Portada :: Espaa
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 06-02-2018

Tras el cese del delegado de Hacienda, Carlos Snchez Mato
Madrid, y ahora qu?

Jordi Escuer
Rebelin


"Hay un objetivo muy claro: cumplir el Plan Econmico Financiero1. No son palabras del ministro de Hacienda sino de Jorge Garca Castao, actual Delegado de Economa y Hacienda del Ayuntamiento de Madrid, tras el cese de Carlos Snchez Mato por su negativa a respaldar dicho Plan. Su aprobacin es un salto decisivo en la actuacin del gobierno de Manuela Carmena que nos obliga al conjunto de la izquierda a reflexionar sobre sus implicaciones y consecuencias.

Una vez aceptado el Plan Econmico Financiero (PEF) ya slo queda justificarse y buscar apoyos. Apelo al patriotismo de ciudad insiste Garca Castao dirigindose al concejal del PP, igo Henrquez de Luna que le interpelaba, y del que afirma que fue un gran concejal de distrito y un gran concejal de oposicin. El nuevo Delegado de Hacienda seala que va a buscar una buena colaboracin institucional con la Comunidad y con el Estado, y que no se encuentra cmodo en los enfoques que confrontan lo pblico con lo privado.

Su aprobacin supone un momento de trascendencia equivalente, en el terreno municipal, a cuando Rodrguez Zapatero acept los recortes que le impona la Troika en mayo de 2010. El Gobierno municipal cede ante el PP, con una importante resistencia interna: 6 concejales se niegan a votarlo y abandonan el pleno, y otros 3 manifiestan su desacuerdo con el cese de Snchez Mato.

Acordar el PEF con Montoro es la renuncia a pelear por sacar adelante las inversiones en dotaciones sociales. Irnicamente, el PSOE, cuya direccin respald la modificacin del artculo 135 de la Constitucin, el punto de partida de la poltica de ajuste del gasto social, est pudiendo atacar AM por hacer recortes. Qu cambio respecto a la primera mitad de la legislatura cuando, en materia de Hacienda, se arrastr al Grupo Municipal del PSOE a respaldar una poltica de lucha contra los recortes.

Las consecuencias del PEF: recortes

La primera consecuencia del PEF es dinamitar la poltica de inversiones del gobierno municipal, cumpliendo el principal objetivo del PP. El Plan supone recortes de 552 millones de euros que debern concretarse en el nuevo presupuesto o en su prrroga. Dado que los captulos 1 y 2 (personal y servicios) tienen poco margen de reduccin y son los de mayor cuanta, los recortes, necesariamente, se cebarn en el captulo 4 (transferencias corrientes, que afecta de lleno al gasto social) y, sobre todo, en el 6 (inversiones)2. Y, aunque todava es pronto para saber los datos definitivos, los recortes ya estn empezando a llegar a los distritos y a las reas.

Si contrastamos el objetivo previsto para el gasto en inversin en 2018 (850 millones), con el que finalmente se establece en el PEF (200), se ha renunciado a unos 650 millones. Eso supondra una media de 185 actuaciones (por ejemplo, escuelas infantiles, centros de mayores) a los que se renuncia en un promedio de 8 actuaciones por distrito.

Y los recortes no se podrn compensar con Inversiones Financieramente Sostenibles (IFS), puesto que no sirven para hacer obra nueva, servicios sociales o vivienda, slo para obras que no generan un gasto adicional (una biblioteca, por ejemplo, hay que dotarla de material y personal). Y, en cualquier caso, todo est pendiente de un decreto ley o de que se aprueben con los presupuestos generales del Estado, que es cuando se determinar si hay IFS y qu caractersticas tienen. Es decir, estamos en manos de Montoro.

Si algo caracteriza la ciudad de Madrid es un enorme dficit de los servicios sociales y de las dotaciones: estamos por debajo de la media estatal, y ya no digamos europea, en todos los terrenos. Faltan escuelas infantiles municipales, centros de mayores, de da, culturales, residencias, etctera. Es la segunda ciudad ms desigual del Reino de Espaa3, dentro de una Comunidad que es, tambin, la segunda regin ms desigual de la Unin Europea4.

Hacer posible un cambio en la ciudad de Madrid exiga recursos, y eso implicaba una lucha frontal contra la poltica de recortes. Por eso el Ayuntamiento de Madrid, y en particular, su delegado de Hacienda se haba convertido en un smbolo de esa pelea.

Haba alternativa legal!

Si hemos de creer a Henrquez de Luna, Garca Castao manifest en la Comisin de Hacienda que entre sus competencias no estaba derribar al sistema en clara alusin a unas afirmaciones de Snchez Mato5. Lo cierto, es que el debate no estaba entre tomar el Palacio de Invierno (o de Cibeles) o no. Ni siquiera, como le gusta decir al PP, entre quienes queran cumplir la ley y los que no. Toda la actuacin de Mato en la Hacienda se ha hecho en base a la ley, rechazando la interpretacin sesgada que haca el ministerio de Montoro. Nada obligaba a aprobar un PEF con recortes en diciembre, se poda esperar a febrero, a la liquidacin del presupuesto. En 2017, el Consistorio ha acatado las exigencias del gobierno en materia de congelacin de gasto (por ms de 350 millones de euros) y es muy probable que cumpla la regla de gasto y no sera necesario hacer un nuevo PEF. Eso hubiera permitido hacer un presupuesto sin recortes.

La rendicin del PEF es el colofn de una confrontacin entre dos concepciones polticas dentro de Ahora Madrid. No es la primera vez que surgen diferencias, en temas como las remunicipalizaciones o las polticas urbansticas (la mayor, en torno a la operacin Chamartn). Cada vez se estaba retrocediendo en ms terrenos y el Plan Econmico-Financiero slo ha sido el colofn previsible, y amargo, de esa dinmica.

Hay miembros del grupo municipal que afirman que el programa de AM no se comprometa a municipalizar, slo a hacer un plan parar ello. Pero ese plan, de existir, es secreto, pues nadie nos lo ha explicado en ningn distrito. Es difcil entender por qu contratos que han vencido se han vuelto a licitar y no se ha procedido a municipalizar dichos servicios, cuando hay incluso ayuntamientos del PP que s lo han hecho. Pero, en cualquier caso, nada impeda hacer ese plan y explicar a los vecinos y vecinas qu supona tener privatizados los servicios y las ventajas que reportara que fueran de gestin pblica directa, apoyndonos en el xito de la Funeraria, que apenas se ha publicitado. Parece claro que una parte del gobierno ha renunciado desde el principio a pelear por la municipalizacin de los servicios.

Y, como ya estamos pudiendo comprobar, ceder ante Montoro no nos va a brindar tranquilidad, pues a la Delegacin del Gobierno le falt tiempo para llevar a los tribunales el fondo que se haba acordado para la negociacin colectiva. No nos van a dar ninguna tregua, nuestra nica posibilidad es la movilizacin y el Gobierno municipal puede jugar un papel decisivo si es el primero en buscarla y promoverla.

Quin debe movilizar? Para quin gobernamos?

Desde el inicio de la legislatura, IU Madrid ciudad habl de la necesidad de que este gobierno municipal buscase el apoyo y la movilizacin popular para hacer realidad su programa. Era la nica forma de resistir las enormes presiones que se iban a levantar en contra. Y la realidad nos ha dado la razn.

Nos dicen: pero dnde est la movilizacin?. Nadie puede negar que ha cado la movilizacin social en estos ltimos aos. Pero lo cierto es que este gobierno municipal en ningn momento ha buscado que la hubiera. De hecho, le ha quitado hierro a los graves problemas con el gobierno del PP. Las declaraciones de Manuela Carmena explicando que las dificultades con el Ministerio son, al menos en parte, un problema de telfono escacharrado o descoordinacin, o que estamos hablando de poco dinero en relacin al presupuesto municipal6, ilustran lo que queremos decir. Con ese punto de vista no es de extraar que la prioridad sea la colaboracin institucional y no la movilizacin social, aunque eso suponga que 500 millones irn directamente a los bancos en anticipo de deuda.

Tambin se nos suele decir: Gobernamos para todos los madrileos y madrileas, nuestra tarea no es movilizar, eso es responsabilidad de las organizaciones sociales pero, al tiempo, se nos advierte de que, si no hubiramos aprobado el PEF, nos hubieran intervenido. Entonces, habr que llamar a la movilizacin para defendernos de actuaciones injustas a la vez que usamos todas las vas institucionales posibles para impedir esa agresin? O slo queda resignarse? Por qu el Consistorio no llam a la movilizacin desde el principio de los ataques de Montoro, en lugar de minimizarlos? En diciembre se cre la Plataforma Madrid no se toca con la participacin, entre otros colectivos, de la Federacin Regional de Asociaciones de Vecinos, pero si el propio Ayuntamiento aprueba los recortes difcilmente contribuir a la movilizacin contra los mismos.

Claro que gobierna para toda la poblacin, pero no puede hacerse a gusto de todo el mundo. Si se cumple el programa de AM, si se da preferencia a los intereses de la mayora de la sociedad, inevitablemente se perjudicar a las grandes empresas y a los estratos ms ricos. Vivimos en una sociedad dividida en clases, con intereses antagnicos. Por eso la desigualdad no deja de crecer. Su riqueza es nuestra miseria, tambin en el terreno de la poltica municipal. En eso consiste el capitalismo. Apelar al patriotismo de ciudad en referencia al PP, es pretender conciliar los intereses de los bancos y las grandes empresas contratistas con los de la mayora de vecinos y vecinas de los barrios. No se puede estar con el que desahucia y con el desahuciado.

Esta experiencia de gobierno nos est enseando que las instituciones no estn hechas para dar un cauce a las aspiraciones del pueblo, sino para frenarlas. Y no deberamos ocultarle al pueblo de Madrid esos obstculos y dificultades. Es especialmente importante seguir adelante con las comisiones de auditora e investigacin de la deuda y la gestin municipal. En lo que se lleva investigado hay pruebas ya abrumadoras de cmo la gestin estaba hecha a la medida de los intereses de las grandes empresas (vase Calle 307). El nuevo Delegado de Hacienda, Garca Castao, ha sacado otras conclusiones y dice que Ahora Madrid va a conseguir que los madrileos vuelvan a creer en las instituciones. Realmente, necesitaramos unas instituciones completamente nuevas, que fueran ua y carne con el pueblo y no un muro.

Y, cuando empiezan a acabarse los argumentos, se nos dice que este tema no va a ningn lado porque nadie entiende de qu estamos hablando (PEF, IFSs). Con estos argumentos, habra que proponer que nadie pierda el tiempo estudiando ingeniera o fsica, total, nadie lo va a entender Pero la ignorancia de la ley de la gravedad no significa que no exista.

La unidad slo es posible con democracia, programa y movilizacin

Otra de las razones que se esgrimen para exigir no ahondar en la crtica al PEF, y se utiliz para justificar su apoyo, es no poner en peligro la unidad, en Madrid y en todo el Estado. Tambin se podra haber tenido presente antes de cesar a un concejal que era consecuente con el programa de Ahora Madrid. La unidad por importante que, sin duda, sea no puede implicar ausencia de crtica ni pleitesa (ni siquiera a una alcaldesa). IU Madrid ciudad propuso aplazar la aprobacin del PEF y abrir un debate con los activistas de AM y tomar ah la decisin.

Desde el punto de vista de IU, no tendra ningn sentido ir unidos para acabar haciendo recortes. Queremos la unidad frente a la derecha, pero no para acabar siguiendo los pasos de Rodrguez Zapatero o Felipe Gonzlez. Pero, en todo caso, algo de ese calado mereca un debate ms amplio. Cules son las bases de AM?, cmo se les consulta?, se nos dice entonces. La respuesta la sabemos desde 2015, cuando miles de activistas elaboraron y aprobaron el programa y eligieron la candidatura. Desde el principio, IU ha abogado por crear una estructura democrtica y participativa de AM, con Asambleas de distrito y de Ciudad que permitieran la participacin de los activistas que respaldan esta candidatura. Eso nos hubiera permitido fortalecer los vnculos con los barrios y con el conjunto de los movimientos, y habra brindado un cauce democrtico para resolver las diferencias de calado, como la del PEF. Pero todava estamos esperando una Asamblea-Plenario de Ahora Madrid.

Esa es la razn por la que, al amparo del manifiesto que firman nueve concejales de Ahora Madrid pidiendo esos cauces democrticos, se va a celebrar un Encuentro Municipalista organizado por activistas de Ahora Madrid el prximo 10 de febrero. Y en l se van a debatir todas estas cuestiones.

La unida no es abstracta, se debe de fundar en unos mtodos democrticos y en un programa, que no es la Biblia, pero tampoco una lista de sugerencias. Nos unimos para pelear por nuestros derechos sociales y democrticos, por unas condiciones de vida y de trabajo dignas.

La primera tarea es cmo recuperar el Programa de AM a la luz de la experiencia de esta legislatura, no para abandonarlo sino para ver cmo lo hacemos realidad. Y la segunda, cmo garantizar los cauces democrticos, que fueron la principal sea de identidad de AM. Es decir, volver a aprobar el programa y elegir la candidatura de manera tan democrtica, como mnimo, como se hizo en 2015. Y para eso son imprescindibles unas primarias proporcionales. No es aceptable que la candidatura la decida quien aspire a la alcalda o con primarias mayoritarias. Si en lugar de emplear un mtodo proporcional en aquel entonces (Dowdall), se hubiera seguido el que emplea Podemos (Borda), alguien como Carlos Snchez Mato no hubiera sido concejal, ni Rommy Arce8. Y necesitamos que nuestra candidatura sea representativa del movimiento que lo respalda, slo as suscitar un apoyo firme y entusiasta, como pas en 2015.

Todo eso exige un compromiso firme y un calendario concreto, que no deje para el ltimo minuto la decisin, pues eso ser el caldo abonado para disputas y ultimtums que no hay que aceptar. Ahora estamos a tiempo de hacer las cosas bien.

Y, finalmente, todo eso nos exige volver a reconstruir la unidad desde abajo, promoviendo y haciendo cuanto est en nuestra mano para lograr una recuperacin de la movilizacin. No tengamos ninguna duda de que la lucha volver a crecer, y esa es la mejor base para forjar de nuevo una unidad que vaya mucho ms all de un mero acuerdo entre partidos.

Propuestas para la recta final de la legislatura

A diferencia de lo que plantea Garca Castao, nuestra prioridad no debera ser que se cumpla el PEF. An estamos a tiempo de cambiar la actual dinmica y volver a la pelea consecuente por cumplir nuestro programa, tratar de revertir los recortes y lograr cuanto podamos para mejorar las condiciones de vida de nuestros barrios y de la clase trabajadora:

1. El Partido Popular, con el apoyo de Ciudadanos, est empeado en que fracase la experiencia de gobierno de Ahora Madrid y para ello intenta bloquear la disponibilidad de dinero, plantilla y todo lo que est a su alcance. Frente ello, la nica forma de recuperar la iniciativa es reconocer que el Gobierno municipal se ha equivocado al aprobar el PEF, y hacer un llamamiento a la movilizacin. Hay que explicar sus consecuencias y movilizar contra la ley Montoro.

2. No debe aprobarse un nuevo presupuesto con recortes, sino prorrogar el actual. Si las iniciativas en el Parlamento tuvieran xito en acabar con la regla de gasto actual, permitira corregir las partidas ms rpidamente.

3. El gasto municipal de lo que resta de legislatura debe responder al dinero que se ingresa y a las necesidades sociales. El movimiento vecinal, social y sindical debe unirse para luchar. Ni un euro en anticipos a los bancos: es nuestro dinero y son nuestros derechos. Hay muchos ayuntamientos que incumplen sus PEF.

4. Debe abrirse un debate entre todos los activistas de AM para debatir el PEF y los nuevos presupuestos, y plantear una ofensiva general por el cumplimiento del programa de AM y la atencin a las necesidades de los barrios. Hay que promover la Plataforma Madrid No Se Toca, desarrollndola en los barrios.

5. Esta movilizacin debe unirse a las luchas contra los recortes y la falta general de recursos que se sufre en otros terrenos como la Sanidad, la Educacin, los servicios sociales, la dependencia y coordinarse.

6. Hay que seguir con la poltica de investigacin y auditora de la deuda y la gestin municipal anterior, para continuar poniendo al descubierto el expolio del erario que supuso esa gestin para mayor beneficio de los bancos y de las empresas.

7. Proyectos como Madrid Nuevo Norte (Operacin Chamartn) deben suspenderse, y reelaborar el proyecto con la participacin de los colectivos sociales afectados, y de forma acorde con el programa de AM. Debe hacerse un debate entre los activistas de AM para poder discutirlos.

8. Crear una estructura participativa democrtica de Ahora Madrid basada en las Asambleas de Distrito y en la celebracin de plenarios a nivel de la ciudad de forma peridica y cuando temas de calado lo requieran.

9. Fijar el calendario para el debate del programa y la realizacin de primarias proporcionales para la eleccin de la candidatura.

Notas:

1 https://www.youtube.com/watch?v=QXrw58Upnp0&feature=youtu.be

La intervencin aludida es la respuesta a una interpelacin del Partido Popular y puede escucharse a partir de las 3:48:02.

2 https://www.lamarea.com/2017/12/20/madrid-existian-alternativas-la-aprobacion-del-plan-economico-montoro/

3 http://www.lamarea.com/2015/05/12/madrid-y-barcelona-lideran-la-desigualdad-economica-entre-las-ciudades-espanolas/

4 https://www.estrelladigital.es/opinion/jaime-cedrun/es-madrid-region-desigualdad/20180128192523340385.html

5 Carlos Snchez Mato: "Nosotros no somos gestores, venimos a hacer poltica para derribar el sistema"

http://www.elmundo.es/madrid/2018/01/13/5a5a6d9e268e3efc628b4642.html

6 http://www.eldiario.es/madrid/Carmena-respaldar-abiertamente-Economia-descoordinacion_0_706229545.html

7 http://www.eldiario.es/madrid/Ahora-Madrid-PSOE-Ciudadanos-M30_0_711129946.html

8 https://www.cuartopoder.es/espana/2018/01/18/el-senor-dowdall-y-la-senora-democracia/

Jordi Escuer (miembro del Colegiada de IU Madrid ciudad y del Manifiesto por el Socialismo)

Rebelin ha publicado este artculo con el permiso del autor mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter