Portada :: Espaa :: Opinin
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 26-06-2018

Toca el Estado federal

Jaime Richart
Rebelin


Una muy vieja aspiracin de la progresa espaola que nunca acaba de fraguar... Y puesto que, visto lo visto, el Estado de las Autonomas ha fracasado, en Espaa, un pas de pruebas forzosas de convivencia a lo largo del tiempo, ha llegado la hora del Estado Federal.

En efecto, si la voluntad poltica y la de los votantes se concentrasen en cambiar la monarqua por la Repblica y el Estado de las Autonomas por el Estado Federal, Espaa acabara con la mayor parte de sus problemas tericos que desestabilizan lo suficiente al pas como para ser causa y efecto al mismo tiempo de los problemas prcticos. Slo as estara a la altura de los tiempos. A fin de cuentas Espaa es un territorio que, a escala, es de morfologa similar a la de los Estados Unidos de Amrica, que es el paradigma de la democracia burguesa.

En todo caso la caracterstica principal del Estado Federal es que el gobierno central se limita a gestionar la poltica exterior de los Estados que lo integran, y estos disponen de la mxima libertad para regular lo dems conforme a su orografa, a su naturaleza y a la idiosincrasia de su poblacin. El Senado se configura como una efectiva Cmara territorial y no como un rgano que ahora es en Espaa prcticamente inoperante. Todo ello se completa con un pacto fiscal y una transformacin a fondo de la Administracin de Justicia...

Las diferencias entre el Estado de las Autonomas actual y el Estado Federal, pese a lo que dicen sus opositores, son notables. La prueba concluyente sobre esas diferencias est en los graves problemas originados, cada uno en su momento, por los Estatutos vasco y cataln enjuiciados por los magistrados conservadores espaoles.

Y es que no es posible una verdadera y prolongada paz formal y de fondo en una nacin compuesta de territorios con muy diferentes sensibilidades y culturas que se mantienen adosados a la fuerza; por la fuerza de una constitucin amparada subrepticiamente en la carcoma de un xito en la guerra civil administrado por los herederos de los vencedores. Y luego, por fuerzas econmicas astutamente manejadas por los mismos que se obstinan en mantener unidos, artificialmente, a 47 millones de personas en ms de quinientos mil kilmetros antropolgicamente heterogneos, bajo una bandera que a pocos ms que a ellos representa...

El Estado Federal es una cuenta pendiente en Espaa que ha de superar, primero su historia anterior entre 1939 y 1978, luego las particularidades e historia de sus respectivos y bien definidos territorios, y luego la mezcla de sensibilidades contrapuestas que, como los dos polos de un imn, hacen de ella una nacin difcilmente gobernable.

En resumen, slo en el Estado Federal, con una amplsima autonoma e interdependencia de sus respectivos territorios est la solucin. Slo as podra darse por terminada en Espaa la maduracin poltica que de otro modo a muchos nos parece imposible...

Jaime Richart. Antroplogo y jurista.

Rebelin ha publicado este artculo con el permiso del autor mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter