Portada :: Mxico
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 05-11-2018

Por un modelo educativo humanista, crtico y creativo que transforme urgentemente nuestra realidad

Miguel ngel Aguilar Gonzlez
Rebelin


Las reformas educativas recientes se han sustentado en el principio bsico de colocar a los estudiantes en el centro del proceso educativo, fijando la atencin casi exclusivamente en sus necesidades, posibilidades y potencialidades. Sin dar lugar a duda, lo anterior es una premisa bastante aceptable, y en ese sentido ha funcionado como correa de transmisin para dichas reformas y para la generacin de polticas pblicas, supuestamente encaminadas al logro de los aprendizajes, la adquisicin de habilidades, el reforzamiento de saberes y la consolidacin de los procesos de construccin de conocimiento.

Sin embargo, una mirada ms cuidadosa y sobre todo, la mirada y la vivencia desde el interior de las aulas evidencia como este constructo de colocar a los estudiantes al centro del proceso ha sido utilizado de manera dolosa para construir todo un andamiaje ideolgico, poltico y jurdico que centra la atencin del proceso no en los estudiantes, sino en los docentes, hacindonos ya no responsables, sino de plano culpables del psimo estado que guarda la educacin, y particularmente la educacin bsica en nuestro pas.

A los docentes se nos acusa, se nos juzga y se nos condena porque los estudiantes no logran los aprendizajes, independientemente, y a pesar, del contexto econmico y social que padecen, muchas veces marcado por pobreza y pobreza extrema; negacin de derechos humanos bsicos; y posibilidades reales de desarrollo. Tambin porque no adquieren las habilidades necesarias, independientemente de los ambientes de violencia cotidiana, crimen organizado, ejecuciones, violaciones, feminicidios y desapariciones forzadas en los que viven y conviven. As mismo, se nos cuestiona que nuestros estudiantes, no logren reforzar los saberes y consolidar los procesos de construccin de conocimientos. Desde este constructo ideolgico, poltico, jurdico y tambin cultural al estudiante aparentemente se le ha llenado de derechos, pero en realidad se le ha vaciado de obligaciones.

A casi dos dcadas de las primeras implementaciones de ests polticas pblicas instrumentadas desde el gobierno y de la mano de los empresarios, cul es el resultado? Alumnos desde primaria hasta bachillerato e incluso a nivel superior que no leen, que no comprenden lo que leen, que no pueden escribir y que son incapaces de resolver problemas matemticos simples, utilizando las cuatro operaciones bsicas. Y de todo ello, resulta que el nico culpable es el maestro.

Ante esta desoladora realidad, nuestras autoridades educativas siempre con la visin corta del despacho y con la experiencia nula de las aulas han creado como medida paliativa una serie de actividades, responsabilidades y tareas que los docentes debemos cumplir, y que en su tecncrata visin creen que con ello van a solucionar los graves problemas educativos que padecemos: planificaciones argumentadas que slo argumentan y alimentan la simulacin. Consejos Tcnicos Escolares que no aconsejan y que antes bien, consisten en el llenado de productos prediseados. Rutas de Mejora que no mejoran nada. Sistemas de Alerta Temprana que no alertan, porque ya se sabe de antemano los resultados que arrojarn. Y as, cientos de informes, reportes, bitcoras y supuestas evidencias que lo nico que evidencian es la caducidad de un modelo educativo ligado a una visin empresarial, capitalista y neoliberal de la educacin que no da ms de s.

En el nuevo-nuevo modelo educativo, los estudiantes y los docentes deben estar al centro del proceso, pues ambos son los actores fundamentales. Ni los estudiantes deben ser productos, que se forjan con calidad, ni los maestros deben ser ensambladores en las lneas de produccin de las plantas de mano de obra barata, pero competente para el mercado laboral.


Rebelin ha publicado este artculo con el permiso del autor mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter