Portada :: Espaa
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 21-05-2018

La deriva de Ciudadanos y su autntico rostro

Rafael Silva
Rebelin


"La jugada est casi resuelta. A Ciudadanos le han camuflado bajo una falsa apariencia de partido descafeinado aunque, en realidad, cabe ubicarle, segn terminologa clsica, en la extrema derecha, dispuesto a seguir defendiendo los mismos intereses que los otros grupos que se han alternado hasta la fecha, es decir, los del gran capital"
(Antonio Jos Gil Padilla)


Es la formacin poltica que lidera Albert Rivera un magnfico ejemplo de la poltica llevada al terreno de la manipulacin. Ciudadanos es, sin ms, un partido de derechas. Un partido que incluso supera al mismsimo Partido Popular por su derecha en muchos aspectos. Pero sin embargo, lidera actualmente las encuestas de intencin de voto para unas prximas elecciones, segn la mayora de medios de comunicacin dominantes. Y aparte de la mayor o menor "cocina meditica" a la que estas encuestas puedan estar sometidas, el "mrito" de Ciudadanos est simplemente en engaar, en ocultar su autntico rostro, en no desvelar sus verdaderas intenciones. Ciudadanos se fund por un grupo de intelectuales de ideologa de derechas en el mbito cataln, como respuesta al creciente nacionalismo que se daba en dicha comunidad. Con el tiempo, a base de engaos y manipulaciones, de disfraces y medias verdades, de barata demagogia y de ocultar sus intenciones, fueron absorbiendo el antiguo espacio poltico que ocupaba la ya extinta UPyD de Rosa Dez, y pasaron al mbito nacional, en el cual han propugnado la regeneracin poltica y el "cambio tranquilo" (otro de sus falaces eslganes), practicando un enfrentamiento feroz con Unidos Podemos y todas sus confluencias, y superando en casposidad, demagogia y manipulacin tanto al PSOE como al PP, que como decimos, se le queda incluso corto por la derecha en algunos aspectos. Y por otra parte, son bien conocidos los lobbies y foros polticos y econmicos que apoyan a Ciudadanos, que han sido muy bien descritos por Marc Font para el medio cataln elcritic.cat (artculo traducido para el medio Viento Sur por ngels Var).

En efecto, tanto gran parte de la banca privada y el mundo empresarial, como los foros econmicos ms poderosos y conservadores, apoyan al partido de Albert Rivera. Gracias a ellos, sus lderes han multiplicado su proyeccin meditica y poltica, ampliando a su vez la cartera de contactos econmicos por todo el Estado. Es el motivo por el cual la formacin naranja es ya la preferida por gran parte de los pertenecientes a estos foros. Por su parte, espacios ideolgicos tradicionalmente ligados al PP han ido migrando al partido naranja como una mejor alternativa de derechas. De hecho, Albert Rivera fue el nico lder de los cuatro grandes partidos estatales que particip en el ltimo encuentro del Club Bildelberg. Pero sin duda fue el impulso del proceso soberanista cataln, a partir del ao 2012, el que constituira la rampa de despegue para Ciudadanos. El socilogo Rubn Juste, autor de "Ibex 35. Una historia hertica del poder en Espaa", lo explica en los siguientes trminos: "La relacin de Ciudadanos con el poder econmico parte de dos aspectos: hay un espacio poltico que estaba vaco, porque hay grandes empresarios que ya no estn dispuestos a pagar por el PP y dejarse dirigir, y adems, en vez de pagar este peaje quieren tener una relacin ms directa con el Estado y tener ms influencia. Y consideran que C's les puede servir". Comienza entonces una gran escalada de poder poltico de la formacin naranja, que llega hasta nuestros das. Y esto ocurre de forma directamente proporcional a la relacin de Ciudadanos con los grandes foros econmicos, tales como FEDEA, el Consejo Espaol para la Competitividad (CEC), el Crculo Ecuestre, la Fundacin FAES (ahora ms ligada a Ciudadanos que al mismo PP, de quien reniega), el Instituto Atlntico de Gobierno, el Foro Pont Aeri, el Club Siglo XXI, el Crculo del Liceo, la Fundacin Espaa Constitucional, el Crculo de Economa, etc.

El mundo de los negocios, sobre todo internacionales, se viene abriendo al partido naranja a marchas forzadas, lo cual da idea del peligroso ideario que los de Rivera profesan. Ciudadanos ha defendido y defiende medidas de carcter econmico impulsadas desde la ms estricta ortodoxia neoliberal, tales como el copago sanitario, el contrato nico (que en la prctica abarata el despido), o el complemento salarial para las nminas ms pequeas. De hecho, un ex Consejero de Liberbank y el ex Presidente de la CNMV son los responsables del programa econmico de Ciudadanos. Pero adems de todas estas pistas, como decamos al comienzo, la herramienta fundamental del partido naranja es su habilidad para manipular, para cambiar de opinin, para cultivar la demagogia. Antonio Jos Gil Padilla nos lo explica muy bien en este artculo para el medio Iniciativa Debate. Retomo sus palabras iniciales: "En el marco de un modelo poltico desgastado, la aparicin de Ciudadanos en el panorama poltico de este pas supone un tremendo peligro para la clase trabajadora, aunque su xito (...) se deba, en gran medida, al apoyo de amplios sectores del pueblo llano. Sectores sociales sin ideales, sin conciencia de clase, vctimas de la indiferencia, y por lo general, con dbil dotacin intelectual, as que la mentira y la falsedad encuentran fcil encaje en un terreno frtil, a la vista del posible aumento electoral de este nuevo grupo. Son aqullas y aqullos que, por la creencia en la "maldad" de las ideologas, se sienten neutrales en sus decisiones polticas y se ubican en una posicin de un centro inexistente. De ello se aprovechan esos grupos antipopulares que se esconden tras una mscara sin dejar ver sus verdaderas intenciones. Qu dirn aqullos que les apoyen, despus, si alguna vez ganan, cuando se vean, nos veamos todos, sometidos a un mayor deterioro de lo pblico, al incremento de la desigualdad, a la ms acusada prdida de algunas conquistas conseguidas a lo largo de tantos aos".

Evidentemente, la propaganda de Ciudadanos llega al conjunto de la ciudadana de forma amplificada a travs de los altavoces de los medios de comunicacin dominantes y de las subvenciones de los bancos y dems entidades financieras. Todas ellas tienen mucho poder. Y estn empeadas en que el partido de Albert Rivera, Ins Arrimadas, Juan Carlos Girauta (que citaremos a continuacin) y dems lderes naranjas se vea reforzado y fortalecido, y represente una muy buena opcin (si puede ser, la mejor) de cara a futuras citas electorales. Sus relaciones con las otras tres grandes fuerzas polticas nos dan ms pistas, ya que mientras se enfrentan ferozmente a Unidos Podemos en todas sus propuestas, mantienen un vnculo de proteccin y concertacin con el bipartidismo al que critica en sus mtines, pero que a la hora de la verdad, blinda en sus polticas. La formacin poltica del color naranja es, pues, un puro producto de mrketing, como ya avanzbamos en el primer artculo que le dedicamos hace ya algn tiempo. En este sentido, Gil Padilla concluye: "Ciudadanos no tiene ideologa, ni proyecto programtico, ni criterio propio. Son una mquina descaradamente manejada desde el poder real. No son en absoluto fiables. Son capaces de cambiar en un solo da su posicin poltica. Sus declaraciones son poco crebles para mentes slidas y limpias". Ms que a regenerar la poltica, por tanto, Ciudadanos ha venido a intoxicarla ms todava, a degradarla an ms, y a ponerla al mejor servicio, si cabe, del capitalismo neoliberal ms desalmado. En muchos asuntos, como tambin hemos mencionado, superan al PP en fanatismo ultraderechista, como es el caso de la feroz lucha contra los nacionalismos (expresado fundamentalmente hoy da por partidos polticos vascos y catalanes), o la posible mercantilizacin de algunos aspectos an no regulados de nuestros sectores econmicos.

Un lder concreto del partido, diputado en el Congreso y portavoz del mismo para algunos asuntos, es digno de mencin especial. Se trata de Juan Carlos Girauta, que por ejemplo, tal como nos recuerda Rafael Almazn en un artculo de su propio Blog, escribi en 2006 el libro titulado "La Repblica de Azaa", donde acusa a la II Repblica Espaola de ser la responsable y causante de la Guerra Civil, olvidando que fue el Frente Popular quien gan las elecciones. Los prologuistas de sus libros tambin nos dan muchas pistas de por dnde van los tiros, porque tenemos a Po Moa (un historiador franquista), o a Federico Jimnez Losantos, que creo no necesita presentacin. Pero no acaban aqu las lindezas del tal Girauta, porque tambin hemos conocido su profunda admiracin hacia el Estado genocida de Israel, que hace pocos das celebraba su 70 Aniversario. Y en este sentido, algunos medios se hicieron eco del tuit original difundido por Girauta, y de las masivas respuestas que generaron por las redes sociales. Como recordarn los lectores y lectoras, este Aniversario coincidi con el traslado de la sede de la Embajada estadounidense desde Tel-aviv hasta Jerusaln, lo cual gener masivas protestas de los palestinos, que lo consideraron casi una declaracin de guerra por parte de la perversa Administracin Trump. Dichas protestas causaron decenas de muertes de palestinos, y justo en ese estado de cosas, a Juan Carlos Girauta no se le ocurri otra cosa que enviar un tuit con el siguiente mensaje: "Israel, luz para las naciones, cumple 70 aos como Estado moderno". En vez de un Estado "moderno", como lo califica Girauta, mencionar a Israel es mencionar a un Estado fascista, sionista y genocida, que lleva perpetrando la mayor y ms continuada masacre mundial de todos los tiempos hacia la comunidad palestina, con el auspicio de los Estados Unidos, y bajo la vergonzosa complicidad de eso que se ha dado en llamar la "comunidad internacional". Es otra prueba ms de la sumisin de este partido y de sus lderes a los poderes econmicos, y al pensamiento dominante ms reaccionario. He aqu las principales caractersticas del partido que sube ms en las encuestas de intencin de voto, pero creo que hay que pensrselo bien antes de otorgarles ms confianza.

Blog del autor: http://rafaelsilva.over-blog.es

Rebelin ha publicado este artculo con el permiso del autor mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter