Portada :: frica
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 10-11-2017

frica, un continente rico y difamado

Hedelberto Lpez Blanch
Rebelin


Los grandes medios de comunicacin controlados mayoritariamente por los pases desarrollados capitalistas, reflejan muy pocas noticias sobre el continente africano y cuando lo hacen solo resaltan las notas negativas y minimizan o ignoran las positivas.

Cuando se piensa en frica, debido a esa nefasta propaganda de la prensa occidental, muchas personas piensan en pobreza extrema, subdesarrollo, hambre, trfico de personas o enfermedades. Esa imagen, aunque no es menos cierta porque cuenta con 38 pases de los 50 menos desarrollados del mundo, se debe fundamentalmente a los largos siglos de colonialismo y de neocolonialismo.

Casi todos esos pases son ricos en recursos naturales pero se les hace difcil mejorar la vida de sus ciudadanos porque gran parte de las ganancias se las llevan las compaas transnacionales y una menor, el sndrome de la corrupcin.

Las estructuras econmicas africanas son altamente dependientes del exterior, los programas de ajustes estructurales impuestos por Occidente obligan a los africanos a abrir sus mercados a los productos de las naciones ricas, a no subvencionar la produccin local y a pagar una deuda externa que en cierta forma colapsa varias economas del continente.

Pese a todos esos inconvenientes, frica ha sido la regin que ms rpido se ha recuperado de la recesin econmica global y el aumento del Producto Interno Bruto (PIB) global del 5,7 % en los ltimos 10 aos, le ha permitido que el Banco Africano de Desarrollo (BAD), el Centro de Desarrollo de la OCDE y el Programa de Naciones Unidas para el Desarrollo pronostiquen que el continente lograr un crecimiento promedio de 4,5 % en 2017 y un PIB de 2,6 billones de dlares antes de 2020.

Segn el Banco Africano de Desarrollo una de las claves de su crecimiento es la estructura de su poblacin pues son muchos y muy pobres. En la ltima dcada la poblacin del continente aument en 200 millones de personas y ya supera los 1 200 millones de habitantes.

Las proyecciones demogrficas indican que el aumento ser mayor en los prximos aos con una media de 2,2 % anual, mucho mayor que el 0,9 previsto para Asia.

Otro dato interesante es que mientras en varias partes del mundo la clase media se va reduciendo, en frica se esta elevando y segn el BAD, alcanza al 34 % de la poblacin.

Ese mismo organismo internacional indica que el nmero de personas del frica Subsahariana que viven en pobreza extrema con menos de 1,25 dlares al da, se redujo del 33 % en 1992 a 23 % en 2016.

En cuanto al uso de los servicios de telefona mvil, la cifra pas de 15 millones de usuarios en 2000, a 800 millones en 2015. Con el acceso a Internet, se ha creado un mayor espacio para la investigacin, la educacin y la innovacin.

A eso se suma un mayor proceso de urbanizacin en muchos pases, y si en 1960 vivan en las ciudades 50 millones de personas, en 2016 lo hacen 500 millones. Entre las naciones que han mejorado los servicios de infraestructura en las ciudades se hallan, Etiopa, Repblica Democrtica del Congo, Costa de Marfil, Djibouti, Angola, Gabn, Senegal, Namibia, Guinea Ecuatorial.

En estos avances ha jugado un destacado papel la Unin Africana (UA), que desde su fundacin en 1963 como Organizacin de la Unidad Africana (OUA) y a partir de 2002 como UA, ha luchado contra numerosas adversidades y contratiempos surgidos a lo largo del camino y ha logrado con denodado esfuerzo, trabajar por la integridad y el avance de sus 54 pases, (Marruecos se retir tras aceptar el organismo a la Repblica rabe Saharaui Democrtica).

El continente africano con una extensin de 30 221 000 kilmetros cuadrados y 1 200 millones de habitantes que hablan 2 000 lenguas diferentes, tiene una posicin geopoltica privilegiada con cuatro circunvalaciones martimas, (por el Mediterrneo, el Atlntico, el ndico y el Mar Rojo) posee un potencial energtico hasta ahora insospechado que se calcula en el 15 % del orbe; 50 % del oro; 50 % de minerales estratgicos; 60 % de las tierras cultivables del mundo y enormes reservas de agua potable, por citar algunas.

Hace una dcada, los golpes de Estado y las guerras internas eran constantes en toda la regin y en estos aos se han logrado reducir debido a la poltica aplicada por los dirigentes de la UA para no reconocer a gobiernos ilegales y contar adems con contingentes militares integrados por los diferentes pases y no tener que depender de fuerzas extranjeras cuando ocurre algn hecho de ese tipo.

En la bsqueda de un modelo propio de desarrollo sin injerencia de las naciones occidentales, aunque con su colaboracin, surgi la Nueva Alianza para el Desarrollo de frica (NEPAD) que traza las lneas a seguir econmica y poltica para la integracin del continente.

Adems, se han potenciado diferentes organismos de integracin como la Comunidad de Desarrollo de frica Austral (SADC) y la Comunidad Econmica de los Estados de frica Occidental (ECOWAS).

Con enormes desafos an por vencer como son la pobreza, enfermedades (paludismo, malaria, VIH), desigualdad o marginalizacin social, frica, en estos pocos aos de independencia, ha buscado caminos para disminuit la herencia de explotacin que le dej el colonialismo y la posterior imposicin de sistemas neoliberales.

Los retos siempre estarn presente mxime cuando el continente posee abundantes riquezas que son ambicionadas por las naciones occidentales desarrolladas. Por eso se hace necesario obrar con sabidura, arrojo y mayor integracin regional para que los beneficios se destinen y queden en manos de sus habitantes.

Hedelberto Lpez Blanch, periodista, escritor e investigador cubano, especialista en poltica internacional.


Rebelin ha publicado este artculo con el permiso del autor mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter