Portada :: Colombia
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 23-07-2018

Con varios logros, levantamos huelga de hambre

Movimiento Nacional Carcelario


Los presos polticos y sociales del establecimiento de alta y mediana seguridad de Valledupar, conocido como La Tramaca, informamos a la opinin pblica nacional e internacional, que el da de hoy decidimos levantar la huelga de hambre que iniciamos el 10 de julio del ao en curso.

Luego de 10 das de lucha y en el marco de la reunin con autoridades penitenciaria, entes de control y organizaciones no gubernamentales garantes, se lograron acuerdos importantes para la poblacin privada de la libertad:

1- Se reasume el compromiso por parte del Estado, de brindar atencin urgente e inmediata a los compaeros que presentan diversas patologas y frente a los cuales hay represamiento de cirugas, exmenes y citas con especialistas.

2- Se increment el tiempo de suministro de agua en los distintos pabellones

3- Se permitir el uso de reloj de mano y pared

4- Se admitir que los presos podamos usar camiseta blanca o de color claro para recibir a nuestras visitas.

5- Se devolvern los tiles de aseo decomisados y se admitir el ingreso de elementos de aseo tales como jabn en polvo, suavizante y cloro, que antes estaban prohibidos

6- La USPEC visitar el establecimiento para valorar el acondicionamiento de las instalaciones necesarias, para el uso de ventiladores elctricos en las celdas.

7- Se mejorar la calidad en la alimentacin y se suministrar nuevamente una sopa en la cena, la cual haba sido suprimida sin explicacin.

8- Al pabelln uno se le asign el cubculo de visita que le corresponde a la torre.

9- La Torre 9 recibir visitas todos los domingos a partir de agosto.

10- La administracin asumi compromisos de no retaliacin contra los huelguistas.

Esta jornada de huelga nos deja lecciones importantes de unidad y persistencia como poblacin reclusa; a pesar de que no logramos alcanzar la totalidad de nuestras reivindicaciones, las cuales seguimos considerando justas y como mnimos exigibles en materia de vida digna.

Agradecemos profundamente a nuestros familiares por su sacrificio y acompaamiento, siempre desinteresado. A las organizaciones de derechos humanos que visibilizaron y sumaron sus voces de solidaridad con nuestra causa, a los organismos internacionales que estuvieron atentos a nuestra jornada de protesta. A los medios de comunicacin regionales y nacionales que atendieron nuestros llamados y contribuyeron a que nuestras voces sobrepasaran los muros de la prisin.

Seguiremos exigiendo del Estado el cumplimiento de la Sentencia T-282 de 2014 y la superacin del Estado de Cosas inconstitucional declarado por la Corte en las Sentencia T-388 de 2013 y T-762 de 2015. Si persisten los incumplimientos volveremos a la desobediencia pacfica.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter