Portada :: frica :: Nelson Mandela, luchador por la libertad
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 19-03-2018

Sudfrica: En recuerdo de Nyakane Tsolo
Se debe contar la verdadera historia de Sharpeville

Thando Sipuye
Pambazuka News

Traducido del ingls para Rebelin por Beatriz Morales Bastos


La Sudfrica posterior a 1984 padece una excesiva crisis de amnesia selectiva y de recuerdo parcial de la historia. El relato histrico, ya sea en la escuela, la universidad o en los medios de comunicacin y en las celebraciones y eventos pblicos, est sesgado hacia una trayectoria poltica singular y una escuela de pensamiento particular que se presentan como los nicos agentes de las transformaciones socioeconmicas y polticas que aparentemente se han producido en los ltimos 24 aos.

En la Sudfrica democrtica no hay democracia ni justicia cuando se trata de narrar acontecimientos y momentos histricos crticos, sino que hay una sutil perpetuacin sistemtica de recuerdos particulares considerados ms o menos valiosos y significativos que otros. La historiografa sudafricana posterior a 1994 margina determinadas voces y convierte a otras en monolticas.

La reconstruccin y reelaboracin de los relatos acerca de la Masacre de Sharpeville ocurrida el 21 de marzo de 1960 y la recaracterizacin de aquel da como un ahistrico y apolitizado Da de los Derechos Humanos no es sino uno de los muchos ejemplos de este desafortunado sesgo poltico y enfoque cerrado del relato histrico.

Cuando conmemoramos el quincuagsimo octavo aniversario de la Masacre Sharpeville y el cuadragsimo aniversario de la muerte en el destierro de Robert Mangaliso Sobukwe deberamos reflexionar acerca de la creacin y el realto de la memoria pblica de acontecimientos histricos y festividades pblicas en la Sudfrica actual. A travs de sus diferentes departamentos el gobierno ya ha empezado a bombardear a la opinin pblica con mantras de un descontextualizado y apoltico Mes de los Derechos Humanos.

En las dos ltimas dcadas el gobierno del Congreso Nacional Africano (ANC, por sus siglas en ingls) ha celebrado sin vergenza su Da de los Derechos Humanos con todo tipo de festejos, glamour y discursos sin siquiera reconocer, o hablar de ello, el papel desempeado por Sobukwe y otros lderes del Pan-Africanist Congress of Azania (PAC), como Nyakane Tsolo, en los valientes acontecimientos que llevaron a la despiadada Masacre de Sharpeville.

Sin embargo, la Masacre de Sharpeville se produjo como resultado de la Campaa de Accin Positiva del PAC en contra de la Ley de Pases, que sigui a la anterior Campaa del Estatus defendida por Robert Sobukwe poco despus de la formacin del PAC en 1959. En toda Azania los lderes del PAC secundaron el llamamiento de Sobukwe y movilizaron a las masas africanas para esta campaa.

El 21 de marzo de 1960 el joven Philip Kgosana encabez la manifestacin del PAC en el township de Langa en Ciudad del Cabo, Zachius Botlhoko Molete encabez la manifestacin del PAC en Evaton, George Ndlovu encabez la manifestacin del PAC en el township de Alexandra, Robert Sobukwe encabez la manifestacin del PAC en Soweto y Nyakane Tsolo encabez la manifestacin del PAC en Sharpeville. Siguiendo las rdenes de Sobukwe de ir a la crcel bajo la consigna de no a la fianza, no a la defensa, no a la multa, todos estos lderes, incluido Sobukwe, fueron detenidos aquel da.

Por medio de su Secretario General, Duma Nokwe, el ANC, habl en aquel momento contra la Campaa de Accin Positiva contra la Ley de Pases y la desech calificndola de oportunista. Nokwe public una virulenta declaracin en el Sunday Times del 20 de marzo de 1960 en la que afirmaba: Debemos evitar las acciones sensacionalistas que pueden no tener xito porque sabemos que traicionan al movimiento de liberacin nacional. El ANC se distanci de la campaa e inst a sus miembros a no participar.

Hoy en da, en su deseo de silenciar y borrar a Sobukwe y al PAC de la conciencia nacional y de la memoria colectiva de la nacin para destacar a los alineados lderes del ANC como los nicos actores y superhombres de la lucha de liberacin, el partido dirigente celebra sistemticamente el Da de los Derechos Humanos sin mencionar siquiera el nombre de Nyakane Tsolo, el lder del PAC que en la dcada de 1960 lider la campaa en Sharpeville.

El PAC haba establecido una sede en Sharpeville en julio de 1959, tres meses despus de su formacin, dirigida por dos hermanos Tsolo, Nyakane y Job. Nyakane Tsolo fue el secretario de la sede y moviliz a la gente sobre el terreno. Fue la cara del PAC en la zona de Vaal y especficamente Sharpeville.

Y el lunes 21 de marzo de 1960 Tsolo estaba al frente de Sharpeville y cuando la racista polica colonial pidi a la multitud negra que se dispersara, dijo a la polica: Soy responsable de estas personas. Si quieren dispersar a la gente, dispersen a su polica. Tsolo anunci adems a la polica: No suspenderemos esta reunin hasta que hable Sobukwe. El resto es historia.

Actualmente, al igual que su lider Sobukwe, Nyakane Tsolo ha sido reducido a una figura insignificante en los anales de la historia sudafricana, borrado, silenciado y eliminado de la memoria pblica referente a la Masacre de Sharpeville, una figura terriblemente oscura, apenas conocida, recordada o celebrada. No hay monumentos erigidos en su memoria, ni se ha dado su nombre a calles o edificios ni hay canciones poemas en su honor. En ningn discurso pblico se ha mencionado nunca su nombre.

La supresin de Sobukwe, Tsolo y otras personas de la memoria pblica y de la conciencia nacional en torno al llamado Da de los Derechos Humanos permite el silencio y la ausencia de referencias explcitas a historias ms amplias que informaron y conformaron la masacre, una omisin calculada y malintencionada para negar y borrar tambin la intervencin histrica y las contribuciones de otras figuras importantes de la lucha de liberacin. El objetivo de esta eliminacin es despolitizar Sharpeville y disociar la campaa contra los pases de la lucha ms amplia contra el despojo de tierras.

Aunque la Comisin de la Verdad y la Reconciliacin (TRC, por sus siglas en ingls) celebr en 1996 sesiones acerca de las violaciones derechos humanos en las que abord una secuencia de acontecimientos violentos, empezando por los testimonios referentes a la Masacre de Sharpeville de 1960, tambin mantuvo esta omisin. En el informe de la TRC no se mencionaba en ninguna parte a Nyakane Tsolo, el hombre que encabez la manifestacin y fue detenido por instigacin aquel da. La TRC no convoc a Nyakane Tsolo, que tampoco ofreci su testimonio, un relato crtico silenciado.

A pesar de no ser recordado ni ser reconocido Nyakane Tsolo sufri enormemente por haber liderado la protesta de Sharpeville. Fue encarcelado, interrogado y duramente torturado. Cuando en 1961 consigui la libertad bajo fianza huy a Lesotho y ms tarde recibi instruccin militar en Egipto en un comando adiestrado por las fuerzas especiales egipcias. Entre 1963 y 1973 Tsolo vivi en Alemania Oriental pero en 1973 abandon Alemania en secreto con su familia y se refugi en los Pases Bajos. Permaneci en Rotterdam el resto de su exilio con el cargo de representante del PAC y trabaj con organismos locales que luchaban contra el apartheid. Aunque fue incluido en la lista electoral del PAC en 1994, Nyakane Tsolo mantuvo su casa en Rotterdam y solo volvi a Azania a finales de 2001. Muri de un derrame cerebral un ao despus.

Actualmente, bajo el gobierno del ANC la trgica Masacre de Sharpeville se ha convertido en una ocasin para celebrar el advenimiento una dispensa de derechos humanos que se percibe pero no existe. Para la juventud el Da de los Derechos Humanos no es ms que otro aburrido da de fiesta sin importancia alguna y carente de lderes a los que valga la pena recordar. Adems de Nyakane Tsolo, la memoria publica desconoce en general a todas las vctimas de Sharpeville. Son un nmero sin nombre: 69.

El reescribir la historia para adaptarla a la agenda poltica particular del partido gobernante es una tragedia del egosmo poltico predominante y del enfoque cerrado y simplista del relato y del discurso, una gran prdida de memoria para la posteridad y un escupitajo en el rostro de quienes sacrificaron sus vidas en Sharpeville. Los acadmicos, los medios de comunicacin, la sociedad civil y los polticos deben reconsiderar su enfoque de la construccin y del relato de la historia, y volverse ms incluyentes. En recuerdo de todas aquellas personas que murieron y por las generaciones futuras, se debe contar la verdadera historia de Sharpeville.

Thando Sipuye es un historiador y cientfico social africano. Colabora estrechamente con el Robert Mangaliso Sobukwe Trust.

Fuente: http://www.pambazuka.org/advocacy-campaigns/remembering-nyakane-tsolo-true-history-sharpeville-must-be-told

Esta traduccin se puede reproducir libremente a condicin de respetar su integridad y mencionar al autor, a la traductora y Rebelin como fuente de la traduccin.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter