Portada :: Cultura
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 27-07-2018

Entrevista a Delfina Cabrera, en el 28 aniversario del fallecimiento de Manuel Puig
"A la literatura argentina hay que dividirla en dos galaxias: Borges y Arlt, y despus Puig, porque es nico"

Mario Hernandez y Hctor Freire
Rebelin

Delfina Cabrera es autora de Las lenguas vivas. Zonas de exilio y traduccin en Manuel Puig


M.H.: Con Delfina Cabrera que present en la Librera del Fondo Las lenguas vivas. Zonas de exilio y traduccin en Manuel Puig. Participaron Graciela Goldchluk y Rodrigo Labriola. Esta publicacin es su tesis doctoral.

D.C.: Es mi tesis doctoral, as que por un lado el libro es una novedad pero tambin por otro es para m un cierre esperado, deseado y necesario de un proceso de investigacin y de escritura que ya lleva ms de seis aos. Empez un poco antes del Doctorado, que termin hace unos aos y que despus me llev su tiempo reelaborar en formato de libro.

M.H.: Tambin es un inicio porque es tu primer libro.

D.C.: Es mi primer libro.

M.H.: Cul es el contenido de este libro? Porque segn indica su nombre es un libro las lenguas y de traduccin, que son tus actividades principales, imagino tendr un fuerte contenido vinculado a esos temas pero no deben ser los nicos.

D.C.: No son los nicos. Son los dos ejes que me permitieron articular la investigacin. Yo soy traductora literaria y reencontrarme con la escritura de Puig hace unos aos, ms all de las lecturas que haba tenido de adolescente, me permiti percibir el trabajo especial que l tena con las lenguas, qu papel cumplan las lenguas extranjeras y su particular relacin con el castellano, su lengua materna en la elaboracin y la construccin potica tan particular de Puig.

Fue claramente a partir de la lectura de Maldicin eterna a quien lea estas pginas que es una novela que Puig escribe en el exilio y que est compuesta en ingls y en espaol y que adems l compone en forma de reportaje haciendo entrevistas a un socilogo en la ciudad de Nueva York, no las grababa sino que iba tomando notas a medida que conversaba con este personaje que lo fascin. Ese proceso se puede ver en los manuscritos que yo trabajo en el libro pero es algo a lo que me estoy dedicando ms ahora.

Los ejes principales son la escritura de Puig, particularmente en las novelas del exilio. Pero por supuesto hay otros temas que van cruzando el libro, como el tema de gnero, yo insisto en que la mirada que tena Puig respecto de la sexualidad era muy de avanzada para su poca. Tambin toco bastante el tema de la lengua nacional. Exilio, traduccin, lengua nacional y gnero son los puntos centrales en los que se va moviendo el libro.

M.H.: Rescat algunas cosas para provocar un dilogo, una frase de Juan Jos Saer, santafecino, cercano al lugar donde naci Delfina que es paranaense. Dijo refirindose a El beso de la mujer araa: El encuentro de un homosexual y un guerrillero es demaggico.

H.F.: Yo lo tomo con pinzas. Hace poco sali un libro de Piglia sobre quines vienen despus de Borges. l dice que despus de Borges tenemos a Puig por un lado, a Saer por otro. Para caracterizar a la literatura argentina hay que dividir dos galaxias, la de Borges y la de Arlt y despus Puig por su lado porque es nico. Muchos se atreven a decir que Puig sale del cine, que no tiene biblioteca sino videoteca. Despus tens a Saer por un lado y a Piglia por otro. Saer tambin se pele con Borges.

M.H.: Nunca me gust Saer.

H.F.: Es un genio. En la ltima edicin que sacamos de La Pecera tratamos el tema de la pelcula que se hizo sobre Saer, El limonero real. Es muy interesante pero es otra cosa. Son lneas distintas. Leer a Saer es como leer a Proust. La vida es muy corta y Proust es muy largo para ser ledo, sintetiz una periodista en una nota que le hace un tiempo y creo que fue muy acertado.

M.H.: Manuel Puig un escritor que se burla mucho de la pequea burguesa de la poca.

D.C.: Yo tengo algo para decir respecto a esto, que lo hemos charlado mucho con Graciela Goldchluk que fue una de las presentadoras del libro y es una de las personas que ms ha trabajado en el archivo de Manuel Puig. Fue quien coordin y termin de armar un archivo que es nico en la Argentina, uno de los archivos de escritor ms completo, cuenta con toda la biblioteca de Manuel Puig que son ms de 3.000 volmenes y ms de 20.000 mil documentos, que gracias al trabajo de Graciela y su equipo est disponible en internet. Algo indito para la poltica archivstica general que tiende a no hacer de acceso pblico los archivos de escritores, que siguen ms bien una lgica comercial. Me interesa mucho rescatar hacia dnde se han encaminado estos papeles.

H.F.: En mi archivo personal, que tiene mucho de Puig en el cine, encontr esta nota que escribe justamente Graciela Goldchluk y que da una definicin muy interesante de Puig hacia el cine: El cine es mi pequea patria personal.

M.H.: Puig que critica a la pequea burguesa y todo ese ambiente pueblerino, su primera huida es al cine.

D.C.: Con respecto a lo que habas mencionado, lo que decimos siempre con Graciela es que Puig era muy crtico de los valores de la pequea burguesa o clase media. No tiene una postura irnica, se lo toma muy en serio, lo que hace a diferencia de otros escritores que tenan un afn de representar incluso una ideologa de clase, es trabajar con las filigranas, con la estructura del sentir de esa clase media. Entonces lo difcil no es burlarse de la vecina, lo difcil es tomrsela en serio y ver cmo estn operando esas subjetividades. Puig de eso extrajo una literatura nica, de una belleza muy particular, es una anomala en la literatura argentina.

Rebelin ha publicado este artculo con el permiso de los autores mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter