Portada :: Economa
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 12-03-2018

Modelos de propiedad pblica

Michael Roberts
Viento sur


Acabo de asistir a una conferencia especial, organizada por el Partido Laborista britnico, para debatir sobre modelos de propiedad pblica. El propsito de la conferencia era desarrollar ideas sobre la manera en que un gobierno laborista podra construir el sector pblico si el partido ganara las prximas elecciones generales. El eje de la conferencia fue un informe encargado por la direccin laborista y publicado el pasado otoo con el ttulo de Modelos de Propiedad Alternativos (curiosamente omitiendo la palabra pblica).

El portavoz de Hacienda del Partido Laborista, John McDonnell (un marxista autodeclarado) present las ideas centrales del informe, que haba sido elaborado por una serie de expertos acadmicos, entre ellos Andrew Cumbers, de la Universidad de Glasgow, que ha escrito mucho sobre la cuestin de la propiedad pblica. Y Cat Hobbs, de Weownit, present un resumen convincente de los fracasos y destrozos de las privatizaciones del pasado.

Desde muchos puntos de vista, el discurso de McDonnell result estimulante en el sentido de que el prximo gobierno laborista, encabezado por Jeremy Corbyn y con l mismo de ministro, estn realmente decididos a restablecer unos servicios pblicos debidamente financiados y dotados de recursos y a revertir las privatizaciones de sectores econmicos clave, llevadas a cabo por los anteriores gobiernos conservadores y laboristas durante el periodo neoliberal de las tres dcadas que precedieron a la Gran Recesin. McDonnell y el informe destacan una serie de modelos para los futuros bienes y servicios de propiedad pblica: desde cooperativas, servicios municipales y nacionalizacin de sectores clave como la sanidad, la educacin y las compaas suministradoras de agua, energa y transporte, es decir, los llamados monopolios naturales.

Como deja muy claro el informe, las privatizaciones de los ltimos 30 aos han fracasado incluso con respecto a sus propios objetivos declarados: mayor eficiencia y mayor productividad, ms competencia y mayor igualdad. El resultado ha sido todo lo contrario: la productividad en el Reino Unido ha descendido, y como han demostrado muchos estudios, los sectores privatizados no han sido en absoluto ms eficientes. Simplemente se crearon entidades destinadas a obtener rpidos beneficios para los accionistas a expensas de la inversin, de la calidad del servicio y de las condiciones de trabajo (pensiones, salarios y carga de trabajo). En efecto, el concepto que ha regido en las compaas de suministro de agua, energa, transporte ferroviario y correos ha sido el cortoplacismo, es decir, el incremento rpido del precio de las acciones, el pago de cuantiosas bonificaciones a los directivos y el reparto de enormes dividendos en vez de invertir, con la vista puesta en el largo plazo, en un plan social para todos y todas.

Los sectores de propiedad estatal constituyen realmente un modelo econmico exitoso incluso en economas predominantemente capitalistas. El informe laborista menciona el hecho de que la proporcin de empresas pblicas entre las 500 compaas ms grandes del mundo ha aumentado del 9 % en 2005 al 23 % en 2015 (si bien esto se debe sobre todo al crecimiento de empresas estatales chinas). El xito de las economas de Asia Oriental tiene mucho que ver con que los sectores en manos de los Estados y dirigidos por ellos se modernizaron, invirtieron y se protegieron frente a las multinacionales estadounidenses (aunque tambin influy la disponibilidad de mano de obra barata, la ausencia de derechos de los trabajadores y la adopcin de tecnologa extranjera).

Como han demostrado muchas autoras, por ejemplo, Mariana Mazzacuto, la financiacin y la investigacin pblicas han sido cruciales para el desarrollo de grandes empresas capitalistas. El sector pblico y el crecimiento econmico van a menudo de la mano, y en este sentido el informe laborista menciona la historia de xito europea de la que rara vez se habla es Austria, que alcanz la segunda tasa de crecimiento econmico ms elevada (despus de Japn) entre 1945 y 1987 con la proporcin ms alta de propiedad estatal de la economa de toda la OCDE (Hu Chang).

El informe tambin deja claro que no es cuestin de volver a los viejos modelos de nacionalizacin que se adoptaron tras la segunda guerra mundial. Eran industrias estatales destinadas principalmente a modernizar la economa y garantizar unos sectores bsicos para subvencionar al sector capitalista. No haba democracia ni participacin de los trabajadores o siquiera del gobierno en las empresas del Estado y tampoco ninguna integracin en un plan de inversin o de servicios sociales ms amplio. Era el llamado modelo morrisoniano, as llamado por el dirigente laborista de derechas Herbert Morrison, quien supervis las nacionalizaciones en el Reino Unido durante la posguerra.

El informe menciona ejemplos alternativos de sistemas de empresas pblicas con control democrtico. Est el modelo de la Statoil noruega, en la que un tercio de los miembros del consejo de administracin los elige el personal; o todava ms, el sector del gas y la electricidad en la Francia de posguerra, donde los consejos de administracin de las empresas pblicas los formaban cuatro miembros nombrados por el Estado, cuatro representantes de grupos tcnicos y de expertos (incluidos dos que representaban los intereses de los consumidores) y cuatro representantes de los sindicatos (B. Bliss).

Esto todo fue muy positivo y estaba claro que la audiencia de activistas del Partido Laborista estaba entusiasmada y dispuesta a implementar un cambio de rumbo irreversible hacia unos servicios pblicos gestionados por trabajadores (McDonnell). El propsito de los dirigentes laboristas es revertir las anteriores privatizaciones; poner fin a la iniquidad de la llamada financiacin pblico-privada; revertir la subcontratacin de servicios pblicos al sector privado y expulsar el mercado del Servicio Nacional de Salud, etc. Esto est muy bien, del mismo modo que su voluntad de plantear, no solo la idea imperfecta de una Renta Bsica Universal (RBU) como alternativa social a la destruccin de empleo debida a la futura automatizacin, sino tambin la idea mucho ms progresista de asegurar unos Servicios Bsicos Universales, en que servicios pblicos como la sanidad, la asistencia social, la educacin, el transporte y las comunicaciones se presten gratuitamente en el lugar de utilizacin, eso que los economistas llambamos bienes pblicos.

Sin embargo, lo ms importante para m sigue siendo lo que plante al principio al hablar del programa econmico de Jeremy Corbyn cuando este asumi el liderazgo del Partido Laborista en 2015. Si la propiedad pblica se limita a los llamados monopolios naturales o compaas de suministros bsicos y no se extiende a los bancos y al sector financiero y sectores estratgicos clave (las cumbres dominantes de la economa), el capitalismo seguir llevando la batuta en la inversin, y la ley del valor y los mercados continuarn al mando. El plan laborista de un banco de inversin estatal y de un plan de inversiones inducido o gestionado por el Estado aadira alrededor del 1 o 2 % al PIB del Reino Unidos. El sector capitalista invierte cerca del 12 al 15 % y seguira dominando la economa a travs de sus bancos, empresas farmacuticas, aeroespaciales y tecnolgicas y sus conglomerados de servicios empresariales.

En la conferencia no se habl de someter estos sectores al control estatal. Tampoco se habl de la apropiacin pblica de los cinco grandes bancos, como he planteado en anteriores ocasiones y he incluido en un estudio en cuya elaboracin he participado, en nombre del sindicato de bomberos (y que formalmente es una posicin poltica de la confederacin sindical britnica, el Trade Union Congress). Sin el control de las finanzas y sectores estratgicos de la economa britnica, un gobierno laborista o bien fracasar en su intento de mejorar la suerte de los muchos y no los pocos (lema laborista), o peor, sufrir la repercusin de otra recesin mundial sin ninguna proteccin frente a las vicisitudes del mercado y de la ley del valor.

Artculo original en ingls: https://thenextrecession.wordpress.com/2018/02/10/models-of-public-ownership/

Traduccin: viento sur

Fuente: http://vientosur.info/spip.php?article13556



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter