Portada :: Mentiras y medios
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 24-10-2018

Brasil y los medios de comunicacin

Elaine Tavares
Rebelin


Terico de la comunicacin, el canadiense Marshall MacLuhan ha venido a los debates de comunicacin, con su determinismo tecnolgico, pues en funcin de las nuevas tecnologas que estn transformando el mundo muchos estudiosos del tema han revisitado sus tesis. l escribi un libro en 1964 que traa para el debate la cuestin de los medios de comunicacin, siendo estos medios presentados como siendo ellos propios el mensaje. Segn l, el medio en el cual la comunicacin es propagada acaba siendo l mismo un instrumento importante de cambio de las relaciones sociales. Un ejemplo usado fue el del ferrocarril. Su diseminacin, ligando los lugares, disminuyendo el tiempo para la llegada de una carta, por ejemplo, acab extrapolando su sentido de comunicacin y alterando la vida de las gentes en todas las esferas de la existencia. Las tecnologas, entonces, para McLuhan, cambian la escala, el ritmo y el patrn de la vida humana. As fue el peridico, la radio y la televisin. l crea que se deba estudiar ms el medio y no slo el mensaje que l disipa, como hacan los tericos de la poca.

Bueno, McLuhan tena razn en la idea de que se debera estudiar tambin el medio, pero erraba en pensar que slo mirando hacia el medio se podra llegar a un anlisis correcto de la realidad que envuelve todo el proceso comunicativo. No sera tan simplista. La realidad es compleja. Pero, como es comn a los funcionalistas, la tendencia siempre ha sido separar las partes, rechazando la universalidad del anlisis.

Hoy, 2018, estamos en el medio de un huracn tecnolgico. Los medios de comunicacin han sido alterados significativamente, provocando, desde la popularizacin de Internet, un cambio concreto en la temperatura social y poltica del planeta. Una persona con un telfono inteligente en la mano est conectada en el mundo y no slo recibe informacin, sino que tambin produce y comparte. Todo esto a una velocidad alucinante.

Si furamos a seguir la propuesta de McLuhan-analizando slo el medio, veramos parte de los importantes cambios que ocurrieron en la sociedad con la llegada de esas tecnologas. La vida se hizo ms rpida, el tiempo de todo se aceler, las respuestas son instantneas, no hay ms separacin entre lo pblico y lo privado, el individualismo exacerb, la alienacin creci y la frontera entre la realidad y la ficcin va desapareciendo. La Internet se ha convertido en la va principal de la comunicacin y el telfono inteligente es el medio omnipresente en la vida de un nmero gigante de seres humanos.

Pero, adems del medio, hay una serie de variables que tambin necesitan atencin. Como, por ejemplo, la posibilidad del conocimiento concreto de la realidad y la educacin. Recuerdo que en los viejos tiempos de discusin sobre la influencia de la televisin, an en el siglo pasado, Umberto Eco insista en el hecho de que se deberan crear espacios para lo que l llamaba "alfabetizacin para la televisin". Pensaba el terico italiano que si las personas conocieran las artimaas de la televisin tendran mucho ms condiciones de inmunizarse contra la manipulacin, al final, las noticias falsas siempre fueron constantes en los medios comerciales, bajo el control de la clase dominante.

Actualmente, la posibilidad de que una persona sea manipulada por la informacin falsa creci de manera aterradora. Y eso se debe justamente a la revolucin tecnolgica que puso en escena los nuevos equipos. Pero, por supuesto, la culpa de la manipulacin no es del telfono inteligente. De nuevo, cuestiones como educacin, conocimiento y poder econmico necesitan ser agregadas al anlisis. Una persona que comprenda cmo se da el proceso de dominacin en el mundo, educada para el uso de las tecnologas, tendr ms posibilidades de navegar en ese mar de informacin que brota a una velocidad sorprendente. El pensamiento crtico no aparece como magia. Necesita mucha lectura, mucha reflexin, mucho debate. Sin eso, la persona sigue el hilo de la confianza. "Si fue fulano o beltrano, en quien confo, que dijo, est dicho".

La confianza es un acto de fe. No es un proceso de conocimiento. Pero, al parecer, es lo que dirige la vida en la internet en los das actuales.

Las elecciones brasileas estn mostrando de manera bien clara cmo sucede. Existe el medio, que fatalmente cambia la vida de todo el mundo, pero tambin existe el mensaje fabricado y existe el poder econmico garantizando que ese mensaje hecho de mentira, llegue a los mviles inteligentes de las personas, por la va de la confianza: los grupos de amigos y de familia.

Con eso, adherimos ms un elemento de anlisis que es el del poder econmico y cmo puede ser decisivo en un proceso y en una situacin en que las personas estn completamente despojadas de la herramienta del pensamiento crtico. La guerrilla comunicacional implementada en Brasil no se refiere slo a millones de personas que estn enojadas con la poltica y la corrupcin y que por lo tanto se quedan sensibles a los discursos moralistas.

Estas personas son, de hecho, importantes reproductores de las mentiras creadas, pero sin la fabricacin de esas mentiras, en el texto y en la imagen, seguramente compartiran en sus grupos de confianza otros mensajes. El hecho es que existen empresas especializadas en fabricar mentiras, hay empresas que roban los datos disponibles en las redes sociales y hay empresas cuyo trabajo es disparar mensajes para todos esos datos robados y / o comprados. Todas son empresas, por lo que necesitan ser pagadas para hacer el servicio. Y son pagadas por quin? Por los empresarios que se beneficiarn con la situacin que las mentiras crear. Es el crculo vicioso de la dominacin. No se trata de la fabricacin de post-verdades, como dicen algunos. Es la mentira misma, la buena y vieja mentira que siempre venci las "guerras" de todo tipo. Y los medios de comunicacin son los vehculos perfectos para la diseminacin de esas mentiras.

Quien insiste en decir que los medios no tienen todo ese poder, basta mirar la historia. Las guerras se producen a partir de la siembra de la mentira en los medios de comunicacin de masas. Orson Welles coloc a Estados Unidos en estado de histeria con la "Guerra de los Mundos", una historia de ficcin de George Wells transmitida por la radio como si fuera una cobertura periodstica de la llegada de extraterrestres, y lleg a llevar a personas al suicidio. En aquellos das, en 1938, la radio era nuestro whats app. Ms en el presente podemos hablar del famoso ataque de EEUU a Irak, despus de inocular al mundo entero con la mentira de que all haba armas qumicas que podran destruir el planeta.

En la actualidad la Internet potencia an ms este proceso de fabricacin de mentiras. Fue as en la llamada "primavera rabe", con la masiva participacin de Youtube y Facebook, creando y diseminando videos falsos que constituyeron la "verdad" requerida por los Estados Unidos para destruir varios pases en secuencia. La mentira que se convierte en verdad. No es post-verdad, es mentira por s.

De nuevo es importante resaltar: los medios no son responsables por todo eso. Los responsables son los gobiernos, las personas, los grupos de poder. Julian Assange desvel el secreto con su WikiLeaks, y est con la cabeza al premio, sin poder salir de la embajada de Ecuador en Londres, donde est preso, porque al ponerse el pie en la calle es encarcelado por Estados Unidos, que lo considera un "terrorista ". Cuntos en el mundo creen en eso? Otro que revel cmo se da el proceso de manipulacin de las mentes con la apropiacin de datos va facebook y redes sociales es Edward Snowden, igualmente cazado por EEUU. La verdad est ah, a las claras, pero pocos logran ver.

Es obvio que las personas sometidas a la manipulacin no son campos vacos, en el que se plantan las mentiras y ellas por s solo comandan las vidas. No es tan simple. La gente tiene sus mentes bombardeadas diuturnamente por la comunicacin de la clase dominante, sea por el peridico, radio, televisin, outdoor, cartel en el autobs, etc ... Son medios que existen fuera de la burbuja interntica y que an tienen fuerza e incidencia, por su sistematicidad. Todo esto va abogando la mente para que las mentiras encuentren campo frtil donde instalarse y crecer. En ese sentido, el mvil inteligente, que es slo un medio - poderoso medio - acaba sirviendo para amalgamar y potenciar todo ese bombardeo ideolgico necesario para mantener el estado de cosas.

En el caso de Brasil, la siembra del odio al PT vino siendo hecha desde el segundo mandato de Lula, creciendo exponencialmente a partir de Dilma Roussef. Fue sistemtico y cotidiano y encontr amparo en la materialidad de la vida de las personas que empez a caer tambin en funcin de la crisis econmica. Anclados en medias verdades, como los casos de corrupcin - algunos verdaderos, otros no - los grupos de poder fueron fertilizando las mentes y preparando el terreno para las elecciones de este ao. Lo que no esperaban era que un candidato, fuera del circuito tradicional de los partidos y de los grupos de poder, fuera sintetizar de manera tan acabada toda la carga de prejuicio, moralismo, miedo y odio que la clase dominante, de manera tan profesional, insiste en mantener viva para manipular a las personas segn sus intereses.

No es sin razn que la vieja elite, a pesar del susto inicial, ahora ya se va acercando al candidato fascista, porque reconoce que l hoy comanda a las masas y eso es todo lo que interesa. As, si Bolsonaro gana las elecciones, no ser sorprendente ver la derecha tradicional gobernando juntos, actuando nuevamente en el sentido de sembrar mentiras para justificar la sistemtica dominacin. La culpa de los desastres gubernamentales siempre ser de otro y el repertorio de mentiras es siempre renovado, con la ayuda segura de los medios de comunicacin, todos ellos.

En contra de ello, hay que reinventar las formas de intervencin. Recordando siempre que es la confianza que comanda. Por eso la relacin persona / persona no puede dejar de existir. Es la confianza personal que determina la fe de las gentes. En ese sentido, insisto en el buen y viejo trabajo de base, cuando el ojo en el ojo, el conocimiento interpersonal, amoroso y comprometido, hace la diferencia. Hoy, los grupos de whats app que diseminan odio son grupos formados por personas que se conocen, que tienen lazos afectivos y confan unas en otras. Por lo tanto, el whats app es slo el medio que las unifica y comulga. l, solo, no provoca estragos. Es toda esta trama que, usando a l, se consolida.

Corriendo el riesgo de ser apuntada como una idealista romntica, insisto en el trabajo de base, que fue abandonado por los partidos. Un trabajo desarrollado por personas bien formadas, preparadas, armadas de conocimiento crtico.

La rueda de la vida no para y suceda lo que suceda, la lucha sigue. Resistimos y resistiremos.


Rebelin ha publicado este artculo con el permiso de la autora mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter