Portada :: Chile
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 29-11-2017

Por quin vota el sujeto neoliberal?

Paul Walder
Punto Final


No es una sorpresa el triunfo de Sebastin Piera. En el denso cmulo de variables que han incidido a su muy posible y definitivo regreso al gobierno, hay al menos dos que destacan. Un punto de partida es la crisis sistmica del andamiaje poltico, que opaca y confunde a todos los actores y competidores en la misma nube de sospecha bajo la instalada expresin de son todos iguales. Otra variable, an ms consolidada e imbricada con la anterior, es el otrora ciudadano devenido en sujeto neoliberal. La nica pertenencia del chileno al sistema social y econmico es a travs del consumo. Su objetivo de vida, su razn en el mundo no es otra que su competencia, como unidad y fragmento, en el mercado. Tras dcadas de eficiente funcionamiento de la mquina neoliberal, la consecuencia es un sujeto moldeable, un producto de la fbrica de individuos tiles, dciles en el trabajo, conformistas, dispuestos a todo tipo de consumo. Es la pieza perfecta y predecible, unidad estadstica para el crecimiento corporativo.

La sobrevaloracin del mercado, elevado a la categora de realidad natural, tiene sus consecuencias directas en la poltica, en la apata ciudadana, en la creacin del sujeto apoltico cual sbdito de esta realidad mercantil. La entrega de todas las actividades a las corporaciones, ncleo de la doctrina neoliberal, ha significado el retroceso, la inhibicin del aparato pblico y la reduccin de facultades de los gobiernos, cuya accin se limita a simple administrador de la normativa del mercado. En esta escena, con un sujeto funcional a las instituciones, los cambios de administradores son irrelevantes.

El peso del mercado como realidad natural, como nica escena para la poltica y la vida social, es tambin una camisa de fuerza para los gobiernos. La consolidacin y concentracin del poder, de todo el poder, en las manos de unas pocas corporaciones y sus accionistas controladores, impide, tambin como una fuerza natural, cualquier posibilidad de cambio dentro del acotado escenario mercantil. El caso de las reducidas reformas del gobierno saliente es un ejemplo palmario de estas limitaciones. El modelo es una jaula institucional, una prisin invisible, que ejerce sus insoportables fuerzas gravitatorias e impide cualquier atisbo de transformacin. Un poder detentado y operado a travs de mltiples caras, que van desde los medios de comunicacin privados y cooptados por el mercado a extremos como la compra directa o indirecta de polticos.

La conciencia del sujeto neoliberal est en el mercado. Bajo este nivel de reflexin, sin duda falso y limitado, podemos observar el accionar del nuevo individuo que reduce su libertad al espacio econmico de un mall que comprende como espacio natural de vida. Para este nuevo individuo el neoliberalismo es su forma de vida, el lugar de sus relaciones y comportamiento.

El modelo de libre mercado en su fase ms extrema logr superar contra todo pronstico la crisis de la dcada pasada. Pese al desastre, a las vctimas, al colapso de economas completas, sigue ah, vivo, aun cuando escorado en su deterioro sistmico y sus seales terminales. Un proceso de sobremarcha, recalentado, que en su aparente falla profundiza sus distorsiones y contradicciones. La concentracin de la riqueza nunca ha llegado a niveles tan extremos. Tres multimillonarios tienen ms riqueza que la mitad ms pobre del pas. Esta escena se reproduce con distintos matices en diferentes latitudes y normativas, con Chile en uno de los extremos en la produccin de riqueza y tambin de desigualdad. Es un proceso econmico con millones de vctimas atrapadas en una dualidad de consumo y trabajo, en una jaula que diluye las vidas a las relaciones monetarias.

En este lugar lleno de extremos, de falencias y dolores, el sujeto neoliberal vota por la conservacin de su falsa realidad.

Es su artificial supervivencia, es temor y alienacin.

 

Publicado en Punto Final, edicin N 889, 24 de noviembre 2017.

[email protected]

www.puntofinal.cl



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter