Portada :: Amrica Latina y Caribe :: Pueblos originarios
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 18-07-2018

Pueblo maya
Por una mnima articulacin

Kajkoj Mximo Ba Tiul
Rebelin


Desde las montaas y valles donde vivimos los mayas eternos y rebeldes. Descendientes de quienes nos dejaron un legado cientfico y filosfico, del cual somos orgullosos. Nos dejaron un modelo poltico y econmico, que descansa sobre el principio del komon y el winaq. Una forma de gobierno, basado en el principio de mandar obedeciendo. Nos ensearon a cuidar la tierra y el territorio para todos. Una forma de organizacin social que descansa sobre el principio del junqabal [1] , kalebal [2] y tenamit [3]. Una identidad basada en el principio del aj raal choch [4] o raqun aqaal [5].

Nuestros territorios siempre haban sido de paz, hasta la llegada de civilizaciones que nos trajeron amargura y tiniebla, pero nosotros siempre hemos resistido y muchas veces nos hemos rebelado, ante sus actitudes de barbarie. En estos ltimos aos, nos ensearon a andar desde su democracia y derechos humanos, pero en vez de cumplir con lo que dicen reconocer, nos ha querido acabar y por eso consideramos que vivimos en un genocidio continuado. Algo, as cmo cuando nos dijeron que nos traan un Dios de amor y en nombre de ese Dios, nos persiguieron y nos mataron. Pero an as, nosotros seguimos resistiendo, rebelndonos y desde hace muchos aos, somos insurgentes.

Hoy en nuestros territorios, campea la pobreza, la extrema pobreza, la desnutricin, el analfabetismo, el racismo, la discriminacin, el despojo de tierras, el despojo de territorios, los desalojos, los presos polticos, los perseguidos, los que tienen orden de captura, la falta de vivienda, la falta de trabajo y salarios justos, la falta de educacin, la falta de salud, el control de los medios de comunicacin, la falta de escuelas, el bajo nivel del sistema educativo desde la primaria hasta el nivel superior, la migracin, los diferentes tipos de violencias, las muertes por diferentes causas, las pandillas, la corrupcin, la impunidad, el consumismo, el narcotrfico, la militarizacin, etc.

Si as estamos, entonces, no ser causa suficiente para construir polticas de alianza entre nosotros? Por qu nos tenemos que dividir o tenemos que traicionarnos, solo para que nuestros explotadores se fortalezcan? Por qu todava hay hermanos y hermanas nuestros que nos denuncian y nos intimidan, solo porque reciben un pago de parte de los explotadores? Por qu ahora que estamos ante un ao de elecciones, hay muchos partidos de izquierda, que si se unieran fueran ms fuertes? Por qu seguimos divididos entre movimientos, cuando podramos articularnos en un solo proyecto poltico?

Las comunidades mayas, siempre se han reconocido desde la unidad, a pesar de estar divididas en pueblos. El junajil [6], runujel junam [7], xa jenaj [8], radica en que comparten un mismo conocimiento, una misma filosofa, un mismo espritu, una misma forma de organizacin, una misma historia, un mismo proyecto poltico. En funcin de esto las comunidades han logrado, en diferentes momentos de su historia, muchos crculos de unidad, que ha sido roto por espacios organizativos occidentales, que promueven la colonizacin y el silencio.

Si tomamos en cuenta est unidad a la que siempre se refieren las comunidades mayas, hoy ante este tiempo y espacio, urge la unidad, la articulacin y la alianza para la toma del poder. Si decimos que nuestro mayor enemigo es el capitalismo o el neoliberalismo, a este no lo podemos derrotar, si no estamos aliados entre nosotros. Al ladrn solo se le sujetar o se le controlara si estamos unidos para defender nuestra casa. De igual forma, el nico camino para desterrar al Estado criollo y su sistema capitalista, es promover la unidad de los pobres y de los pueblos. De aquellos, que sufren la cotidianidad de la represin neoliberal en los territorios.

Como dijera Fidel Castro en el Foro de Sao Paulo de 1993, vean cmo a pesar de la diversidad de organizaciones tenemos un gran nmero de puntos en comn y luchas en comn, y esa declaracin, que puede tener una coma ms y una coma menos, una palabra ms y una menos, una que nos satisfaga ms y otra que nos satisfaga menos, es prcticamente un programa de lucha .

No ser; que estas comas y estos puntos, son los que nos dividen. Por qu no dejamos a un lado, estos puntos y comas y nos aventuramos a caminar juntos sin anteponer nuestros proyectos organizativos, cargados de ismos, que en vez de liberarnos nos atan. Ya no estamos en el tiempo de las lamentaciones y las victimizaciones, lleg el tiempo de actuar y tomar decisiones revolucionarias como sujetos polticos-histricos. Es el tiempo de la rebelda profunda, para refundar el Estado-nacin de los criollos y construir el Estado Plurinacional para los pueblos pobres y marginados.

En los territorios estn pidiendo a gritos que los movimientos y los partidos se unan y dejen a un lado sus intereses personales y/o grupales. Una unidad que no implica perder su identidad, porque cada uno tiene su propia funcin, por eso la unidad no significa suplantar funciones o roles. Si de verdad los movimientos sociales y los partidos polticos de izquierda o progresistas, en sus discursos dicen que estn por las causas de los pueblos, entonces que lo demuestren con un mnimo proyecto de unidad.


Notas

[1] Familia en Qeqchi

[2] Lugar donde se siembra, hoy conocido como aldea en Qeqchi.

[3] Pueblo o gran pueblo en Qeqchi

[4] Hijo o hija de la tierra en Qeqchi

[5] Hijo o hija de la tierra en Poqomchi

[6] Qeqchi

[7] Kiche

[8] Poqomchi


Rebelin ha publicado este artculo con el permiso de los autores mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter