Portada :: Cultura
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 08-05-2018

Resea de Guerra de Ludwig Renn
En las trincheras del frente occidental

Jess Aller
Rebelin


Hay decisiones que transforman la vida de una persona, al catalizar los cambios que se estn produciendo en su interior. Eso fue lo que le sucedi al capitn de un destacamento de polica de Dresde cuando se neg a dar la orden de disparar contra los obreros que protestaban por el golpe de estado de Kapp en marzo de 1920. El nombre de este capitn era Arnold Friedrich Vieth von Golenau, haba nacido en 1889, y era un aristcrata sajn y militar de carrera que haba llegado a comandar un batalln en el frente occidental durante la Gran Guerra. Poco despus de los hechos de Dresde, von Golenau abandona el ejrcito, emprende variados estudios, viaja por Europa y comienza una militancia izquierdista que lo lleva a ingresar en el Partido Comunista en 1928. Es ste el mismo ao en que publica Guerra, donde narra las experiencias de un soldado alemn durante el conflicto. El libro, que no es abiertamente antimilitarista, alcanza un gran xito y es seguido en 1930 por Postguerra, en el que el compromiso poltico es ya ms evidente.

En los aos 30, convertido en un autor conocido, von Golenau adopta el nombre del protagonista de Guerra, Ludwig Renn, en un gesto de renuncia a su clase social, y en 1936 acude a Espaa, integrndose en las Brigadas Internacionales. As, lo encontramos al mando de un batalln y luego como jefe de estado mayor de la XI BI por los frentes de Madrid, Guadalajara y Aragn, donde interviene en las batallas de Belchite, Teruel y el Ebro. En su alocucin en el II Congreso Internacional de Escritores en Defensa de la Cultura, Ludwig Renn afirm: Nosotros, escritores que luchamos en el frente, hemos dejado la pluma porque no queramos escribir historia, sino hacer historia. Con la derrota de la repblica, tras exiliarse en Mxico, regresa a su pas en 1947, y participa en la vida poltica e intelectual de la RDA, donde fallece en 1979. Guerra apareci ya en 1929 en castellano, pero la primera edicin completa en nuestra lengua es de Frcola (2014), en una traduccin de Natalia Prez-Galds y con prlogo de Fernando Castillo.

El libro narra en primera persona la experiencia del protagonista, con lo que aporta una visin subjetiva, fragmentaria y copiosa de sensaciones de la guerra. La primera parte, El avance, comienza con la partida hacia el frente de la tropa entre escenas de jbilo de la poblacin, msica y ramos de flores. Tras varios das en vagones de mercancas y atravesar el Rin, son instalados en un pueblo desde el que marchan hacia la frontera belga y luego hacia el Mosa. En la orilla de ste encuentran resistencia y Ludwig vive por primera vez la confusin de la batalla, un caos donde la gente muere a tu alrededor y has de sobreponerte y tomar decisiones rpidas, y equivocarte y no desmayar. Al da siguiente cruzan el ro y prosiguen el avance, entre restos del ejrcito que huye y aldeas incendiadas. Pronto estn en Francia. Son caoneados, bombardeados con shrapnells y tiroteados, pero consiguen hacer retroceder al enemigo. Slo cerca del Marne se ven obligados a retirarse con espantosas prdidas.

La segunda parte del libro arranca en 1915, describiendo la guerra de trincheras que sigue al colapso de la acometida alemana. Frente a una pradera de cadveres, tras las alambradas, entre ratas y piojos, la vida es una sucesin de ocios interminables e intiles intentos de avance, saldados con masacres. El cabo Renn, celoso de deberes que incrementa por propia iniciativa, es condecorado y luego destinado casi un ao a la retaguardia. En unos das de permiso, siente horror de contar a su familia lo que ha visto y se percibe a s mismo como alguien que ya no cree en nada. En septiembre de 1916, su batalln es enviado al Somme, donde se combate ferozmente; entre barro y fuego acceden penosamente a las trincheras y actan de reserva. Cuando se les ordena avanzar para contener un ataque francs, Renn es herido en un brazo con la muerte imperando en torno a l. Al hospital le llega la noticia de que ha sido ascendido a sargento.

Reincorporado a su vieja compaa, en la que ya casi no conoce a nadie, Renn participa en la primavera de 1917 en la batalla de Aisne-Champagne, donde se usan obuses con gas para rechazar una ofensiva francesa. Es esta otra fase de la guerra, marcada por tensiones entre el frente y la retaguardia y entre la tropa y los mandos, y por un aumento de las deserciones. La rutina de la matanza lleva al lmite al protagonista, que tras la muerte de un amigo no puede evitar las lgrimas y sufre momentos de ofuscacin que luego lo mortifican. Enfermo una temporada, regresa al frente en septiembre, y sus contradicciones se agudizan al hacerse cargo de la compaa un nuevo oficial manitico y odioso, en el que reconoce su viejo militarismo. La patria comienza a ser una cscara vaca para l y la oposicin a la guerra se abre paso en su pensamiento. Renn es herido en un pie en la ofensiva alemana de marzo de 1918, cuando cunde ya el desnimo en las tropas; convaleciente le llega la Cruz de Hierro de primera clase que le han concedido. La obra concluye con escenas del derrumbamiento en tierras de Flandes; el ejrcito se escinde entonces entre los que slo desean ver el fin de la carnicera y unos pocos patriotas a ultranza, grupos entre los que el protagonista se debate hasta el ltimo momento.

Estamos acostumbrados a considerar las batallas como lo hacen historiadores y estrategas, que describen armamentos y tcticas, y componen un relato de avances, movimientos envolventes, flanqueos, choques y retiradas, pero otra cosa bien distinta es la experiencia de los que sufren esas situaciones. Tras participar en combates decisivos de la Gran Guerra, como los del Marne o el Somme, lo que Ludwig Renn nos narra tiene poco que ver con todo aquello, y se cie a las vivencias cotidianas de uno de sus protagonistas, uno cualquiera, que nos sumerge en la dimensin subjetiva de la guerra. Visitamos as su tedio y su horror que supera toda medida, sus restos de cuerpos desmembrados por fuegos artificiales que matan, su estruendo y sus dilogos frenticos de los nervios al lmite. Las horas indecibles en las que el hombre se siente ya transportado al otro lado alternan con largos ocios en que la reflexin va alumbrando un intento de explicacin.

Cuando se desata el conflicto, el protagonista es un soldado ejemplar que cumple escrupulosamente sus obligaciones y las aumenta en la medida de sus posibilidades, contemplando miedo, dolor y rabia como emociones pasajeras que no deben afectar a sus actos. Sin embargo, la experiencia acumulada ao tras ao acaba por provocar un nublamiento del entusiasmo patritico, que se percibe de forma clara en la segunda parte del libro. As, al final de ste es otro hombre el que regresa de las trincheras, y puede decirse que en el conocimiento que ha adquirido se vislumbra, como en embrin, lo que ser su vida posterior.

Blog del autor: http://www.jesusaller.com/

Rebelin ha publicado este artculo con el permiso del autor mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter