terroristas".

Adems, evit tambin criticar directamente al poderoso ejrcito, con el que debe transigir. Una ambigedad que los analistas destacaron.

"No es slo una cuestin de idioma, sino de contenido", explic Mal Raynaud, consultora independiente especializada en Birmania. "No tiene mucho que decirle a la nacin, que la apoya casi por unanimidad", aadi.

Por todo el pas, miles de birmanos se reunieron para ver el discurso en pantallas gigantes, una oportunidad para mostrar su apoyo a Aung San Suu Kyi, enarbolando su retrato y la bandera nacional.

"No hemos entendido nada del discurso de Aung San Suu Kyi. Pero queremos mostrarle nuestro apoyo. Cuando su discurso termin, aplaudimos y volvimos a casa", declar a la AFP Cho Cho, una habitante del estado de Karen, en el noreste del pas.

El discurso a la nacin anunciado fue, adems, rebautizado en el ltimo momento como "sesin informativa diplomtica".

La propia Aung San Suu Kyi lo explic en su discurso, recordando que este ao no haba podido acudir a la Asamblea General de Naciones Unidas a causa de esta crisis, y que esperaba "compartir con la comunidad internacional los desafos que enfrenta" Birmania.

Discurso para la ONU

Con la alocucin en Naypyidaw, la capital administrativa del pas, frente a un pblico de embajadores, "trata de recuperar un poco de credibilidad internacional, sin ponerse en contra a los militares y a la opinin pblica", muy xenfoba en general, consider Phil Robertson, representante de la ONG Human Rights Watch (HRW) para Asia.

As, evit denunciar el "iceberg de desinformacin" de los medios internacionales, que critic como prorrohinys en un comunicado divulgado a principios de septiembre, echando lea al fuego en un pas en el que la ira contra la comunidad internacional se dispar en las ltimas semanas.

Tambin se abstuvo de recalcar la expresin "terroristas extremistas", que no deja de aparecer en los comunicados de prensa en birmano.

Aung San Suu Kyi, criticada por su frialdad, dej entrever incluso un deje de compasin en su discurso, al afirmar que "siente profundamente" el sufrimiento de "todas las personas" atrapadas en el conflicto, que ha llevado a ms de 420.000 miembros de la minora musulmana rohiny a refugiarse en Banglads desde el 25 de agosto, cuando rebeldes rohinys atacaron varias comisaras de polica.

No obstante, esto no impidi que las crticas afloraran y Amnista Internacional denunci su "poltica del avestruz".

"No ha ido suficientemente lejos al reconocer el hecho de que los militares estn detrs" de los incendios de aldeas y de varios abusos en la zona de conflicto y que actan con milicias budistas extremistas, lament Laura Haigh, especialista en Birmania de Amnista Internacional.

El gabinete de prensa de Aung San Suu Kyi asegur por su parte que la traduccin en birmano del discurso pronto estar disponible en la pgina web del Gobierno.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter