Portada :: Colombia
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 06-10-2017

Entrevista a Daro Villamizar, autor de Las guerrillas en Colombia (Debate)
La insurgencia se enfrent 50 aos a una lite poltico-econmica monoltica

Enric Llopis
Rebelin


En 1959, cuando triunfa la Revolucin cubana, nosotros tenamos diez aos de ser guerrilleros en Colombia, afirm el campesino Jaime Guaracas. El 18 de mayo de 1964 el coronel Hernando Currea Cubides inici, al frente de la Sexta Brigada del ejrcito colombiano, la denominada Operacin Soberana. Apenas una semana despus tuvo lugar el primero de los combates. El secretariado para la Resistencia, integrado por Manuel Marulanda Vlez, Isauro Yosa, Isaas Pardo, Jacobo Arenas y Hernando Gonzlez, tom la decisin de evacuar a las familias y adoptar la guerra de guerrillas. El acto de resistencia tendr una trascendencia como pocos en la historia colombiana. As, ese 27 de mayo de 1964 se convertir en la fecha de la fundacin oficial de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC). Se determin unificar la direccin poltica y militar en un Estado Mayor guerrillero; mientras, en Bogot y otras ciudades se producan frecuentes atentados con bombas; eran las estructuras comunistas clandestinas que apoyaban a los campesinos de Marquetalia, explica el politlogo Daro Villamizar, que ha publicado en septiembre de 2017 Las guerrillas en Colombia. Una historia desde los orgenes hasta los confines (Debate).  

Pero no slo se trataba de las FARC, ya que tambin comenzaron a organizarse el Ejrcito de Liberacin Nacional (ELN), guevarista; el Ejrcito Popular de Liberacin (EPL), maosta; y desde principios de los aos 70 la guerrilla urbana del M-19. En las ltimas cinco dcadas surgieron treinta grupos guerrilleros en Colombia. Villamizar ha presentado el texto sobre la guerrilla en el Colegio Mayor Rector Peset de la Universitat de Valncia, en un acto organizado por la Coordinacin Valenciana de Solidaridad con Colombia, la Coordinacin Valenciana de ONG y el Ayuntamiento de Valencia. El autor particip en la guerrilla del M-19 desde 1976 hasta la desmovilizacin en 1990. Es asesor en reincorporacin de excombatientes en Naciones Unidas, miembro del Consejo Latinoamericano de Ciencias Sociales (CLACSO) y de la Latin America Studies Association (LASA). Firma el prlogo del libro el periodista del peridico estadounidense The New Yorker, John Lee Anderson, autor de obras como Che Guevara. Una vida revolucionaria y La herencia colonial y otras maldiciones. Respecto a la evolucin futura de los militantes de las FARC, seala la posibilidad de que Pastor Alape (Flix Antonio Muoz), Carlos Antonio Lozada (Julin Gallo Cubillos) o Timolen Jimnez (Rodrigo Londoo) ocupen destacados cargos institucionales, al igual que ha ocurrido con los exguerrilleros del M-19 Antonio Navarro Wolff y Gustavo Petro.

-En 2002 publicaste la primera edicin de una biografa sobre el dirigente guerrillero del M-19 Jaime Bateman (1940-1983), quien lanz una propuesta de dilogo en plena efervescencia revolucionaria en el continente; lo hizo en 1980, cuando el M-19 haba tomado la embajada de la Repblica Dominicana en Bogot; entre otros rehenes figuraban el embajador de los Estados Unidos en Colombia. Sera uno de los personajes destacados durante ms de 50 aos de conflicto armado?

Proceda de la costa caribe de Santa Marta, y fue un personaje muy importante de la guerrilla en Colombia. Un hombre muy vinculado a la Juventud Comunista a principios de los aos 60, que luego estuvo en el periodo de fundacin de las FARC; de hecho, trabaj muy cerca de Manuel Marulanda y Jacobo Arenas promoviendo la inclusin de nuevos combatientes jvenes y de la universidad. A comienzos de los aos 70 se retir para fundar el movimiento guerrillero M-19; era un hombre con una percepcin muy cercana a la realidad nacional, que comunicaba muy fcilmente sus ideas como jefe guerrillero. Esto llev a que ganara una gran simpata en sectores populares. Otro personaje necesario es Manuel Marulanda, cuyo verdadero nombre fue Pedro Marn. Estuvo presente durante ms de cinco dcadas en armas. Dirigi y form en 1964 una organizacin las FARC- desde el primer paso hasta constituir una gran estructura y consolidarla. Marulanda empez su actividad armada en 1948, desde el asesinato del dirigente liberal Jorge Gaitn; y en las FARC permaneci hasta los aos 2000. Por l pasaron una decena de gobiernos.

-En el libro de 828 pginas Las guerrillas en Colombia aportas documentacin producida y desclasificada por la Administracin estadounidense y sus diferentes agencias (CIA, DIA o NSA) respecto a Colombia. Puedes sealar algn ejemplo?

Sobre el asesinato de Jorge Elicer Gaitn (abril de 1948) y la posterior rebelin del bogotazo, el Gobierno de Estados Unidos a travs del Departamento de Estado- elabor un estudio secreto de 30 pginas con fecha 10 de octubre de 1948, titulado Communist Involvement in the Colombian Riots of April 9, 1948. El documento presenta algunas conclusiones en cuanto a la presunta responsabilidad de los comunistas en sabotajes a la IX Conferencia Panamericana, el asesinato de Gaitn y los disturbios en Bogot y otras partes del pas. Todo esto en el contexto de la Guerra Fra (el texto de Daro Villamizar recoge titulares de la prensa de la poca, por ejemplo del diario El Tiempo: Bogot est semidestruida; el autor aade que de una poblacin de 600.000 habitantes, murieron ms de 5.000; el 10 de abril el peridico El Colombiano public el siguiente titular: Golpe comunista. Sangrientamente se cumpli la consigna roja contra la Conferencia Panamea. Gaitanistas y comunistas saquearon ciudades y almacenes. Nota del entrevistador).

-Fue significativa la influencia cubana en las guerrillas?

Hay dos grandes momentos. En el primero, una vez triunfa la Revolucin Cubana en 1959, los cubanos apoyaron procesos de formacin de guerrillas en todo el continente. Colombia no constituy una excepcin. En los primeros momentos del Ejrcito de Liberacin Nacional (ELN), algunos de quienes posteriormente sern dirigentes estuvieron formndose en Cuba desde 1962 hasta 1963-1964. Por ejemplo Fabio Vsquez Castao y sus hermanos. Luego regresaron a Colombia, y participaron en la fundacin del ELN el siete de enero de 1965. Pero se produce un viraje importante a partir de los aos 90, cuando tienen lugar las primeras negociaciones de paz en Colombia, El Salvador o Guatemala. Cuba apoya estos procesos. En el caso colombiano, los dilogos de Pastrana con la guerrilla en el periodo 1998-2002.

-Autor de Aquel 19 ser (1996), Un adis a la guerra (1997), Sueos de abril: imgenes en la historia del M-19 (1998), coordinas la investigacin Memoria de Guerrillas en Amrica Latina y el Caribe. Qu singularidades presenta el caso colombiano?

El grupo ha documentado la existencia de 420 organizaciones guerrilleras entre 1959 y 2015- en 23 pases de Amrica Latina. Dira que la particularidad colombiana radica en la larga permanencia en el tiempo, que super a cualquier otra en el continente. No tanto el nmero de guerrillas, porque tambin hay otros pases con gran nmero de organizaciones por ejemplo Chile o Argentina- que aparecan y desaparecan. La pervivencia durante tantos aos de la guerrilla en Colombia obedece en parte a los apoyos locales que mantuvo; tambin a la extensin y las condiciones poltico-geogrficas; esto favoreci la mimetizacin y que el ejrcito no pudiera liquidarlas. El territorio selvtico y montaoso, las llanuras, la selva espessima en lo ms recndito de la Amazona

Gracias a la tecnologa de los ltimos aos, es cuando el gobierno colombiano logr darle golpes certeros a la guerrilla de las FARC. Otro factor que explica la duracin es que estaba muy identificado contra quin se levantaba la insurgencia: una lite poltico-econmica monoltica. Por otro lado, no hubo gobiernos que atenuaran la lucha poltico-militar, ni los conflictos sociales, ni tampoco gobiernos de corte socialdemcrata o socialista. Desde los aos 50 del siglo pasado y en las dcadas siguientes, las mismas familias e idnticos partidos manejaron la poltica colombiana. El to-abuelo del actual presidente, Eduardo Santos, fue presidente de Colombia entre 1938 y 1942. Su familia fue durante mucho tiempo propietaria del peridico El Tiempo, el ms importante del pas.

-Pudo en algn momento las FARC imponerse militarmente al Estado, teniendo en cuenta la consolidada tradicin del estado colombiano en la llamada lucha contra-insurgente?

Creo que no, las fuerzas militares en Colombia han sido muy poderosas; estamos hablando de un pas con cerca de 500.000 efectivos en la fuerza pblica, entre polica, ejrcito, marina y aviacin; adems con todos los recursos tecnolgicos y ayudas militares de otros pases, sobre todo Estados Unidos y otros como Israel, que ha prestado soporte en inteligencia (el autor cita en el libro nueve pactos y acuerdos militares entre Colombia y Estados Unidos entre 1949 y 2009; tres de ellos los suscribi el expresidente lvaro Uribe Vlez, en 2004, 2007 y 2009; otros dos en 1959 y 1962- el exmandatario Alberto Lleras Camargo. Nota del entrevistador).

-En el Registro nico de Vctimas del Gobierno de Colombia figuran 8,5 millones de vctimas. El pasado cuatro de septiembre el gobierno de Santos y la guerrilla del ELN llegaron a un acuerdo de alto el fuego bilateral de 102 das, en el marco de las negociaciones de Quito. Dnde se sitan, a tu juicio, los principales escollos?

Ya est diseada la agenda que va a discutirse. Yo no vera mayores obstculos, siempre se ha hablado de las dificultades en el interior del ELN por ser una organizacin mucho ms abierta y federada en cuanto a su direccin, donde hay que hacer consultas ms a fondo; pero esto slo implicara que el proceso lleve ms tiempo. Creo asimismo que hay una voluntad manifiesta en el ELN para avanzar hacia una negociacin final. Es la primera vez que la guerrilla llega a un acuerdo de cese al fuego bilateral con el Gobierno. Tambin es cierto que puede haber otras dificultades, como provocaciones o algn ataque del ELN, algo que ocurri el 31 de agosto, pero esto son como gajes del oficio, situaciones normales y altibajos que se dan en un proceso de paz. Por otra parte este ataque se produjo el da previo al cese bilateral.

-Un informe de la Fundacin de Ideas para la Paz de agosto de 2017 (Crimen organizado y saboteadores armados en tiempos de transicin) seala que tras el desarme de las FARC estn surgiendo o persisten saboteadores armados an difciles de caracterizar, que pueden lastrar el efecto de los acuerdos. Compartes esta idea? Hay territorios, aade el informe, donde las ofensivas de la fuerza pblica no llegan a afectar las condiciones que permiten la reproduccin de las actividades criminales.

S, hay grupos criminales y paramilitares organizados, uno muy conocido es el clan del golfo, un grupo narco-paramilitar que incluso ha pedido negociar con el Gobierno. Es un grupo que segn la Fiscala General de la Nacin cuenta con cerca de 7.000 efectivos. Se trata de una amenaza real. En efecto, estn llegando a regiones donde antes se emplazaban las FARC, y en las que la guerrilla a partir de las relaciones con la poblacin- en su da ejercan control y autoridad.

-El informe del programa Somos Defensores seala una impunidad del 87% en los 458 crmenes perpetrados contra defensores de derechos humanos entre 2009 y 2016. La agencia IPC inform a primeros de octubre sobre las agresiones contra los campesinos Fidencio Calle y Juan Viloria, integrantes de la asociacin de reclamantes Tierra y Paz en el Urab antioqueo. En los meses de enero y agosto fueron asesinados en esta regin un reclamante, Porfirio Jaramillo Bogallo, y el hijo de otro solicitante de restitucin de tierras, Jess Alberto Snchez.

La impunidad ha sido histricamente muy alta en Colombia. No hay una justicia adecuada y en el momento preciso; se siguen presentando, de manera reiterada, asesinatos de lderes y lideresas, activistas por los derechos humanos, dirigentes sociales y reclamantes de tierras.

Rebelin ha publicado este artculo con el permiso del autor mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter