Portada :: Mundo
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 07-11-2018

Nacin renuente a mano de obra fornea, pero pocos nacimientos
Giro en Japn, ms extranjeros

Agencias


Despus de semanas de intenso debate parlamentario, el gobierno de Tokio aprob la ley que permite que un mayor nmero de ciudadanos extranjeros obtengan un permiso de trabajo, un giro decisivo para una nacin tradicionalmente renuente a la inmigracin. La nueva disposicin est en relacin con la disminucin constante de nacimientos, el aumento progresivo de la esperanza de vida y la falta crnica de mano de obra, en una economa donde la tasa de desempleo es estable por debajo del 3%.

En realidad, la ley crea un nuevo estatus para los ciudadanos extranjeros en diversos sectores, desde los trabajos en la construccin hasta el trabajo en la agricultura y la atencin hospitalaria. "La falta de personal se ha convertido en un factor que frena el crecimiento econmico, queremos remediar la implementacin de un nuevo sistema", dijo el primer ministro Shinzo Abe durante una audiencia en el Parlamento. Bajo el nuevo plan, se emitirn dos tipos diferentes de permisos de residencia en 14 sectores diferentes.

El primero durar hasta 5 aos para los especialistas en algunos campos, pero no se les permitir traer a sus familiares. El segundo tipo est dirigido a aquellos con un alto nivel de conocimiento especfico; en ese caso, estas personas pueden estar acompaadas por familiares y decidir quedarse en Japn por un perodo ilimitado.

Para estos perfiles no habr lmite de cuota. Sin embargo, el gobierno ha dejado claro que el nuevo sistema no pretende abrir las puertas a los inmigrantes por tiempo indefinido, y que esta resolucin no marca un cambio radical en la poltica de inmigracin.

El ministro de Justicia japons, Takashi Yamashita, afirm que el nuevo sistema no equivale a "aceptar inmigrantes de forma indefinida", ante las crticas de partidos de la oposicin, de sindicatos y de sectores conservadores de la sociedad nipona por el posible impacto social y laboral de la reforma. Tambin aseguraron que se tomarn las medidas necesarias para "garantizar que se trata igual a los trabajadores extranjeros que a los nacionales", segn dijo el ministro portavoz del Ejecutivo, Yoshihide Suga, en rueda de prensa.

Organizaciones humanitarias y expertos han criticado la nueva normativa al considerar que est hecha a medida de las empresas y de la coyuntura econmica, y sealan la ausencia de polticas destinadas a fomentar la integracin de los inmigrantes y a permitir su estancia en el pas largo plazo. Segn los datos del ministerio de Trabajo y Bienestar Social, el nmero de trabajadores extranjeros en Japn alcanz una cifra rcord de 1,28 millones de personas en octubre pasado, en comparacin con los 680 mil en 2012. Los ciudadanos chinos representan el porcentaje ms alto, con unas 370 mil personas, seguidas por los vietnamitas y los filipinos. La organizacin sindical ms grande de Japn (RENGO) ha pedido un amplio debate en el Parlamento, indicando que un cambio en esta escala tendr "un gran impacto social".



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter