Portada :: Ecologa social
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 27-09-2017

Entrevista a Francisco Bez Baquet sobre la industria criminal del amianto
En Espaa, a diferencia de lo que ocurre en otras naciones de nuestro entorno, el mesotelioma no es una patologa de declaracin obligatoria

Salvador Lpez Arnal
Rebelin


Francisco Bez, extrabajador de Uralita en Sevilla, autor de Amianto: un genocidio impune, inici en los aos 70 del pasado siglo la lucha contra esta industria de la muerte desde las filas del sindicato CCOO. Ha dedicado ms de 40 aos a la investigacin sobre el amianto. Paco Puche, otro luchador imprescindible, ha reseado y destacado su obra

***

Empezamos de nuevo un nuevo ciclo de entrevistas querido amigo. No s por dnde empezar. Tengo muchas noticias y muchos temas en el tintero. Hago una seleccin breve. Le pregunto por mujeres y amianto. Tomo pie en esta carta de Ricardo Torregrosa Marn

Admiro a Ana Cecilia y a Isbelia Buitrago por el coraje de su testimonio, por poner rostro humano a las fras cifras estadsticas de vctimas del amianto, o asbesto, como lo llaman nuestros hermanos de Latinoamrica. En la regin de Murcia han muerto hasta 2011, ms de 40 mujeres por mesoteliomas producidos por el amianto. La mayora de ellas en Cartagena. En otras localizaciones, focos de muertes por amianto como Getafe, Sevilla, Euskadi, Catalua, algunas de estas muertes de mujeres,han sido reconocidas como contaminacin domstica o medioambiental por amianto, por lo tanto, indemnizadas por las empresas contaminantes. Ninguna de las 40 mujeres fallecidas por mesotelioma en la regin vctimas del amianto han conseguido justicia. No conozco sus nombres, menos sus rostros, no s quienes son. Quienes s las conocen, son los mdicos del Santa Luca, que a pesar de saber que sus maridos o hijos trabajaban en Bazan, Repsol oEnfersa y ellas les lavaban la ropa de trabajo nunca les han dicho nada. Les han ocultado el origen de su cncer. Si estn ocultando las muertes por amianto de los trabajadores, con mucho ms empeo lo hacen con las esposas (http://noticias.caracoltv.com/colombia/murio-isbelia-buitrago-la-arquitecta-la-que-el-asbesto-le-asfixio-sus-suenos)

Por qu ese ocultamiento con las esposas? Slo con las esposas? Cuntas mujeres se calcula que se han visto afectadas por el amianto en estos ltimos aos en Espaa?

En general, las afectaciones no laborales vienen a demostrar que las mismas se generan incluso cuando la dosis de fibras inhaladas suele ser netamente inferior a la habitual en los centros de trabajo en los que el asbesto se manej, como parte del proceso productivo y como ingrediente del producto final lanzado al mercado, o bien, alternativa o simultneamente, porque el amianto ha venido a ser un integrante ms o menos profuso, de las propias instalaciones fabriles.

Esto viene a desmontar no pocas de las milongas esgrimidas en sede judicial, tanto por parte de las empresas demandadas, como de sus abogados y los peritos que testifican, en persona o a travs de sus informes tcnicos, como, tambin, las aducidas incluso por algunos jueces.

Concretamente, y por lo que respecta al mesotelioma (la patologa maligna asbesto-relacionada que requiere de dosis ms dbiles o exposiciones ms breves, o ambas cosas, para llegar a aflorar como cncer incurable y mortal a corto plazo, una vez aparecidos los sntomas que posibilitan el diagnstico), tales vctimas no ocupacionales ponen de manifiesto lo inapropiado de distinciones entre puestos de trabajo supuestamente "no expuestos al riesgo", por un lado, y "en contacto con el amianto", por otro, cuando la tozuda realidad es que, refirindonos al mesotelioma, de puertas para adentro, en el centro de trabajo en el que el asbesto ha estado presente, los expuestos a ese riesgo, lo han sido TODOS, y en el entorno ms o menos lejanos de esos focos de polucin industrial por amianto, hasta los animales domsticos residentes en dichas zonas resultan afectados, sin que para ellos se pueda aducir ninguna suerte de actividad laboral encubierta e ignorada.

Le pondr un par de ejemplos, que no son, por supuesto, los nicos que se podran mencionar.

De acuerdo, adelante querido amigo.

En Maule et al. (2007), los autores concluyen, que a 10 kilmetros de distancia del foco de polucin una fbrica de amianto-cemento-, el riesgo de afectacin por mesotelioma, sigue siendo el 60% del registrado en el entorno inmediato de dicho origen.

Un estudio realizado en California, confirm la asociacin entre la proximidad de viviendas a una fuente de polucin de amianto, de origen natural, y el riesgo de mesotelioma, y estim que las probabilidades de aparicin del mismo, disminuyen, aproximadamente, un 63% por cada 10 kilmetros de lejana de la fuente ms cercana, de difusin del amianto. Por lo tanto, dicho riesgo, incluso a larga distancia de la fuente, est lejos de ser insignificante.

Estremecen las cifras que nos da.

Genricamente, se habla de "las esposas", porque ellas, a travs del lavado de la ropa de trabajo en el propio domicilio, han estado manifiestamente ms expuestas, pero vctimas de mesotelioma se llegan a registrar en otros familiares -hijas, hijos, hermanos, padres, etc., del trabajador-, con convivencia en el mismo hogar, al igual que cuando la afectacin no ha venido de la mano de esa convivencia, sino por simple vecindad en una distancia de hasta varios kilmetros, y en concordancia con la direccin de los vientos predominantes, lo cual constituye, evidentemente, otro adicional elemento de conviccin, aunque algunos jueces espaoles todava no se hayan enterado, o no se quieran enterar.

Por citar, al respecto, una fuente rabiosamente actual (fecha de publicacin, el pasado da 21 del presente mes de Septiembre), mencionara al trabajo de Marsh et al. (2017), y cuyo traducido ttulo es: Exposicin no profesional al asbesto y riesgo de mesotelioma pleural: revisin y meta-anlisis. Aunque el susodicho artculo est referido exclusivamente al asentamiento anatmico ms frecuente del mesotelioma -o sea, el pleural-, sin embargo, y en trminos generales, se trata de una situacin que con igual o parecida pertinencia puede quedar referida a los dems asentamientos (peritoneal, pericrdico, o de la tnica vaginal de los testculos) -todos ellos igualmente incurables y mortales a corto plazo, a partir del diagnstico, y tras una dilatada e insidiosa incubacin oculta, de varias dcadas de duracin.

En Espaa, a diferencia de lo que ocurre en otras naciones de nuestro entorno occidental y europeo, ni el mesotelioma es patologa de declaracin obligatoria, ni existe un registro nacional, de carcter oficial, ni existe un panel de expertos en su diagnstico -a veces, sumamente dificultoso-, ni las impresentables "estadsticas" del INSS (acerbamente criticadas en la literatura mdica extranjera, y tambin en la nacional), por lo que se carece de estimaciones fiables.

Hemos hablado de ello en algunas ocasiones. Es indignante, es increble.

Lo que s se ha podido estimar, en todo caso, es la amplitud del subregistro, que en el caso del cncer de pulmn, en mujeres, originado por el amianto, llega a ser el mximo posible: el 100%. En cuanto a las otras patologas mortales asbesto-relacionadas, mesotelioma incluido, ese sub-reconocimiento, sin llegar a esa cota insuperable, se le aproximan estrechamente.

Una noticia. Doy aqu mismo el enlace, http://www.lavanguardia.com/politica/20170629/423769861031/parlamentarios-vascos-defenderan-en-el-congreso-compensaciones-por-el-amianto.html, y su comentario:

Por lo visto, aqu "ni Dios" est dispuesto a hacer la ms mnima alusin a la inevitable consecuencia negativa que tambin tendra lo que se propone. Siento hacer de aguafiestas en esta oportunidad. Si, a la vista de lo que se publica, alguien no lo tiene claro, que me pregunte. Se trata de un sistema en el que no hay sealamiento de culpables, todos quedan en el anonimato. Todos quedan amparados por un mismo rasero, cualquiera que haya podido ser su respectivo grado de indiferencia dolosa, cuando no de activo encubrimiento o de "guerra sucia" (despidos, amenazas, falsas imputaciones al trabajador, etc., que de todo ha habido).

Eso, prosigue usted, encierra un demoledor mensaje implcito, de cara a futuras situaciones similares, referidas a otros riesgos laborales. A tal efecto, resulta aleccionador el contenido del libro (que ya va por la segunda edicin) Neurologa de la maldad, de Adolf Tobea (Plataforma Editorial). La sensacin de impunidad individual garantizada, es lo nico que les haca falta a tan finos receptores de tales cantos de sirena. En teora, podra quedar expedita la va de la reclamacin judicial, sin menoscabo de poder acogerse al sistema que se propone, pero, siendo realistas, reconozcamos que una vez alcanzada la indemnizacin, seran muy pocos, por no decir que nadie, quienes se aventuraran a los gastos, molestias, y potenciales decepciones, que presupone iniciar un proceso judicial que siempre ser dilatado, saltando de instancia en instancia. Se hace ahora, porque no hay otra va para alcanzar la indemnizacin.

Deca, en cierta ocasin, con toda la razn del mundo, Antonio Delgado (AVIDA Andaluca), que a las vctimas del amianto se les acusaba de "peseteros", de no moverse ms que por el incentivo del dinero, sin tener en cuenta, los que as se expresaban, que esa era la nica posibilidad que la ley les permita a esos demandantes. No estara justificada esa crtica, en cambio, si de lo que ahora se trata, es de implantar un sistema que lo nico que va a dejar en vigor, en la prctica, va a ser precisamente la indemnizacin recibida? Por este dilema ya han pasado las vctimas de otras naciones (Suiza, Holanda, etc.), y os puedo asegurar que en cada oportunidad no se imaginaron los efectos perversos que luego el desarrollo, en la prctica, de tales sistemas, todos similares y con iguales inconvenientes, llegan a evidenciar, cuando ya no hay vuelta atrs que lo pueda remediar.

Cierra usted de este modo: S que todo esto es discutible, pero es mi sincera opinin.

Mantiene su reflexin? Nos resume sus crticas a esa iniciativa parlamentaria?

Sin retractarme, no obstante, quisiera matizar, que cuando un pleito por amianto se alarga durante, por ejemplo, siete aos, como con tantsima frecuencia ocurre, por "el juego al gato y el ratn", de las empresas demandadas, con su continuado recurrir a instancias superiores, hasta agotar todo el recorrido judicial posible, se entiende, por todo ese sombro panorama, que sea muy fuerte, imparable, la tentacin de salir de ese bloqueo.

Quienes as se pronuncian, no sopesan lo que en la prctica est ocurriendo en otras naciones en las que ese sistema ya lleva algn tiempo implantado, adems de todos los inconvenientes ya anteriormente sealados aqu, y es que entre los gestores de esos fondos de indemnizacin, se incluyen a representantes patronales, cuyas firmas representadas son significativos contribuyentes econmicos al sostenimiento del fondo, y el resultado perverso de todo ello viene a ser, que el fondo de marras viene a tener comportamientos claramente ms excluyentes, que los que con anterioridad caba atribuir a los jueces de los litigios. Es salir de Guatemala, para entrar en Guatepeor.

Una recomendacin suya: Publicado en PubMed el Abstract de este interesante artculo, cuyas conclusiones conviene tener bien presentes: Feder IS, Tischoff I, Theile A, Schmitz I, Merget R, Tannapfel A. The asbestos fibre burden in human lungs: new insights into the chrysotile debate. Eur Respir J. 2017 Jun 29;49(6). pii: 1602534. doi: 10.1183/13993003.02534-2016. Print 2017 Resumen: https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/28663314. Qu conclusiones conviene tener bien presentes?

Facilito seguidamente la traduccin del correspondiente Resumen:

La trazabilidad de las fibras de asbesto en los pulmones humanos, es un tema de discusin, especialmente para el crisotilo. Esta cuestin es de gran importancia para el diagnstico diferencial, la evaluacin del riesgo y la compensacin ocupacional. En la actualidad no hay informacin longitudinal intra-individual disponible. Este estudio aborda la cuestin de si la carga de fibra de amianto en los pulmones humanos disminuye con el tiempo, despus de la cesacin de la exposicin.

La base de datos del Registro Alemn de Mesotelioma, fue examinada para pacientes con recuentos de amianto de al menos 500 fibras por gramo de pulmn hmedo, que haban sido analizadas dos veces, de diferentes escisiones de tejido, a intervalos mnimos de 4 aos.

Se descubrieron 12 conjuntos de datos, con informacin longitudinal individual, con un intervalo medio de aproximadamente 8 aos (rango 4-21 aos). Ambos exmenes se realizaron despus de la interrupcin de la exposicin (mediana: ciruga, 9,5 aos, autopsia, 22 aos). La carga pulmonar de fibra de asbesto fue estable entre ambos exmenes (mediana 1623/4269 cuerpos de amianto por gramo de pulmn hmedo). La microscopa electrnica demostr una preponderancia del crisotilo (mediana, del 80%).

Este estudio es el primero en presentar datos longitudinales intra-individuales, sobre la carga de fibra de amianto en los pulmones humanos vivos. La alta biopersistencia de los anfboles, pero tambin del crisotilo, ofrece explicaciones mecanicistas para la toxicidad de las fibras, especialmente el largo perodo de latencia de las enfermedades relacionadas con el asbesto.

Gracias por la traduccin.

Lo que estos resultados vienen a evidenciar, es que la tan cacareada menor bio-persistencia del crisotilo, es ms un mito que una realidad, promocionado por la persistente "ciencia-basura" de las publicaciones de David Bernstein y otros mercenarios similares, de los que han llegado a quedar al descubierto los jugosos "incentivos" que de forma ms o menos encubierta, segn de qu oportunidad estemos hablando, han venido a "engrasar" su diligente magn.

Tengo tambin varias referencias suyas sobre desamiantados defectuosos. Cundo un desamiantado es defectuoso? Por qu hay tantas noticias sobre esta temtica? Es muy complicado desamiantar bien? Le recuerdo una carta de un director general a este propsito:

Apreciado Francisco, Paco, Lorena y Salvador

  Ciertamente vergonzosas situaciones como la que esta noticia describe. Por desgracia el concepto de Control de calidad final, higinicamente hablando; en cualquier tipo de actividad relacionada con el amianto, es una de las asignaturas pendientes en nuestro pas.

Si no tenemos ni regulada legalmente la Identificacin y evaluacin de materiales con amianto en edificios e instalaciones cmo vamos a poder ponernos rigurosos en la supervisin final?

Gracias por mantenernos siempre informados. Quizs deberamos pensar en hacer un encuentro entre unos pocos para conocernos y consensuar algunas cosas

Un desamiantado puede resultar defectuoso, por ejemplo, por no haber sido exhaustivo, o por no haberse realizado con las necesarias precauciones, para minimizar el riesgo al que han de quedar sometidos tanto los operarios que lo realizan como quienes, habiendo permanecido presentes durante su ejecucin chapucera, hayan quedado igualmente expuestos al riesgo. Frecuentemente, se tratar de operarios de la propia empresa en la que el desamiantado se efectu, o el pblico, en general, como ocurri en Sevilla, en el Teatro Maestranza, en el que renombrados ejecutantes, msicos de la orquesta, personal del teatro, y pblico asistente (incluyendo voluntarias visitas guiadas, por la zona tras escenario, en donde se realizaron las obras de desamiantado), quedaron todos hermanados en el ignorado riesgo padecido.

Puede ser defectuoso, por un etiquetado nulo o deficiente de los residuos generados, con potencial o efectiva presencia de asbesto, o por una retirada y transporte a vertedero incorrectos, o por su vertido en lugar no autorizado, o ejecutado en condiciones deficientes.

Tambin puede obedecer, evidentemente, a la falsificacin de la documentacin requerida, para ocultar incumplimientos, ausencias, fingir capacitaciones, etc.

De todo ello quedan registrados ejemplos realmente acaecidos, incluidos en mi trabajo: "Historias para no dormir Desamiantados escandalosos" Rebelin, 15/09/2017 https://www.rebelion.org/noticia.php?id=231530

Vase igualmente mi otro artculo, publicado en dos partes:

"Presencia del desamiantado en la crnica judicial espaola (I)" Rebelin, 1/10/2016 http://www.rebelion.org/noticia.php?id=217409

"Presencia del desamiantado en la crnica judicial espaola (II)" Rebelin, 5/10/2016 http://www.rebelion.org/noticia.php?id=217540

Gracias por las referencias.

Desamiantar bien, es complicado, hasta el punto de que en las naciones europeas de nuestro entorno occidental, para poder ejercer esa funcin, las empresas y operarios que se dedican a ello, han de contar con una previa acreditacin oficial de su capacitacin, con arreglo a programas oficiales de formacin, de contenido igualmente reglamentado. La acreditacin no es eterna ni irreversible, pudiendo ser cancelada, si se constat mala praxis, a cuyo efecto, eso se comprueba mediante aleatorias y no anunciadas inspecciones. Se ha podido ver, por ejemplo, cmo en el Reino Unido, han habido aos, en los que el nmero de desacreditaciones y correspondientes irreversibles anulaciones de licencia, han llegado a superar al de las propias acreditaciones del mismo ao.

Nada similar ocurre en Espaa, en donde basta un simple trmite administrativo -la inscripcin en el R.E.R.A.-, basta para que de forma indefinida se pueda seguir desempeando dicha actividad, sin que ni siquiera la condena en sentencia judicial, a causa de la patologa asbesto-relacionada en los operarios, contemple dicha cancelacin, tampoco aplicada por ningn otro ente pblico. Tendremos tambin, por ejemplo, cmo un anterior carrito de venta de churros, ha sido transformado en unidad mvil de desamiantado

Parece imposible lo que nos cuenta.

Podramos decir, que es como si para poder conducir un vehculo motorizado, bastara con inscribirse en un imaginario "registro de conductores", y adems, sin previsin alguna de retirada del carnet de conducir, por ningn motivo.

Siguiendo con el contraste con lo reglamentado para el desamiantado en las susodichas naciones, diremos que las descargas en vertedero autorizado, de los residuos con contenido de amianto, han de ser filmadas, y los registros grficos as generados, tienen que estar a disposicin de los inspectores de la administracin pblica, durante un extenso tiempo prefijado, etc., etc.

Respiremos un poco si le parece.

De acuerdo. Respiremos.

 

 



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter