Portada :: Cuba
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 01-03-2018

Ah, Cuba, Cuba, mi Cuba!

Andrs Gmez
Rebelin


Combatir, segn el diccionario de la Academia, significa refrenar un mal o un dao, oponerse a su difusin, como tambin, acometer, agitar pasiones de nimos. Y a su vez define agitar como apremiar, dar prisa, que se haga con prontitud.

Eso y ms, mucho ms, vive el pueblo cubano actualmente, porque de lo que se trata es de hacer posible la continuacin y profundizacin de su proceso revolucionario socialista en una hora donde los poderes rectores de la economa mundial, unos ms que otros, y de diferentes maneras, le son hostiles a su proyecto nacional. Intentan paralizar y subvertir ese proceso, fomentando una especie de infinito Mar de los Sargazos, econmico, poltico, social, informtico- ste ahora alimentando la inseguridad, la ambicin desmedida de consumo, de cualquier manera; queriendo sustituir la imprescindible generosidad de una sociedad solidaria, ms justa, por otra donde impere el egosmo y la imbecilidad; imprescindibles al capitalismo. Qu no intentan, qu no inventan sus enemigos con el despilfarro de millones de dlares disponibles, con el fin de destruirlo?

Aunque sabemos que desde el comienzo del proceso revolucionario en 1959 siempre ha sido as. Por eso a pesar de todos los pesares, porque el pueblo cubano es un pueblo alerta, crtico, instruido, preocupado por sus quehaceres y su destino, Cuba va bien. Como ha sido por casi 60 aos.

Comprenla sino con otras sociedades y sus turbulencias, diarios y penosos desgarramientos y gravsimas tragedias. Con cualquiera de ellas. Para poner slo un ejemplo: Cuba se ha salvado, por los valores inherentes a su proceso revolucionario, de los azotes de las drogas, especialmente en lo que afecta a su juventud. Solo baste sealar, que la preocupacin fundamental de los cubanos con su juventud, como se ufana en sealar la prensa enemiga, es su despolitizacin Cuanto no daraninclusive sus almas, si an no las tuvieran vendidas a los demonios-- los sectores dominantes de las sociedades capitalistas para que el problema principal de sus juventudes fuera que estn despolitizadas

Todo esto no quiere decir que la sociedad cubana no tenga problemas. Son tiempos de grandes y nuevas definiciones sobre cmo mejor efectuar el desarrollo de su sociedad socialista, siendo fiel a la continua construccin de una sociedad socialista equitativa, lo ms justa posible, bajo cambiantes factores histricos. Sustituyendo modelos de gestin gastados e inservibles por otros, con la finalidad y la esperanza, que sean mejores, ms eficientes y satisfactorios.

Conscientes de que todo esto es obra de seres humanos, con sus limitaciones, ambiciones y faltas. Y como el efecto que da tras da las decisiones fallidas y las implementaciones equivocadas e injustas afectan negativamente a la poblacin, colman su paciencia y erosionan su confianza en los que la gobiernan.

Al mismo tiempo existen presiones que se generan en la sociedad cubana por estar atravesando el pas tiempos econmica y financieramente muy difciles, que afectan seriamente el nivel de vida de la gran mayora de los trabajadores y que propician una alarmante gestin de corrupcin que enrevesa la moral social.

Somos una pequea islita, o conjunto de islitas, un archipielaguito, diminutivo tambin, de cmo geogrficamente nos llamamos en la actualidad.

Ah, pero que islita! Este ao, 2018, los seres humanos viviendo en esa Isla, festejan con gran honra y orgullo, a tambor batiente, 150 aos de combates por lo justo, agitando pasiones de nimo, acometiendo la realizacin de sueos prodigiosos, luchando por lograr lo mejor de s mismos, frente al odio insondable y feroz antagonismo de su enemigo histrico, el Gigante de las Siete Leguas, y sus bonsis acompaantes.

Ah, Cuba, Cuba, mi Cuba!, que obra portentosa, para ejemplo de toda la humanidad, realizas. Mantente firme y fiel, como siempre has hecho, a esos prodigiosos sueos.

Andrs Gmez, director de Aretodigital

Rebelin ha publicado este artculo con el permiso del autor mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter