Portada :: Cultura
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 23-10-2018

Resea de Revolucin en Rojava, de Ercan Ayboga, Anja Flach y Michael Knapp
Una aproximacin a la historia reciente del Kurdistn sirio

Jess Aller
Rebelin


Los autores principales y coordinadores de este libro son un ingeniero y activista ecologista (Ercan Ayboga), una antroploga feminista (Anja Flach) y un historiador (Michael Knapp), y han contado con la participacin de muchas otras personas, indicndose en cada captulo el nombre de su autor. Su objetivo con Revolucin en Rojava, publicado en Alemania en 2015 y en versin espaola dos aos ms tarde por Descontrol y la plataforma de solidaridad con el pueblo kurdo Azadi, que se encarg tambin de la traduccin, es presentar una aproximacin a la historia reciente del Kurdistn sirio (Rojava) con nfasis en el papel de las mujeres en la revolucin que all se est desarrollando. Para ello dispusieron de la informacin recopilada en dos viajes a la regin realizados en 2014 y 2015-2016, en los que tuvieron la posibilidad de recorrerla y entrevistar a centenares de personas sobre el terreno.

Los kurdos se consideran descendientes de los antiguos medos y representan unos 40 millones de personas en todo el mundo, de los que aproximadamente la mitad viven en Turqua, unos 8,4 millones en Irn, 5,6 en Irak y 3 en Siria. Hablan varios dialectos, bastante diferenciados, pertenecientes a la rama iran de las lenguas indoeuropeas, y mayoritariamente son musulmanes (sunitas sobre todo), aunque existe una importante minora de yazides (en torno a un milln), que profesan una religin sincretista con influencias zorastrianas; la mayora de stos viven en el Kurdistn iraqu (Bashur).

Esta regin fue la primera visitada por los autores. Aqu los kurdos disfrutan en la actualidad de un gobierno autnomo, y la economa depende de los ingresos del petrleo, que benefician sobre todo a una red clientelar ligada a los partidos gobernantes; aparte de eso, la actividad productiva es muy limitada, y se restringe esencialmente a un boom de la construccin. La llegada a Rojava supuso para ellos el acceso a un universo distinto, un lugar donde se vive en la estela de una intensa y exitosa transformacin social. Cmo fue sta posible?

Historia de una revolucin

El libro presenta un pormenorizado repaso de la geografa e historia de los cantones en que se divide Rojava, que son de oeste a este: Afrn, Koban y Cizr, los tres en el extremo norte de Siria y lindando, lidiando deberamos decir, con Turqua; Cizr, el mayor y ms diverso tnicamente, tambin tiene frontera con Irak. El rgimen Baath sirio se caracteriz desde su acceso al poder en los aos 60 por la represin de la minora kurda que habitaba en Rojava y en las grandes ciudades, como Damasco y Alepo. Esto no fue bice para que durante muchos aos colaborara y diera cobijo a los militantes del PKK (Partido de los trabajadores del Kurdistn), que desde su fundacin en 1978 luchaba por la liberacin del Kurdistn turco (Bakur). La implementacin en Siria de polticas neoliberales a partir de los aos 90 supuso un empobrecimiento de las clases populares en todo el pas y propici las protestas que, aprovechadas por las potencias extranjeras interesadas en un cambio de rgimen (EEUU-Israel, Arabia Saud y Europa), desencadenaron la guerra civil siria en 2011.

El movimiento kurdo estaba luchando por la democratizacin de Siria en ese momento, pero cuando las movilizaciones degeneraron en un conflicto armado en el que la oposicin al Baath estaba liderada por fundamentalistas, opt por una tercera va, que implicaba no colaborar con ninguno de los contendientes. Su lema era: Autodefensa? S. Guerra? No. En 2012, los tres cantones de Rojava fueron liberados del rgimen de Damasco sin apenas resistencia ni derramamiento de sangre y una autoorganizacin clandestina de comunas y consejos populares, dotada de unas fuerzas de defensa (YPG), tom el control de la situacin. Toda esta estructura se describe en detalle en el libro. En enero de 2014, Rojava proclam su autonoma, y ese mismo ao una parte importante de su territorio fue ocupado por el Desh, pero se consigui su liberacin el ao siguiente. El criminal embargo impuesto por Turqua e Irak, sobre todo a partir de 2016, supuso otro duro golpe, especialmente por la dificultad de acceder a medicamentos y material sanitario.

Mencin aparte merece la historia de la comunidad kurda de Alepo. Aqu la resistencia tambin fue organizada eficientemente en la etapa anterior a la guerra. Despus, durante sta, la poblacin tuvo que soportar, a pesar de su decretada neutralidad, ataques de todas las partes contendientes, que obligaron a la evacuacin hacia Rojava (Afrn principalmente) de casi medio milln de personas en la primavera de 2013. A partir de 2017 ha comenzado el regreso y la reconstruccin de los barrios.

Estructura de una revolucin

La obra se extiende en la descripcin de la organizacin de la que se dotan los territorios liberados, que supone un modelo de democracia, tolerancia y colaboracin intertnica que puede servir para todo Oriente Medio. Sus bases se encuentran en la propuesta del PKK y su idelogo y lder Abdullah calan, que tras una etapa defendiendo el centralismo democrtico marxista-leninista, ha pasado en la actualidad a plantear un confederalismo con democracia directa y consejista en todos los niveles e instancias de la sociedad. Este modelo sigue la tradicin libertaria y lo propuesto por tericos como Rosa Luxemburg o Murray Bookchin, y deja al lado la idea del estado-nacin regido verticalmente, aceptando como natural y bsica la diversidad, que debe gestionarse democrticamente.

Las mujeres han tenido un papel esencial en la revolucin, y la estructura adoptada pone gran nfasis en la igualdad de derechos entre los sexos, que habida cuenta de la historia de la regin, supone un logro ms que encomiable. ste se fundamenta en el trabajo de calan durante sus aos en el pas, en los que promova activamente la concienciacin y organizacin de las mujeres. El libro aporta un anlisis de la difcil labor que realizan actualmente los comits de stas para extender la educacin y formacin, y luchar contra perniciosos hbitos seculares. Al mismo tiempo, un sistema de coliderazgo obliga a la presencia de mujeres en todos los escalones de la administracin y tribunales.

La estructura organizativa parte de la comuna como unidad basal y se desarrolla luego en consejos de barrio o aldeas, consejos de distrito y, como elemento integrador, el consejo popular del oeste del Kurdistn. Todos los partidos kurdos participan en el sistema y a partir de 2012 se ha hecho un esfuerzo por extenderlo a las poblaciones rabe y siraca de Rojava, lo que resulta ser el principal reto pendiente en este momento. Un punto importante para preservar la salud democrtica del proceso es garantizar el papel fundamental de la comuna como piedra angular de ste. Los peligros de delegar funciones hacia representantes, por ms que stos sean elegidos democrticamente, no deben ser desdeados y la solucin pasa siempre por involucrar al mayor nmero posible de personas en el trabajo de base. Se trata, en fin, de estructurar la sociedad para que pueda regirse tras abolir la mquina represiva del estado.

Respecto a la organizacin de la economa, hay que decir que Rojava tiene una rica agricultura y dispone de reservas de petrleo y gas. Tras la revolucin, los consejos pasaron a controlar los precios con el fin de evitar la especulacin, y empresas, talleres, tiendas y cooperativas se coordinan para negociar las condiciones de trabajo y asegurar la solidaridad. En el futuro se pretende la transicin a una estructura de cooperativas a las que se asignan las tierras expropiadas al estado o grandes propietarios. El reto es no tolerar actividades que degradan el entorno ni ceder a los cantos de sirena del capitalismo, basado slo en lucro y explotacin, tendiendo a una economa socializada donde las necesidades y la produccin sean gestionadas de forma democrtica y con un respeto riguroso al medio ambiente y la biodiversidad. La educacin, como siempre, es fundamental para avanzar en todas estas direcciones.

La obra aborda en detalle todos los aspectos de la organizacin de la sociedad civil: seguridad, justicia, transporte y suministros, arte y cultura, sanidad, educacin, asistencia a los familiares de las vctimas, problemas de la juventud, etc., as como del funcionamiento de las milicias, sin apenas armamento pesado y diseadas para una guerra de guerrillas tpica, en la que el conocimiento del terreno da una ventaja considerable. La eficacia mostrada en la defensa del pas ha provocado un incremento en los alistamientos de rabes y siracos, sin que falten tampoco los de extranjeros que acuden a luchar por algo tan milagroso en este tiempo como una revolucin autntica y exitosa. Aunque en las YPG actuaban mujeres, fue en 2013 cuando se crearon unas especficas fuerzas de defensa femeninas (YPJ), que participan en los combates. Las milicianas entrevistadas resaltan su orgullo de haber conquistado el derecho a defender su pas, algo que definen como salir de una crcel.

Contexto y expectativas

Las ideas de organizacin social que han sido desarrolladas en Rojava se tratan de implementar tambin, en la medida de lo posible, en el Kurdistn turco (Bakur), aunque aqu la brutal represin estatal hace que el camino est erizado de dificultades. Por otra parte, la obra nos ilustra sobre la connivencia con los yihadistas que asuelan la regin de los gobiernos de Arabia Saud, Turqua, las potencias occidentales y ms ocasionalmente del Kurdistn autnomo iraqu, constituidos todos en un eje sunita en el que, sin embargo, se aprecian rivalidades y tensiones, por ejemplo entre Qatar-Turqua-Hermanos Musulmanes por un lado y Arabia Saud por otro. Los combatientes del Desh resultan ser, segn los testimonios recogidos, bombas humanas drogadas y alienadas con mentiras insensatas; algunos capturados comentaban que crean estar luchando contra Israel. Evidentemente, hay mucha inteligencia detrs de tanta estupidez, y todos sabemos por dnde debe andar su fuente.

El libro, detallado, riguroso y enriquecido con notas, fotografas, mapas y glosarios, describe la historia de la revolucin de Rojava y nos trae con ello un rayo de esperanza en este tiempo tan oscuro. Descubrimos en l como en un lugar del planeta arrasado por una violencia exgena asociada a la dinmica del imperialismo y a la depredacin capitalista ha sido posible poner en marcha, con xito hasta el momento, una propuesta de organizacin que desafa las coordenadas estatales y las bases de la acumulacin de capital, con comunidades gestionadas en democracia directa, empeadas en desarrollar una economa socializada y que superan de forma sorprendente las barreras de gnero que existan secularmente.

El objetivo planteado ahora mismo en la regin consiste sobre todo en consolidar las conquistas, reconstruir el pas e impulsar la economa. Para ello, la solidaridad internacional resultar imprescindible. En este sentido, hay que tener en cuenta que a pesar de la relevancia de sus logros, el poco peso demogrfico de Rojava y el endiablado contexto en que se encuentra exigen una atencin especial. Esta revolucin es un desafo intolerable para todos los actores geoestratgicos implicados all en este momento, y por ello es importante enfatizar los peligros que enfrenta.

Blog del autor: http://www.jesusaller.com/

Rebelin ha publicado este artculo con el permiso del autor mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter