Portada :: Opinin
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 14-11-2017

La diferencia entre un abrigo y un inodoro

Ilka Oliva Corado
Rebelin


Como te ven te tratan frase que he escuchado desde mi infancia, y eso ha sido cua en la sociedad para vivir de apariencias y que la gente pretenda en lugar de ser.

Hoy quiero compartirles una fotografa, bueno, dos. Dos fotografas que publiqu en mis redes sociales el mismo ao en distinta fecha. En la primera, estoy limpiando un bao en mi trabajo y en la segunda estoy con un abrigo en la reserva forestal a donde suelo ir a caminar y a hacer bicicleta.



La primera gener un sinfn de reacciones, la segunda tambin. Reacciones encontradas. En la primera la gente comentaba como con lstima, de esas palabras que dejan entre lneas o las subliminales y que all yo si la entenda. Nada de extraordinario tena la foto, era solo una persona limpiando un bao. Unos lo vieron como una falta de respeto, publicar algo tan grfico decan; sin embargo yo soy de la opinin que los indocumentados deberan enviar a sus familiares en sus pases de origen las fotos cuando estn trabajando, para que se enteren de lo que cuesta ganar el dinero y no de sus mejores galas para que all piensen que en el extranjero viven de lo mejor y con todas las comodidades, es decir: en un mundo irreal para el paria.
Para muchos un cepillo dentro de un inodoro era una ofensa. Para otros algo que gener pena y regocijo hasta cierto punto, y para pocos una accin que valoraron como un trabajo de miles que hacemos los parias en el mundo. Punto. O bien, cada quien en su casa si no tiene sirvienta, digo lo de sirvienta con la autoridad que me da ser una de ellas.

La segunda fotografa, en la que aparezco con un abrigo, fue como echar sal en la herida de aquellos de doble moral. Mismos que comentaron en la primera con compasin y regocijo de que a aquella se la est llevando el tren, como con cierto dejo de darme unas palmaditas en la espalda y decirme que siguiera, que algn da mi situacin iba a cambiar. Cuando me vieron con el abrigo puesto comenzaron a atacarme, como nos sucede a la mayora de indocumentados y parias cuando nos ven con ropita planchada y comindonos un helado, tomndonos una copa de vino o disfrutando de un plato de comida en cualquier restaurante; para ellos no nos lo merecemos. Digo, para ellos, los que estn all y nos ven como los muertos de hambre que se fueron a que se los jodieran a otro pas. Entonces dicen que aunque la jaula sea de oro sigue siendo jaula. Que ni las mejores galas nos darn la libertad. Y as comienza un rosario de descalificativos.

Lo mismo sucede con los parias cuando intentan soar con una vida integral, para la clase media, la burguesa y la oligarqua no se la merecen, su lugar est en lavar baos, trapear el piso, poner el lomo, agachar la cabeza, y decir s patrn, s de seora. Esos parias para ellos son solo mano de obra barata, no llegan a ser personas y por ende no tienen derechos. Esos mismos son los que reaccionan as cuando ven a un indocumentado en otro lugar fuera del que por sistema, debera ser el suyo.

A m me sucedi con dos simples fotografas. Era el bao, era el abrigo? Qu fue lo que gener esta ola de ataques en la segunda fotografa? Eso, que siendo paria me vieran con un abrigo y no limpiando un bao, como me corresponde segn ellos por mi condicin social y por indocumentada.
Los ataques vinieron de amigos, conocidos, lectores. Gente que tiene perchas de ttulos universitarios y siendo progresistas de izquierda y defensores de derechos humanos vean mi abrigo como una osada a la que no tena derecho, y de otros que siendo parias pretendan ser clase media con su mximo lujo: acceso a las redes sociales desde un telfono celular.

Y yo soy la misma persona, cuando limpio, cuando como, cuando me visto, cuando voy por la calle, en m no hace distincin un abrigo o un cepillo de bao limpiando un inodoro.
En otros s.

La pregunta es, por qu les ofende tanto que un paria se ponga zapatos, se vista, desayune y tenga los otros dos tiempos de comida? Pueda tener acceso a la escuela, el sistema de salud? Una vida integral? Pueda darse lujos de cuando en cuando? Por qu ustedes s y nosotros no? No somos seres humanos todos?
Por qu un paria no puede soar con colores y por qu su vida tiene que ser en blanco y negro?
En mi caso soy Ilka, me pongan las etiquetas que me pongan y haga el trabajo que haga para pagar la renta y llevar comida a mi mesa. Lo que me pongo no me hace y no me quita. Tampoco mi trabajo.
Y a ustedes?

Audio:
https://cronicasdeunainquilina.files.wordpress.com/2017/11/la-diferencia-entre-un-abrigo-y-un-inodoro.m4a
Blog de la autora: https://cronicasdeunainquilina.com/2017/11/13/la-diferencia-entre-un-abrigo-y-un-inodoro/

Rebelin ha publicado este artculo con el permiso del autor mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter