Portada :: Economa
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 24-09-2018

Portugal se lanza hacia la igualdad salarial efectiva entre hombres y mujeres

Daniel Toledo
CTXT

A partir de enero de 2019 se pondr en marcha una de las leyes ms avanzadas de Europa. Sin embargo la medida no afectar a las empresas con menos de 50 trabajadores, que son el 96 %


Palacio de So Bento, edificio parlamentario y residencia del Primer Ministro de la Repblica. JOAOMARTINHO63

A partir de enero de 2019, Portugal pondr en marcha una de las leyes ms avanzadas de Europa sobre igualdad de gnero en el trabajo. Segn un comunicado del secretario de Estado de Empleo, Miguel Cabrita, el objetivo de esta nueva ley es claro: salario igual para trabajo igual o de igual valor. El gobierno de Antonio Costa asegura que esta iniciativa situar a Portugal a la altura de Islandia que ocup el primer lugar en el ltimo informe del Foro Econmico Mundial sobre la brecha salarial en el mundo a nivel de polticas de igualdad.

En el informe del FEM, que no slo analiza la igualdad salarial, sino tambin el acceso a la educacin o el empoderamiento poltico, Portugal qued en el puesto 33, por detrs de pases como Francia, Espaa, Sudfrica o Filipinas. Al margen de posibles empujones y otros artificios para salir mejor en la foto, el FEM dej claro que el pas luso an tiene mucho que mejorar para reducir, y no digamos eliminar, la brecha salarial entre hombres y mujeres. Segn cuenta Anabela Domingues, de la oficina de la presidencia de la Comisso para a Igualdade no Trabalho e no Emprego (CITE), la ley (...) que entrar en vigor en 2019 tiene como principal objetivo pasar de la igualdad de derechos a la igualdad de hecho en nuestro pas.

Como ocurre en la mayora de pases con sistemas de gobierno democrticos, por no decir en todos, la mera mencin de una exigencia o, al menos, de un compromiso en el marco legal no garantiza la aplicacin y consecucin de facto de la regla. Tampoco en Espaa, que qued en el puesto 24 en el informe del FEM, a pesar de contar no slo con el ya conocido Captulo 2 del Ttulo I de la Constitucin, que proclama que los espaoles son iguales ante la ley, sin que pueda prevalecer discriminacin alguna por razn de nacimiento, raza, sexo, religin, opinin o cualquier otra condicin o circunstancia personal o social.

Adems de esa igualdad ante los poderes pblicos (la ley), en marzo de 2007 las Cortes aprobaron la ley conocida como LOIMH (Ley Orgnica para la Igualdad efectiva de Mujeres y Hombres), que en el Artculo 5 trata la Igualdad de trato y de oportunidades en el acceso al empleo, en la formacin y en la promocin profesionales, y en las condiciones de trabajo.

Segn Anabela Domingues, en los pases europeos el desequilibrio injustificado, an persistente, tiene por base el incumplimiento de la ley, una idea que, si bien cierta, ha terminado por resultar indudablemente insuficiente. El propio Ministerio de Trabajo portugus afirma que, a da de hoy, en Portugal las mujeres ganan, de media, un 15,75% menos que los hombres, lo que se traduce en unos 60 das de trabajo no remunerados. En los cuadros superiores, esta diferencia llega al 26%.

Por tanto, esta ley no slo es necesaria, sino que se presenta como un elemento natural para la obtencin real de objetivos fundamentales en el ordenamiento constitucional de Portugal. La ley que entrar en vigor en 2019, como adelant a finales de agosto el secretario de Estado do Emprego, Miguel Cabrita, se basa en tres pilares fundamentales: ms y mejor informacin, ya sea para la opinin pblica, ya para las propias empresas; exigencia a las empresas de una poltica remuneratoria transparente, y un refuerzo del papel de la ACT (Autoridade para as Condies de Trabalho) y de la CITE, que pasa a poder emitir pareceres vinculantes sobre la existencia de casos de discriminacin en materia salarial.

Y, una vez ms, as habla el legislador, y as hablar el papel. Pero no estaremos ante otra nueva tentativa fallida de igualar a hombres y mujeres a nivel laboral? Se dice que, con esta ley, Portugal se equiparar a pases como Islandia, Alemania o Reino Unido, pero qu dice la sociedad civil, que, como afirma Domingues, tambin es parte interesada en la efectiva igualdad de derechos?

La presidenta de la Comisso de Mulheres de UGT (Unio Geral de Trabalhadores), Lina Lopes, profundiza sobre algunos pormenores de la ley elaborada por el ejecutivo de Antnio Costa. Islandia comenz a trabajar ya en enero de 2018, asegura Lopes. Nuestra ley entra en vigor en enero del prximo ao. Y si miras a nuestra legislacin (la que entrar en vigor), se puede verificar que, con los tiempos que ellos (el Gobierno) dan para la aplicacin de la ley, (...) primero, tenemos seis meses para que el servicio competente analice y notifique a la empresa para presentar su plan (de evaluacin de las diferencias remuneratorias). Despus, tiene doce meses ms para la evaluacin de los componentes de las funciones (ejercidas por cada trabajador). Despus, tienes 40 das ms (...) para que la empresa sea notificada, y despus 30 das ms para que la empresa pueda justificar las diferentes remuneraciones.

Lopes denuncia que los procesos burocrticos necesarios para la aplicacin de facto de la ley prorrogarn sus efectos a aos vista. Con estos plazos nos pondramos en septiembre de 2020. Despus tienes de nuevo dos meses ms para notificar a la empresa, despus 6 meses ms, etc. Es decir solo en 2021 comenzaremos a aplicar correctamente esta ley (...) que podr ser con este Gobierno o con otro (habr elecciones legislativas en el pas en 2019).

Esto implica que, aunque, efectivamente, se trata de una de las leyes ms progresistas a nivel europeo, algunos aspectos importantsimos de la misma pueden anular casi por completo sus efectos positivos. Lopes pone el punto en otro tema controvertido: el tamao de las empresas a las que sern aplicadas las medidas. Tal y como est en estos momentos redactada la ley, durante los dos primeros aos (...) ser aplicable a entidades empleadoras con 250 o ms trabajadores. A partir del tercer ao, se extender a empresas de 50 o ms.

Esto supone que la gran mayora de empresas portuguesas quedarn exentas de cualquier medida, lo que, en la prctica, se traduce en que seguirn exactamente igual que ayer, y que hace un ao y que hace diez aos. Nada cambiar para la casi totalidad del tejido empresarial del pas. UGT envi su parecer al Parlamento, afirma Lina Lopes, diciendo que consideraba que la implementacin de las medidas correctivas deba ser hecha a partir de 50 trabajadores, en una primera fase, y ms tarde, a las empresas con ms de 250 trabajadores. Porque las empresas pequeas y microempresas (menos de 10 trabajadores) representan el 96,2% del total. Las de entre 10 y 50 trabajadores son el 3,2%. Esto significa que en esa gran mayora de empresas estos dispositivos no van a ser implementados. Casi el 99% de nuestras empresas son pequeas y microempresas. Slo el 0.5% son empresas con ms de 250 trabajadores.

Desde las instituciones se intenta paliar las potenciales faltas de la nueva legislacin apelando a la normativa vigente hasta ahora, que, al menos en teora, obliga a un marco laboral en el que la discriminacin remuneratoria entre hombres y mujeres sea, sin lugar a engaos, ilegal. Interrogada por CTXT sobre este problema de la aplicacin de la ley en funcin del tamao de las empresas, la presidente del CITE Anabela Domingues deriva la cuestin a que el despacho publicado recientemente es un refuerzo de los instrumentos de prevencin y combate a las desigualdades salariales injustificadas que no choca con el rgimen general establecido y que, como es sabido, impide a cualquier entidad empleadora practicar discriminacin salarial.

Ms all de las eternas controversias entre las instituciones, sociedad civil y sindicatos, los trabajadores y las empresas, lo cierto es que, ya desde la segunda mitad de los 90 del siglo pasado, la excelencia acadmica es dominada claramente por el sexo femenino. Y sin embargo, esto no se ha traducido en una subida paralela, ni siquiera remotamente, en lo que a remuneracin salarial se refiere. Despus de la ley aprobada el ao pasado, que estableci unas cuotas mnimas de representacin de mujeres en los consejos de administracin de las empresas pblicas y las cotizadas en bolsa, esta ley del trabajo debera profundizar de forma objetiva y efectiva en la dinmica laboral del pas. Quedan dudas, y solo el tiempo podr despejarlas, de cundo veremos los resultados y de si estos sern los prometidos.

Fuente: http://ctxt.es/es/20180919/Politica/21787/Daniel-Toledo-politica-igualdad-de-genero-salarios-genero-empleo.htm%20




Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter