Portada :: Europa
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 29-06-2018

El Mayo 68 francs en la memoria

Leopoldo Lavn Mujica
Rebelin


No es una metfora sostener que el Mayo Francs de 1968 remeci el mundo y que su onda de choc recorri las avenidas del planeta sacudiendo con fuerza los valores conservadores. Pero mayo del 68 comenz el 22 de marzo de 1968 cuando una cincuentena de estudiantes dirigidos por el joven estudiante franco-alemn Daniel Cohn-Bendit un libertario ocupan la torre central administrativa de la facultad de Nanterre situada en medio de barrios populares, lejos del centro de Pars, para denunciar las listas negras de estudiantes hechas por la direccin, la libertad de un compaero preso miembro del Comit de solidaridad con Vietnam y la libre circulacin de estudiantes hombres y estudiantas mujeres en las residencias universitarias. Fue el detonador. De ah la contestacin se traslada a la Sorbona, en pleno centro de Pars.

Las primeras imgenes del movimiento tenan incluso glamour y charme. El de la revuelta estudiantil de muchachos y muchachas francesas en la flor de la vida vestidos con ese cuidadoso desdn, pero segn los cnones de la moda de la ciudad Luz. Era la apariencia. Pero una esttica que por suerte suplant la del fin de la II Guerra mundial: la de los jeep con soldados yankees repartiendo chocolates y chewing gum.

Ms que imgenes, vientos de libertad

Esas primeras imgenes que nos llegaban, slo polticamente comprensibles desde la rebelda juvenil, tenan un gran poder mimtico sobre los estudiantes y la juventud alemana, italiana y latinoamericana inquieta y sedienta de polmica y de accin.

Luego fueron las banderas rojas y negras que ondularon sugestivas al ritmo de canciones revolucionarias y partisanas (Bella ciao). Hasta que los adoquines, que solo haca algunas semanas relucan aptos para escenas romnticas a lo Woody Allen en las apacibles calles del Quartier Latin, ahora servan de proyectiles contra los CRS (la polica de choque francesa) o para construir barricadas. Qu fuerza simblica!

Entre tomas y barricadas, enfrentamientos, debates y arengas sobresalan las figuras de dirigentes como Daniel Cohn-Bendit, Alain Krivine y Daniel Bensad. En eso sucesos se condensaron tendencias culturales, sociolgicas, polticas, subjetivas, literarias y filosficas que estaban invisibles en Francia. Se insinuaban la potencia intelectual de Simone de Beauvoir, de Sartre y de Lacan, que ya haban hecho su trabajo de zapa del orden establecido. Y, de improviso cay la idea de que el mundo puede cambiar. Todo puede volar en el aire; el orden poltico es temporal, no es algo definitivamente slido; nuevos espacios comunes donde circulan nuevas comunidades de lenguajes y de acciones por la emancipacin se construyen.

Las calles, los anfiteatros universitarios y las salas de concierto y teatro como el Odeon, en esas semanas de Mayo, van a servir para debatir y manifestar en un mundo que da sus primeras seas de anquilosamiento; es el primer mensaje a la idiosincrasia occidental. Claro, en un primer momento, antes que los obreros de las fbricas de automviles emblemticas de Peugeot y Citren ocupen y salgan a manifestar con los estudiantes, son las clases medias parisinas, habitantes de esos barrios agitados, las que solidarizan con los estudiantes que haban esparcido el nimo de la revuelta.

Y sin embargo Francia se aburra en un mundo agitado

Georges Pompidou, Primer Ministro con Charles De Gaulle, el hroe de la Liberacin de Pars en el Eliseo, azorados, no entendieron qu pasaba. Como Pangloss en Candide de Voltaire en su Consejo de Ministros deban de haberse dicho: todo va maravillosamente bien en el mejor de los mundos posibles. No obstante, el prestigioso vespertino francs Le Monde, algo pesimista, pero sin tomarle el pulso real a la nacin, titulaba en su editorial La France sennuie; Francia se aburra parece el 15 de marzo de 1968.

Cuando algunas semanas ms tarde la famosa arteria de Saint-Germain-des-Prs se converta en un espacio comn discursivo de la palabra liberada de trancas con el est prohibido prohibir, y los alrededores eran un campo de batalla entre los estudiantes y la polica, los Beatles ya cantaban una msica pop muy sugestiva, los Rolling Stones se vean bastante comprometidos con las luchas de la clase obrera britnica y Bob Dylan, que no se imaginaba que algn da sera premio Nobel de literatura, cantaba como disidente de la Guerra de Vietnam.

Y el Canto Nuevo se instalaba en Chile de la mano de la Viola chilensis (desaparecida en 1967). Su voz y la de Victor Jara, Patricio Manns y Rolando Alarcn mandaban al trasto las tonadas con voces aflautadas y siticas de los Huasos Quincheros. La imaginacin al poder, la transgresin de las normas contra el corset conservador y la denuncia de la dominacin capitalista eran ideas y prcticas que no slo en Francia hacan camino. En Concepcin, en la universidad, se desarrollaba un efervescente movimiento estudiantil por la reforma universitaria, y el MIR se implantaba al ganar la federacin de estudiantes (FEC) donde en agitadas asambleas se discuta del apoyo a la Revolucin Cubana y de la participacin en el movimiento antiimperialista de apoyo a la lucha del pueblo vietnamita. Manifestar en Concepcin era ser internacionalista como en Pars, Ciudad de Mxico o Crdoba-Argentina.

Le fond de lair est rouge

En Pars el fondo del aire se estuvo tiendo de rojo desde el tres de mayo hasta mediados de junio de 1968. Es la manera que tiene a veces de presentarse la historia. Abrupta e intempestivamente. Pese a que al Che lo haban asesinado un ao antes la CIA y los militares bolivianos, la gesta de la toma del poder en Cuba por los guerrilleros del Granma conducidos por Fidel, Camilo Cienfuegos y los legendarios barbudos armados ya haba impactado a un sector de la juventud europea y de las universidades francesas donde el marxismo de Althusser y de Henri Lefebvre, junto con las lecciones de Lacan sobre el inconsciente se instalaban como crtica racional al poder del capital y del orden establecido.

En y a la base estaban lo mtodos de la accin directa y ejemplar de los provos holandeses y el poder del verbo que seran teorizados por Jacques Rancire. Mao y la revolucin popular China (1949) afirmaban el despertar del gigante dormido humillado durante un siglo por los britnicos, los norteamericanos y los japoneses. Y el maosmo sera fuente de inspiracin para grupos de jvenes revolucionarios que junto con los trotskistas, los libertarios anarquistas y los cristianos de izquierda animaran la lucha callejera y las ocupaciones de universidades francesas y liceos secundarios. No olvidemos que el da de la Liberacin de Pars de los nazis, en agosto de 1944, los primeros escuadrones que entran son de anarquistas espaoles!

El mundo y los estudiantes franceses tambin tenan en sus mentes aquellas pequeas figuras heroicas y casi fantasmagricas que se movan al acecho de los GI del ejrcito norteamericano, que embarrados y drogados intentaban enfrentarse con ese ejrcito de las sombras del Viet Cong, cuyo lder era Ho Chi Minh. stos eran los actores admirados de una escena internacional en ebullicin. Los bombardeos con napalm de los tanques voladores de la US Air Force sobre las tierras vietnamitas en el norte, y las masacres de aldeas generaban un clima de indignacin mundial. Y en aquella poca no se ocultaron las imgenes (transmitidas todos los das en EE.UU. por las tres grandes cadenas) los muertos civiles ni las bajas de jvenes norteamericanos, como ms tarde en las invasiones occidentales de Irak y Afganistn a partir de los noventa. Por eso mismo, la guerra, los estadounidenses la perdieron en casa, mirando la tele.

El orden salido de la II Guerra mundial que permiti una onda de expansin econmica en Europa desde 1945 y que se tradujo en un bienestar material con la incorporacin de masas al consumo (el fordismo), era un elemento de la economa mundial. Y Paris era el centro de la industria del lujo (an lo es). Haba progreso, pero con desigualdad. Empleos, pero bajos salarios. El mundo tomaba una direccin unidimensional dira Herbert Marcuse, uno de los exponentes de la crtica social del momento cuyas ideas se encontraban en el Manifiesto Situacionista y la genial crtica a la Sociedad del Espectculo hecha por Guy Debord en su libro y manifiestos que circulaban entre los estudiantes.

Si las universidades norteamericanas servan para experimentar la guerra y ponan la ciencia al servicio del capitalismo, en Francia ya se vea la misma tendencia. Con nitidez se manifestaban la irracionalidad del sistema y su impacto represivo sobre los individuos. Los sntomas de la alienacin humana, resultado de la captacin del deseo por las mercancas; los avatares de una razn que de crtica y cientfica al servicio de la humanidad comenzaba a someterse a la tecnologa destructora de la carrera armamentista promovida por el capital y la industria de guerra, apuntaba ya para dnde iba la explotacin del planeta sometida a la lgica devastadora del capital y la concentracin en manos de oligarquas nacionales.

Cuando durante das Francia estuvo en mayo 68 paralizada por huelgas y ocupaciones de fbricas, liceos y universidades, las oligarquas y sus intelectuales tambin percibieron el peligro. Trescientas mil personas el 14 de mayo desfilan en las calles de Pars; das despus sern medio milln en las calles. En las grandes ciudades como Lyon es lo mismo. El 20 de Mayo hay 8 millones de huelguistas. El 29 de mayo De Gaulle, el jefe del Estado Francs (V Repblica) desaparece misteriosamente de Pars para descender de un helicptero en Baden-Baden, base militar francesa en Alemania. De Gaulle estaba listo para renunciar segn confesara despus su amigo, el general Massu. Un mes ms tarde, en junio 1968, los trabajadores obtendrn conquistas sociales y econmicas an emblemticas, y los y las estudiantes lograrn libertad acadmica, gratuidad y avance en la igualdad entre los gneros. Una nueva subjetividad lleg para quedarse.

 

Rebelin ha publicado este artculo con el permiso del autor mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter