Portada :: Cultura
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 26-07-2018

80 aos de la batalla del Ebro, la ltima gran ofensiva republicana

Eduardo Bayona
Pblico

La fallida operacin relmpago del ejrcito leal para recuperar territorio a los sublevados al sur del ro deriv en un frente estancado en el que en 114 das de combates murieron 20.000 personas y hubo otros tantos prisioneros y 70.000 heridos.


El casco urbano de Corbera dEbre, en Tarragona, qued completamente destruido por los enfrentamientos de la batalla del Ebro.

 La batalla del Ebro, como la de Belchite o la de Teruel, se encuentran entre las batallas mticas de la guerra civil, por la ferocidad con la que se combati y por el volumen de tropas que intervinieron, aunque realmente apenas tuvieron trascendencia ms all del desgaste humano y militar que supusieron, explica el historiador Jos Mara Maldonado.

El prximo 25 de julio se cumple el octogsimo aniversario de la ltima gran ofensiva del ejrcito republicano, en la que, en una operacin inspirada por el presidente del Gobierno, Juan Negrn, y planificada por el general Vicente Rojo, jefe del Estado Mayor, las tropas leales cruzaron el Ebro hacia el sur por las provincias de Zaragoza y Tarragona, donde se encontraba estabilizado el frente, para adentrarse en el territorio de los sublevados, centrados entonces en la ofensiva hacia Valencia desde Teruel, el llamado frente de Levante, y comenzar a recuperar terreno.

La operacin, diseada como una ofensiva relmpago, comenz bien para el ejrcito republicano. Los sublevados se tragaron los seuelos planeados por Rojo (era una de sus especialidades) en la zona del delta, que hacan pensar que la ofensiva iba a comenzar por all, y pudieron avanzar varios kilmetros tras iniciar los movimientos por las localidades zaragozanas de Mequinenza y Fayn.

Sin embargo, pronto cambiaran las cosas: Franco desactiva el frente de Levante y traslada las tropas al Ebro, reforzadas por otras llegadas de Madrid, con lo que, en una zona montaosa, el avance se estabiliza. De hecho, los republicanos ni siquiera pudieron llegar a Alcaiz, situado a menos de 30 kilmetros del ro en lnea recta y uno de los objetivos declarados de la ofensiva.

La estabilizacin del frente, de unos 70 kilmetros de longitud y cuyos ltimos reductos resistieron hasta el 16 de noviembre, dio lugar a una sangrienta batalla de 114 das en la que murieron cerca de 20.000 combatientes y hubo otros tantos prisioneros, adems de 70.000 heridos. Los republicanos haban cometido el error de atacar dejando el ro a sus espaldas, lo que tena bastante de autoencerrona. Y los sublevados lo aprovecharon para machacarlos con el notable apoyo de las aviaciones alemana e italiana y su superioridad en artillera.

Los motivos estratgicos de la ofensiva

 Por qu apostaron el Gobierno y el Estado Mayor republicanos por una ofensiva de este tipo, con escasas posibilidades reales de salir adelante dada la diferencia de fuerzas? Nunca estuvo claro del todo, aunque Maldonado apunta una hiptesis: La guerra civil estaba decidida desde marzo, cuando el ejrcito de Franco se impuso en el frente de Aragn, lleg a Vinaroz a primeros de abril y parti en dos la Espaa republicana. Sin embargo, Negrn estaba convencido de que pronto iba a estallar la guerra mundial a intentaba resistir con la esperanza de que, en ese caso, llegara el apoyo de las democracias occidentales.

El ejrcito franquista opt por una batalla de desgaste que, en cualquier caso, perjudicaba ms a los republicanos que a sus fuerzas. La batalla fueron unos kilmetros, seala Maldonado, aunque la ferocidad de los combates, con episodios como los de Gandesa, que intent tomar sin xito la misma XV Brigada Internacional que unos meses antes haba resistido all para cubrir la retirada de republicana ante el avance de los sublevados, result despiadada.

Rojo y Negrn optaron por lanzar el frente del Ebro ante la desconcertante estrategia de Franco, que en abril, tras tomar Lleida y Vinaroz, fren los avances hacia Barcelona y Valencia para hacerlo a finales de ese mes en direccin a la ltima de estas ciudades.

Esa ofensiva, no obstante, top con la resistencia de la lnea de fortificaciones XYZ en las inmediaciones de Sagunto. Barcelona caera el 26 de enero de 1939, cuando todava no haban transcurrido dos meses y medio desde que finaliz la batalla del Ebro, lo que provoc el xodo de medio milln de republicanos hacia Francia.

Una cpula militar de peso poltico

 Franco opt por enviar all al grueso de sus fuerzas, pero la guerra ya estaba decidida y el desgaste perjudicaba en mayor medida a los republicanos que a sus tropas, apunta Maldonado.

La batalla del Ebro, el ltimo episodio blico en el que participaron las Brigadas Internacionales, supuso la movilizacin de la quinta del bibern, jvenes de 17 y 18 aos movilizados en la zona republicana, principalmente en Catalunya. La inexperiencia de la tropa siempre ha sido incluida por los historiadores entre los motivos del fracaso de la operacin.

En cualquier caso, Maldonado destaca el peso poltico que el Gobierno de Negrn intent dar a la ofensiva del Ebro, en la que participaron varios de los jefes militares ms polticos de su ejrcito, como Enrique Lster, Valentn Gonzlez El campesino o Antonio Beltrn El Esquinazau.

@e_bayona

Fuente: https://www.publico.es/politica/batalla-ebro-80-anos-batalla-ebro-ultima-gran-ofensiva-republicana.html



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter