Portada :: Amrica Latina y Caribe
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 11-10-2017

El Che, 50 aos vivo y entre nosotros

Pablo M. Medina J.
Rebelin


Existe algn lugar, algn rincn del mundo donde al ver alguna imagen del guerrillero heroico no se reconozca? Hay algn lugar donde se reivindiquen derechos, se manifieste, se reclame, se proteste, donde no aparezca una representacin del Che Guevara?

Ernesto Guevara de la Serna es hoy por hoy sinnimo de lucha, de revolucin, de cambio, de justicia, de reclamo por lo justo para y por las masas, las mayoras, de libertad, de conquista, de poder popular, de antiimperialismo, de antiinjerencia.

Por un instante, aquel medioda del 9 de octubre de hace medio siglo, se crey que las balas en rfaga de la ametralladora de un sargento boliviano haban acallado al Che y sus ideas, su cosmovisin de estadista, combatiente al lado de pueblos vctimas de oligarquas e imperios. Ellos, la milicia boliviana, el sargento a las rdenes del coronel, a las rdenes del dictador de turno, a las rdenes del servicio de inteligencia, a las rdenes de la capital nortea, y por rdenes del imperio y su establishment, pensaron que no habra ms Che, ni ms revolucin, ni ms reivindicacin de derechos por los pueblos, ni ms ideas de cambio, ni ms combate; y ms dictadura y ms militarismo, y ms opresin, y ms imposicin. Pensaron en aquel entonces que haban finalmente vencido. Presidentes, Directores de Agencias, Dictadores, militares, militares dictadores, aplicando al pie de la letra sus manuales en ingls de desestabilizacin de gobiernos legtimos puestos en prctica en los '50, en los '60 (y posteriormente...) pensaron que el principio del fin haba arribado. Ms de uno de aquellos habr pensado en ese entonces haber ganado la guerra con esa batalla.

Y como la vida va ordenando las cosas y ponindolas en su justo lugar, dcadas despus, hubo un sargento por all por tierras bolivianas que perdi la visin, qued ciego a causa de una enfermedad ocular llamada cataratas. Su pensin de militar jubilado no le permita operarse la vista. Y lleg el nuevo milenio. Y llegaron los 2006-2007, cuando un programa de ayuda humanitaria llamada Operacin Milagro, puesto en marcha por dos Gobiernos de izquierda latinoamericanos con brigadas de profesionales, mdicos igual que el Che -de la misma isla revolucionaria de donde sali el Comandante Guevara para seguir haciendo revolucin- llegaron a varios pases latinoamericanos. Costa Rica, El Salvador, Guatemala, Ecuador, Colombia, Venezuela, Argentina, Uruguay, y Bolivia. Y se encontr con un sargento retirado. El de la historia. Apellidado Tern. El mismo a quien el Comandante Che Guevara, un 9 de octubre al medio da hace 50 aos dijo: "Pngase sereno Sargento, apunte bien, usted va a matar un hombre".

El Sargento Tern recobr la visin luego de una intervencin ocular gracias a una de las brigadas de esa Operacin Milagro. Gratis. Ni un centavo. Tal como han sido intervenidos millares de ciudadanos en toda Amrica Latina y el Caribe, gracias a esos mdicos, gracias a esos "Ches"; ellos, haciendo suyos los ideales del guerrillero, hoy con ms conciencia, ms sensibilidad humana.

Millones son los que hoy se valen del pensamiento de Ernesto para seguir adelante en el combate. No hay otro Che, hay millones. La lucha sigue. Y no en Bolivia, Cuba, Argentina... En todo el mundo el Che y su pensamiento viven.

Hasta la victoria siempre, Comandante Che!


Pablo M. Medina J. es especialista en Relaciones Internacionales.

Rebelin ha publicado este artculo con el permiso del autor mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter