Portada :: Venezuela
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 24-10-2017

La campaa contra la guerra econmica y la corrupcin en Venezuela

Steve Ellner
Monthly Review-on line / Rebelin



El contundente triunfo chavista el 15 de octubre en las elecciones gubernamentales proveen una oportunidad de oro para poder tomar medidas audaces para superar fallas, aun cuando esto implique asumir riesgos y desafiar grupos e individuos influyentes. Una falla importante es la poca evidencia que el gobierno de Maduro ha presentado al pblico venezolano para documentar la guerra econmica que est siendo llevada a cabo contra Venezuela, y los esfuerzos para combatir la corrupcin, la especulacin y el contrabando. No es suficiente que Maduro y otros lderes denuncien las maquinaciones de los adversarios y aleguen repetitivamente que Venezuela es vctima de la guerra econmica. Para que el alegato sea convincente, el gobierno tiene que revelar los detalles de cmo la guerra est siendo ejecutada y quienes son los actores y cmplices, y exponer su modus operandi.

No tengo duda que la guerra econmica llevada a cabo por actores nacionales e internacionales es responsable en un grado importante de los problemas econmicos apremiantes que aquejan a la nacin. Uno solamente tiene que considerar los hechos indiscutibles, extrapolar, y usar un poquito de sentido comn. Fedecmaras, despus de dirigir el golpe de estado en abril de 2002, cre escaseces en un segundo intento por derrocar al gobierno de Chvez entre diciembre de 2002 y enero de 2003 y eso an antes de que Chvez se proclamara socialista. Luego hay que tomar en cuenta el decreto emitido dos veces por Obama que declar a Venezuela una amenaza extraordinaria a la seguridad nacional norteamericana, seguido por las amenazas por parte de Trump de una intervencin militar y las sanciones financieras contra la industria petrolera venezolana. Estos pronunciamientos eran seales enviadas al sector privado para retirarse de Venezuela; sus efectos sobre la inversin privada no pueden ser menores que cuando el Fondo Monetario Internacional rechaza una solicitud para financiamiento por parte de un pas del tercer mundo.

Hay solamente dos interpretaciones del significado de las posturas agresivas por parte de dos presidentes norteamericanos. O constituyen nada ms que fanfarronadas sin ningn efecto en la prctica, o tienen repercusiones y/o reflejan otras acciones clandestinas, fuera de la luz pblica. No hay duda en mi mente que la segunda hiptesis se ajusta a la realidad. En otras palabras: hay una relacin entre los esfuerzos visibles de actores poderosos como los presidentes norteamericanos, Marco Rubio y otros de su especie, los medios corporativos de comunicacin, etc. para desacreditar al gobierno venezolano y la decisin de General Motors, Clorox, Kimberly Clark y numerosas aerolneas de retirarse de Venezuela. En breve, hay un motivo poltico detrs de las decisiones referentes a la inversin del capital internacional, como tambin del capital nacional (como Alimentos Polar que produce en Colombia y Texas lo que previamente produca en Venezuela).
Muchos venezolanos no aprecian el impacto de la guerra econmica y algunos son escpticos de que exista como tal. Maduro y otros lderes chavistas son parcialmente responsables de esta incomprensin referente a la intensidad y efectividad de la guerra econmica polticamente inspirada. Maduro, siguiendo el ejemplo de Chvez, enfatiza los logros de su gobierno y, en efecto, minimiza las privaciones que cotidianamente enfrentan al pueblo. Esta estrategia comunicacional tiene sus pros y sus contras. Pero independientemente del nfasis sobre los resultados positivos del gobierno en un momento de grandes dificultades econmicas, Maduro tiene que suministrar evidencia concreta para sustentar su alegato de la existencia de una guerra econmica, porque en caso contrario el trmino se convierte en una frase vaca.

Un ejemplo de esta falla comunicacional es la ausencia de respuesta a las explicaciones presentadas por numerosas aerolneas de su decisin de suspender los vuelos a Venezuela en los meses recientes. Delta, United, Lufthansa, Avianca, Iberia, Aeromexico, y Aerolneas Argentinas han cerrados sus operaciones en Venezuela, mientras que American ha cancelado muchos vuelos incluyendo los de Nueva York.

Las aerolneas ofrecen explicaciones completamente diferentes por sus decisiones y ninguna de ellas es convincente. American dice que es por falta de seguridad, pero si eso fuera el caso por qu no han eliminado todos los vuelos? Adems, yo personalmente he visto el traslado rutinario de los miembros del tripulante en vehculos contratados de Maiqueta a hoteles cercanos sin ninguna apariencia de peligro. Otro argumento es que el gobierno les debe dinero, pero esa justificacin tampoco convence. La deuda proviene del perodo cuando los venezolanos podan comprar los pasajes en bolvares y el gobierno supuestamente iba a convertirlos en dlares para las aerolneas, pero esa prctica termin hace aproximadamente tres aos. Entonces por qu las aerolneas escogieron este momento de conflicto poltico intenso que inclua las protestas de la guarimba para descontinuar los vuelos?

En agosto, el diputado de la Asamblea Nacional Constituyente (ANC) Jacobo Torres dio un discurso en el cual hizo referencia a la suspensin de vuelos como un ejemplo de la guerra econmica. Sin embargo, los dirigentes chavistas tienen que refutar las justificaciones presentadas por las aerolneas, una por una. Calificar la suspensin de vuelos como una expresin de la guerra econmica que por cierto es el caso no es suficiente. Los pasajeros en los aeropuertos tpicamente echan la culpa a Maduro por las dificultades que enfrentan, en vez de las aerolneas. La informacin especfica es lo que falta. El diablo est en los detalles.

Otro ejemplo de la falla oficialista, en cuanto al ofrecimiento de explicaciones, es el problema de la ausencia de billetes en circulacin. Este problema ha sido nada menos que traumtico para la nacin entera, que va ms all de las diferencias clasistas. La gente espera en colas largas dentro y fuera de los bancos y usualmente no puede retirar ms de 10.000 bolvares por da, que es el equivalente de menos de 50 centavos norteamericanos. Yo he conducido un sondeo informal de las explicaciones ofrecidas por simpatizantes chavistas. El hecho de que haya diferentes teoras en la calle acerca de lo que est pasando, y que los mismos chavistas no estn claros acerca de la causa del problema, es evidencia de la falla comunicacional por parte del gobierno.

Un rea inesperadamente esperanzadora es los esfuerzos contra la corrupcin del recin nombrado fiscal general Tarek William Saab, lo que l llama una cruzada. Tiene el apoyo del Presidente Maduro y la infraestructura estatal, incluyendo las diferentes fuerzas policiales. En varias ocasiones, Saab se ha dirigido a la nacin para presentar los detalles de la detencin de importantes funcionarios del Estado como tambin empresarios y en algunos casos miembros de la fuerzas de seguridad estatal. Presenta los nombres de los acusados y los detalles de sus operaciones como tambin de sus propias acciones. Por ejemplo, recientemente indic que una cuenta bancaria ha sido abierta en unos de los bancos del Estado donde los billetes confiscados estn siendo depositados. Lo explcito de las presentaciones de Saab contrasta con las operaciones en el pasado, en las cuales los nombres y otros detalles de los acusados no eran divulgados. Aparentemente, el gobierno acept la insistencia de Fedecmaras de que los empresarios acusados de actividad ilcita deben ser considerados completamente inocentes hasta cuando el veredicto del juez indique lo contrario.

En los das despus de la victoria chavista del 15 de octubre, los lderes chavistas han empezado a hablar de una reactivacin o reimpulso del movimiento chavista y la necesidad de que los funcionarios elegidos estn en sintona con el pueblo y ms abiertos a las crticas y reclamos. Estos llamados fueron expresados en la sesin de la juramentacin de los gobernadores ante la ANC el 18 de octubre. La presidenta de la ANC, Delcy Rodrguez, la gobernadora electa de Lara, Carmen Melndez, y el gobernador electo de Miranda, Hctor Rodrguez, articularon este mensaje. Para ser efectiva y exitosa, la renovacin tiene que incluir un nuevo tipo de discurso que obvie las generalizaciones vacas y subraye los aspectos concretos de los problemas que aquejan al pueblo en sus vidas cotidianas, y las acciones especficas que estn siendo tomadas con el fin de aliviarlos.

* Agradecimiento a la Profesora Giomar Salas por su colaboracin en la traduccin de este artculo.

Steve Ellner dio clases de historia econmica y ciencias polticas en la Universidad de Oriente en Puerto La Cruz de 1977 a 2003. Ahora es un editor participante de la revista acadmica Latin American Perspectives.


Publicado en Monthly Review-on line

Rebelin ha publicado este artculo con el permiso del autor mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter