Portada :: Chile
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 22-11-2017

Sorpresas electorales hacen del segundo turno una competencia de difcil pronstico

Gilberto Lopes
Rebelin


No es el resultado que esperbamos. Es un mal resultado, dijo la candidata demcrata cristiana Carolina Goic, con voz apagada. La candidata de un partido que lleg a representar cerca de un tercio del electorado chileno logr apenas 5,9% en las elecciones del domingo. Y, sin embargo, la votacin de sus partidarios puede ser decisiva para el segundo turno, en el que se enfrentarn el conservador Sebastin Piera y el candidato del oficialismo, el senador Alejandro Guillier.

Sorpresa

Los resultados de las elecciones del domingo fueron una sorpresa. Haba quien pensara hasta en un triunfo de Piera en primera vuelta, con los necesarios50% de los votos. Nada de eso ocurri, pese a la ventaja holgada de Piera sobre Guilier: 2.416.054 votos (36,64%) contra 1.496.560 (22,7%). Diferencia compensada por la extraordinaria y sorpresiva votacin del Frente Amplio, que rene diversas agrupaciones de izquierda, la mayora de ellas surgidas de las protestas estudiantiles de la ltima dcada. La candidata del Frente Amplio, Beatriz Snchez, obtuvo 1.336.622 votos (20,27%), que probablemente se sumarn a Guillier. A esto habra que sumar el apoyo mayoritario de los demcrata cristianos (5,9%) y el de Marco Enrquez Ominami (5,7%). Eso sera suficiente para una victoria de Guillier el 17 de diciembre.

Piera, por su parte, tiene solo el apoyo seguro de Jos Antonio Kast y sus casi 523 mil votos, cerca de 8% del total. Defensor a ultranza del legado de Pinochet, Kast se acomoda bien en el sector de Piera.

Segunda vuelta muy competitiva

Todos los pronsticos apuntan a una segunda vuelta muy competitiva. En todo caso, los pronsticos, un ejercicio muy desprestigiado en la poltica regional, tampoco han sido acertados en Chile. Ni la votacin de Piera, ni la del Frente Amplio, fueron las previstas. La primera, menor que la esperada; la segunda, muy superior.

Los movimientos en torno a la segunda vuelta empezaron en la misma noche del domingo. Una llamada de Snchez a Guillier fue vista como un buen augurio por los colaboradores ms cercanos al candidato oficialista. Habr que negociar un apoyo electoral, sin que el FA se incorpore a la campaa o a un eventual gobierno de Guillier.

Jorge Sharp, alcalde de Valparaso y lder del Movimiento Autonomista, integrantes del FA, estim que este tiene que contribuir a impedir que la derecha gobierne el pas. Pero lo puede hacer desde distintas formas. Tenemos una tremenda bancada parlamentaria, presencia de gobiernos locales. Creo que la Nueva Mayora tiene un problema porque, particularmente Guillier, hoy tiene una fuerza poltica sin unidad, que est cuestionada y en profunda crisis. Yo no tengo claro si es que ellos van a entender que ahora tienen que relacionarse con el Frente Amplio como una fuerza equivalente, dijo el joven alcalde del puerto chileno.

En el comando de Piera existe preocupacin. Nadie se imagin el poco ms del 36% de votos que logr. Los clculos pesimistas le daban 40%. Ahora solo les queda el consuelo de la ventaja de 14% sobre su adversario en segundo vuelta, Alejandro Guillier, lo que representa casi un milln de votos. Con cara compungida, Piera habl la noche del domingo, conocido ya los resultados electorales. Record que gan en todas las comunas de clase media y en las ms pobres de Chile. Pero fue un discurso sin entusiasmo y sin atisbos de cmo se enfrentar este mes de campaa, de cara a la segunda vuelta.

Prudencia

Los resultados implican un cambio mayor en el escenario poltico, la segunda vuelta ser absolutamente polarizada, indicaba un largo anlisis publicado por Marcela Jimnez en el diario El Mostrador el lunes.

La irrupcin electoral que registr en las urnas el Frente Amplio a nivel presidencial y parlamentario vino a comprobar que el pas est lejos de derechizarse, afirm.

Entrando de lleno en una polmica desatada durante la campaa electoral, el diario cit a fuentes del palacio de gobierno para quienes los resultados son una indicaicn clara de que la ciudadana no quiere prudencia sino cambios con mayor fuerza an. El resultado refleja que el pas no se derechiz, que lo que la gente quiere son ms reformas y ms profundas, que el acento de izquierda de este gobierno era el correcto, sentenciaron desde el segundo piso de La Moneda.

En su edicin del domingo, antes de las elecciones, se podan leer los anlisis de los columnistas del conservador diario El Mercurio, recomendando prudencia a Guillier, en un segundo turno que se vea venir muy favorable a Piera.

Le sugeran no ofrecer ms reformas, porque los chilenos estn cansados de las incertidumbres que ellas generan. Tiene que mirar al centro, afirmaban, refirindose a los votos demcratacristianos y a su candidata Carolina Goic, que obtuvo un muy magro resultado, de 5,9% de la votacin.

Lo ms probable es que gane la centroderecha y Piera sea el prximo presidente, deca otro, que pona el dramatismo al lado de la izquierda, a la que vea enfrentada a un dilema frente al triunfo de la centroderecha. Sera mejor para Piera no ganar en primera vuelta. Porque si saca una buena votacin, pero no gana, los cuchillos largos de la izquierda van a ser tan grandes, que va a haber cero posibilidades de ponerse de acuerdo.

No ocurri as, como sabemos. Pero la recomendacin a Guillier era de que, si quera tener posibilidades en una segunda vuelta, no debera mirar a la izquierda de nada, sino al centro de todo.

El congreso

En el oficialismo saben, deca Jimnez en El Mostrador, que el FA tiene la sartn por el mango, que la posibilidad hoy ms cierta de derrotar a Piera depende en gran medida de lograr un entendimiento con este nuevo bloque, que no solo sac una alta votacin presidencial sino tambin dio la sorpresa a nivel parlamentario, porque pasaron de tener solo tres diputados a una nueva bancada de 21 escaos en la Cmara Baja y un senador en la V Regin.

Es que el remezn poltico tambin afect la conformacin de Congreso, ampliado de 120 a 155 escaos y elegido de una forma ms proporcional que el sistema binominal implantado por la dictadura de Pinochet.

La coalicin que apoy a Piera obtuvo el mayor nmero de senadores en disputa, 19 de 43 y 72 diputados, del total de 155.

La coalicin de Gobierno, que baj sus representantes en la Cmara Baja de 61 a 51, a los que hay que sumar los 14 diputados de la DC.

Ms a la izquierda, el Frente Amplio celebrara la obtencin de su primer escao en el Senado y 20 diputados, en su primera eleccin como coalicin tras su conformacin en marzo pasado.

El resultado del Frente Amplio, una coalicin de pequeos partidos, fue considerado por Mauricio Morales, cientista poltico de la Universidad de Talca, como el remezn ms grande que ha tenido la poltica chilena desde la vuelta a la democracia.

Lo cierto es que nada fue como previsto en estas elecciones chilenas, y el giro a la derecha ya registrado en Argentina, Brasil o Per, al que deba sumarse Chile, no ocurri. Ahora habr que esperar hasta el17 de diciembre para conocer el desenlace de esta historia.

Rebelin ha publicado este artculo con el permiso del autor mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter